jasosalas Joanne Salas Orejuela

Isabela conoce a Aarón en su primer día de colegio, ambos comparten el mismo curso y crean un vínculo muy estrecho, pero la desconfianza de Aarón sobre su físico hará que las cosas cambien entre ellos, llevándolos al límite de su apoyo. Sin embargo, Isabela conocerá secretos que jamás se pudo imaginar para que ambos pudieran seguir juntos.


#34 in Романтика #11 in Романтическое ожидание 18+.

#romance #suspenso
45
10.0k ПРОСМОТРОВ
В процессе - Новая глава Every week
reading time
AA Поделиться

Prólogo

Hace tres meses y dieciséis días, mis padres tuvieron la brillante idea de que cambiarnos de nuestra antigua casa sería la solución a todos nuestros problemas —el despido nefasto de mi padre en el trabajo—, sin embargo, estábamos en la misma miseria que en aquellos días. Tuvieron que cambiarme de colegio para que mis estudios no culminaran antes de siquiera poder graduarme. Al principio me rehusaba a perder a todos mis amigos, pero un nuevo año lectivo estaba por empezar y no había mejor excusa que esa para eliminar todas mis redes sociales, empezar desde cero y quedarme en el anonimato.

El primer día fue la peor de todas mis experiencias. Había llegado tarde a clases porque se pinchó un neumático, y tuvimos suerte de que me dejaran entrar. Luego, no podía encontrar el salón, y tuve que preguntarle a un chico, que, así como yo, había llegado tarde.

—Hola, disculpa… —dije con mi voz aturullada.

—¿Hola? —preguntó confundido.

—No lo encuentro —le enseñé el papel con el número de salón y el nombre de la profesora.

—Es el mismo salón que el mío.

Sonreí. Aunque no iba a estar sola, no me sentía preparada para tener un nuevo amigo.

—Entonces, ¿cómo te llamas?

—Aarón —me cogió de la mano sin pensarlo y me llevó hasta el salón. Notó mi incomodidad y me soltó—. Lo siento, es solo que estamos algo atrasados…

—No pasa nada, me llamo Isabel…

—¿Todos te llaman Isa? —bromeó.

—Sí, pero solo mis amigos.

—Eso dolió —escondió su dolor bajo una sonrisa fingida—. Tampoco conozco a nadie, así que creo que deberíamos quedarnos juntos…

—Yo no creo que…

—Buenos días —interrumpió la profesora—. Soy Alicia González y seré su profesora de clase.

—He oído mucho de ella —me susurró Aarón—, es preferible que no la molestemos.

—¿Por qué?

—Ustedes dos… —nos señaló la profesora—. Por favor, hagan silencio, no permitiré desmanes por ser primer día de clases.

—¿Ves? —susurró de nuevo, luego de que la profesora nos quitara la mirada de encima.

—Sí, tienes razón —sonreí.

7 июня 2022 г. 3:46:28 0 Отчет Добавить Подписаться
10
Прочтите следующую главу El beso

Прокомментируйте

Отправить!
Нет комментариев. Будьте первым!
~

Вы наслаждаетесь чтением?

У вас все ещё остались 20 главы в этой истории.
Чтобы продолжить, пожалуйста, зарегистрируйтесь или войдите. Бесплатно!

Войти через Facebook Войти через Twitter

или используйте обычную регистрационную форму