cami-bermann Cami Bermann

Hoy todo parece ser igual que siempre, pero no es así, hoy llueve entonces Amanda tiene puestas unas botas de lluvia, rojas, brillantes y felices. ¿Qué pasará cuando llegue a su casa?


Infância Todo o público.

#niña #agua #nubes #botas #lluvia #cuento
Conto
0
3.9mil VISUALIZAÇÕES
Completa
tempo de leitura
AA Compartilhar

Las botas

Hoy parece ser un día como todos, Amanda vuelve de la escuela a las 4 con su mochila colgada del hombro, su uniforme (que no está tan limpio ni arreglado como esta mañana) y sus trenzas (que ya están cansadas de ser revoleadas en todos sus juegos).

Hoy todo parece ser igual que siempre, pero no es así, hoy llueve entonces Amanda tiene puestas unas botas de lluvia, rojas, brillantes y felices.

Con ellas Amanda chapotea en todos los charcos (sin mojarse las medias ni los pies, que permanecen secos) y cada vez que salta un charco, sus botas parecen saltar cada vez más alto. También camina por puentes improvisados pero al hacerlo se le pegan a los zapatos hilos, que en el río de agua se adhieren a lo que encuentran y nunca se vuelven a separar, pero a Amanda no le importa. Por último juega a no pisar las líneas de las baldosas que, debido a la lluvia casi no se divisan.

Por fin Amanda llega a su casa y deja la mochila en una silla pero esta se cae y su campera (que estaba dentro) se mezcla con las botas y se funden, ahora llega el momento de sacarse las botas pero ella no quiere dejarlas porque estas la acompañaron todo el día.

Poco a poco sus botas se van haciendo pesadas con todos los hilos y la tela que arrastra en cada paso y de repente sus botas se vuelven más grandes, tan grandes que se tiñe la habitación de rojo, como cuando Amanda limpia su pincel lleno de pintura en el agua limpia y esta se vuelve de color.

Así que, con la habitación llena de rojo Amanda casi que no puede moverse, así que decide ir afuera, pero en el patio el viento, que estaba tranquilo como suspiro de mariposa, comienza a crecer y sus botas empiezan a tomar vuelo y ella no quiere que se vayan volando, por eso las toma con fuerza, pero el viento está tan decidido que la levanta a ella con sus botas que se han convertido en un paracaídas y la hace volar por toda la ciudad, y ahora que vuela se percata de que ya no llueve y está despejado.

Amanda vuela y siente el viento en su cara y vuela tanto que se cansa así que luego decide parar en una nube, sin embargo apenas toca la suave y cálida nube, la niña de esta historia se queda profundamente dormida.

11 de Abril de 2020 às 02:27 2 Denunciar Insira Seguir história
2
Fim

Conheça o autor

Cami Bermann Mi nombre es Camila, tengo 21 años y estudio para ser maestra de primaria. Desde chica que me gusta escribir, y por fin tengo un lugar para subir mis escritos. ¡No te olvides de SEGUIRME, darle "LIKE" y COMENTAR lo que suba, así se que te gusta!

Comente algo

Publique!
María Ramìrez María Ramìrez
Es un cuento infantil?
May 07, 2020, 17:33

  • Cami Bermann Cami Bermann
    Es un cuento, puede leerlo quien quiera, no tenes que ser una niña pequeña para disfrutarlo. Es para quien quiera y le guste leer May 09, 2020, 22:25
~