Naranja Llamarada Seguir história

A
Alfon Molina


Hassio es un besado por el fuego, así lo llamaron los caballeros de la ciencia al llevárselo de casa por su habilidad de utilizar el calor corporal para generar fuego a su alrededor.


Fantasia Épico Impróprio para crianças menores de 13 anos.

#fuego #fire #fantasía #magia
5
772 VISUALIZAÇÕES
Em progresso - Novo capítulo Todos os Domingos
tempo de leitura
AA Compartilhar

Capitulo 1: Encargos

Camino en la noche oscura, puedo escuchar, un par de calles mas al este, el sonido de una de las muchas tabernas que existen en Crédica. La ciudad es un amasijo de edificios apiñados sin mucho orden, pero los mas importante es que es la capital del imperio albatrico. El castillo del emperador se sitúa en el centro de esta ciudad donde los mas ricos acercan cuanto pueden sus viviendas al castillo.

Estoy en los suburbios de la ciudad, tan cerca de las murallas que puedo sentir las antorchas en las almenaras, en esta zona tan periférica no hay nada decente,sobre todo hay prostíbulos y tugurios de mala muerte. No suelo venir hasta aquí si no es por algún encargo del caballero Hank, un joven caballero noble que me compró hace un par de meses a los caballeros de la ciencia. Me ha pedido que mate a un miembro de una familia pequeña que ha intentado aliarse con alguna casa competitiva.

Veo la puerta de la taberna en la que se está ospendando mi objetivo,, desde fuera ya se ve desagradable, en el cartel ,medio descolgado y tapando la parte superior de la puerta, se puede entrever el nombre del local, en la fachada no muy alta hay un par de ventanas tenuemente iluminadas, por la información que me ha llegado se que hay duerme mi victima.

Noto como la vela que da luz a la habitación chisporrotea, me aparto a un callejón cercano, me concentro y siento como mis manos se van enfriando, cuando el entumecimiento empieza a llegar a la palma, levanto la vista justo para ver como la vela antes encendida timidamente brilla ahora con fuerza y se apaga consumida.

Dentro de esa habitación solo queda una fuente de calor, que va de un lado a otro de la habitación sin saber bien porqué se ha apagado la vela, mi habilidad no es común aunque ya se están empezando a correr rumores de mi presencia.

Podría simplemente drenarle todo el calor del cuerpo y marcharme pero el caballero Hank me ha pedido que esta noche quiere dejar un mensaje claro, quiere que sus competidores sepan que existo y que soy de sus propiedad, por eso ha elegido a un noble de baja alcurnia, no lo suficientemente importante como para molestar al gobierno, pero lo suficientemente cercano a los demás caballeros nobles para asustarles.

Me encaramo a la pared del callejón y subo al tejado sin dificultad, recorro un par de metros hasta llegar a la fachada de la taberna, que aunque en un sus comienzos sería lisa para evitar la pillería, con los años habían aparecido huecos que me sirven de asideros. Sin mucho esfuerzo llego a la ventana, desde esta gracias a la luna llena puedo verla, está metida en la cama, su cabeza asoma entre las sabanas y su pelo rojo parece sangre, puedo ver que es una caballero noble en el collar que hay justo al lado de la cama, de hierro puro con un puño en el centro, el símbolo de los caballeros nobles, encargados de la fuerza económica y militar de imperio.

Abro la ventana con todo el silencio que puedo, veo como se revuelve en sueños. Saco un trapo de mi bolsillo, lo utilizaré para amordazarla y que no se escuchen su gritos. Me acerco, ella se revuelve en sueños, me apoyo en el borde de la cama y la amordazo. Sus ojos se abren como platos, son de un profundo color marrón y me observan atemorizados mientras intenta levantarse y gritar. Lo último que verá en vida será mi rostro pálido, mi pelo oscuro y mis profundo ojos azules. Apoyo las manos en su rostro, ella se revuelve, creo que no sabe lo que le espera, empiezo a concentrar mi calor en las manos y una vez concentrado dejo que salga, noto el chisporroteo de su carne y lo huelo, ella sigue viva, con toda la cara marcada por mis manos y con lagrimas brotándole de lo que parece que eran sus ojos. Saco un puñal de mi bota y le rajo la garganta para acabar con sus sufrimiento, noto los brazos entumecidos pero me falta hacer una ultima cosa, caliento el cuchillo que he utilizado,concentro todo el calor en su punta y trazo una H bastante grande en el suelo, tal y como me había pedido Hank.

Busco por toda la habitación algo que poder llevarme, encuentro una gran capa lujosa, negra, con algún pequeño bordado en oro y bolsillos interiores ,no es el tipo de capa que llevaría un noble, ellos eligen colores vivos, capas mas cortas y sin bolsillos. La cojo ya que la mía había acabado ardiendo en un incendio hacía un par de días. Me pongo la capa, destaca con mi ropa que aunque no harapienta se nota que no tiene la misma calidad, la camisa blanca que llevo tiene algún que otro pequeño agujero, los pantalones son unos muy usados para montar a caballo y de calzado llevo unos botines oscuros.

Una vez ya no queda nada que pueda llevarme me marcho, dejando el cadáver de aquella muchacha y un hediondo olor a chamusquina.







27 de Outubro de 2019 às 13:17 4 Denunciar Insira 5
Leia o próximo capítulo Capitulo 2: Residencia

Comentar algo

Publique!
Tenebrae Tenebrae
Debo decir que es un excelente inicio de la historia. La descripción del mundo y derl Reino son geniales, a su vez, esa habilidad de este caballero asesino de al parecer calentar/consumir/hervir/liberar calor de sus manos es muy interesante. Me ha gustado mucho.
3 de Novembro de 2019 às 10:34

J.K  Dharia J.K Dharia
hola, me gusta el ritmo que lleva tu novela, el personaje parece muy vivo! Pero echo en falta algo de puntuación extra.
1 de Novembro de 2019 às 19:12

  • A M Alfon Molina
    Muchas gracias por el comentario lo tendré en cuenta :) 2 de Novembro de 2019 às 02:38
~

Você está gostando da leitura?

Ei! Ainda faltam 1 capítulos restantes nesta história.
Para continuar lendo, por favor, faça login ou cadastre-se. É grátis!

Histórias relacionadas