Pasos Seguir história

d
daniel rubio


Los pasos están cada vez mas, la desicion es tuya. ¿Correr o morir?


Paranormal Todo o público.

#paranormal #terror #pasado #calle #ciudad #pasos #pisado
Conto
1
1.7mil VISUALIZAÇÕES
Completa
tempo de leitura
AA Compartilhar

Pasos

Esta es la cuarta casa en menos de un año a la que debo mudarme, es un poco complicado estar cambiando de residencia cada vez mas seguido pero siento que esta vez todo va ser diferente. Conseguí trabajo como mesero en un restaurante en el centro de la ciudad de New York a dos horas de mi casa, los días transcurren con normalidad pero hoy algo fue diferente y es que vi a una niña de ojos cafés, cabello castaño e impermeable amarillo parada al otro lado de la calle viendo fijamente hacia donde me encontraba pero la verdad no tenia certeza si era a mi quien observaba, no le preste mucha atención y continué atendiendo a los clientes.

Esa noche cuando salí del trabajo me fui caminando hasta a una parada de autobús y me quede allí esperando a que llegara mi transporte, cuando llego me subí y dos estaciones mas adelante se subió un hombre con una gabardina que cubría la mitad de su rostro y era tan larga que llegaba hasta la mitad de las rodillas, se desplazo hasta la parte de atrás y tomo asiento pero después de un rato sentí que el hombre me observaba, no lo podía ver directamente a los ojos pero sentía su mirada pesando sobre mi nunca, sentí alivio cuando descendí del autobús y camine unos metros hasta mi casa pero cuando pensé sentirme a salvo escuche unos pasos muy cerca de mi y no tuve la suficiente valentía para encarar a la persona que venia tras de mi, acelere el paso un poco hasta llegar a mi casa. Al día siguiente salí a mi trabajo con toda normalidad y camine unas calles para tomar el autobús pero vi al otro lado de la acera a la niña del impermeable amarillo que me observaba fijamente, me observo por unos segundos y vi como desapareció cuando cruzo un auto enfrente suyo.

Una noche me levante a las tres de la madrugada a tomar un vaso de agua, fui hasta la cocina y cuando me disponía a levantar el brazo para llevar el vaso hacia mi boca pude observar por la ventana de la cocina un auto que estaba estacionado al otro lado de la calle y un hombre en el asiento del conductor, no pude observar el rostro de aquel tipo porque la calle estaba poco iluminada y no se podía ver muy bien, no le tomo mucha importancia y fui a la cama. Paso una semana y cada noche se volvía mas recurrente, el mismo vehículo estacionado enfrente y yo cada vez mas asustado por quien podría ser el acosador que me asechaba.

Al día siguiente caminaba hacia mi casa después de una dura jornada y de nuevo escuche los pasos pero aun mas cerca de mi, esta vez me dispuse a girar la cabeza para ver quien era mi acechador y para mi sorpresa vi que era el mismo hombre de la gabardina larga que había visto en el autobús el otro día, no lo pensé dos veces y me eche a correr hasta llegar a mi casa y por el sonido de sus pisadas me percate que me estaba persiguiendo, al llegar al predio corrí hasta el sótano y me oculte bajo las escaleras pero pude escuchar como irrumpió en la casa asotando la puerta con violencia, sus pisadas se escuchaban sobre mi hasta llegar a la puerta del sótano y descendía las escaleras con lentitud hasta llegar al final, fue cuando tome el coraje de agarrar una varilla de metal que estaba en el suelo y lo golpee lo mas fuerte que pude, cayo al suelo y un charco de sangre se hacia cada vez mas grande bajo su cabeza, con el tubo revolví un poco su gabardina cuando pude observar una placa de policía, me asuste y subí a toda velocidad tomando una maleta y empacando unas cuantas cosas porque a la final no puedo dejar que me atrapen por el asesinato de esa niña.


13 de Agosto de 2019 às 04:20 0 Denunciar Insira 0
Fim

Conheça o autor

Comentar algo

Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!
~

Histórias relacionadas