Registro de A. Halblanstein Seguir história

jericoblanstein Jerico Blanstein

Primer escrito de una historia fantástica. Un grupo de investigación que estudia casos extraños en un mundo con una estructura socio-política muy distinta.


Fantasia Épico Impróprio para crianças menores de 13 anos.

#fantasia #misterio #mitología #enigma
1
3464 VISUALIZAÇÕES
Em progresso - Novo capítulo A cada 30 dias
tempo de leitura
AA Compartilhar

Estatuas Sirenoformes


Evidentemente son seres, aunque su estructura es rocosa y parecen estatuas inmóviles con la forma del torso de una mujer. Se ha decidido llamarlas “estatuas sirenoformes” porque, aunque carecen de una cola de pez que las asemeje aún más a una sirena, se las encuentra sólo en los mares o cuerpos de agua como lagunas o lochs. Es por esto que se ha propuesto este nombre. Bueno por esto y por algo más…

No se sabe de dónde salieron, que las creó o hace cuando tiempo existen. Tenemos poca información, como se ve, y aunque esto quizás se oiga mal viniendo de un grupo de investigadores, la verdad es que de lo único que disponemos es de registros de sus habilidades y unas muestras pequeñas de su estructura rocosa.

Comenzando por sus habilidades, tienen la capacidad de producir sonidos que, aún estando muy lejos de sonar como una canción melodiosa y recordando más bien a una mezcla entre una ventisca y unos palos o maderas chocando entre sí, pueden hipnotizar a una persona sin importar su sexo (una gran diferencia entre las estatuas y los seres mitológicos que son las sirenas). Estas… músicas, si se pueden llamar de algún modo, llevan a la víctimas a tener su mente concentrada en la simple “labor” de tirarse al agua y hundirse lo máximo posible, buscando un… “algo” según las palabras recuperadas de una de las víctimas a través del método conocido como “Resurrección de la cámara mental” creada por mi compañero, el  doctor R.Rotchfeil.

Se han recuperado muchas de las memorias que se encuentran encerradas en las mentes de las personas que pasaron por ese proceso de hipnosis, de las cuales no se han encontrado frases que den a entender que estas “músicas” tengan encubiertas voces o que las estatuas hablen, como habíamos postulado hace un tiempo, pensando que de algún modo estos seres hablaban con las personas, víctimas de su “encanto”, ocultando su voz en los sonidos sin gracia que realizan. Lo máximo que se ha descubierto son frases como “algo allí”, “destruirlo ya”, “corrosión”, “no comprendo esto”, pero luego de un largo estudio de muchos cadáveres se entiende que son frases creadas por las mentes de las personas y no provienen directamente de las estatuas.

Por otro lado, se logró llegar a una de estas estatuas, a través de una persona que con su fuerte voluntad “negó” el poder de estos sonidos. Descubrimos dos cosas más que interesantes e importantes… La primera es simple, un fragmento de su cuerpo rocoso.  Es piedra caliza, raro, dado sus ubicaciones y otros factores que haría imposible, en la mayoría de casos, que fueran de esta piedra.

La segunda cosa descubierta es que aun si no tiene la cola de pez característica de una sirena, bajo el torso hay una larga columna irregular hecha de roca, que al parecer las sostiene en su lugar. Lo peculiar es que, en todos y cada uno de los casos, estas columnas superan por mucho el fondo del cuerpo de agua en el que se encuentran.

Mi hipótesis, con la que concuerdan mis compañeros,  es que de alguna manera estas columnas no solo las sostienen, sino que además, las mantienen cautivas, como si estuvieran “encarceladas” dentro de esas rocas, suponiendo claro, que que haya algo vivo en su interior, y que con esos sonidos hipnóticos tratan de que alguien baje a romper su encarcelamiento.

Cualquiera puede preguntarse “cómo se puede llegar a estas conclusiones tan alocadas”, y la respuesta más simple a esta pregunta, que dicho sea de paso es más que entendible, es que con todo lo que ha visto este grupo de investigadores ya no nos queda espacio para un escepticismo cerrado a todo, y no nos queda otra que ser escépticos sólo para  dar mejores respuestas y no para negar toda posibilidad que no sea inherente al “mundo real” en que la sociedad a decidido vivir. Claro, con total derecho.

                                                   -A. Halblanstein. julio 18, año 917 de la nueva era.

4 de Fevereiro de 2019 às 00:21 0 Denunciar Insira 1
Leia o próximo capítulo Hadas de madera

Comentar algo

Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!
~

Você está gostando da leitura?

Ei! Ainda faltam 5 capítulos restantes nesta história.
Para continuar lendo, por favor, faça login ou cadastre-se. É grátis!