Parálisis de sueño Seguir história

evans_laz1545438243 L. Evans

¿Cómo has estado durmiendo últimamente? ¿Sentiste su presencia?


Horror Impróprio para crianças menores de 13 anos.

#español #original #295
Conto
0
3.3mil VISUALIZAÇÕES
Completa
tempo de leitura
AA Compartilhar

C 03-681


—Muy bien, iniciemos. Según su declaración, usted era su psiquiatra, ¿verdad?


—Así es, Adam era paciente mío. Él solía venir dos veces por semana, más que nada por obligación, nunca le gustó hablar mucho. ¿Le pasó algo malo?


— ¿Alguna vez notó usted un cambio en él? ¿Algo inusual? 


—No, no realmente. Su parálisis de sueño se había vuelto más frecuente, eso es todo.


—Muy bien... Su última sesión fue hace cuatro meses, ¿no es así? El 24 de junio. ¿Podría decirme qué recuerda de ese día? 


—Adam se había presentado más temprano de lo normal esa mañana. Se veía desaliñado, un poco más que de costumbre, y su ropa estaba empapada. Me dijo que había corrido hasta el lugar. 


—¿Le preguntó por qué? 


—Sí, pero no me respondió realmente, solo dijo que "necesitaba correr". 


—¿Está consciente de que su departamento está a tres kilómetros su oficina? 


—Sí. La actividad física usualmente es un método de relajación, es algo que recomiendo a mis pacientes. 


—¿Puede decirnos de qué hablaron esa mañana? 


—Adam me contó sobre su última parálisis de sueño. Él solía hacerlo cada vez que le pasaba. Esta última, sin embargo, parecía ser la más intensa que él había experimentado. O por lo menos eso dijo. 


—¿Puede elaborar? 


—Él... me dijo que la había vuelto a ver. 


—¿A quién? 


—A la mujer del corredor. Es uno de los personajes que suelen aparecer durante sus parálisis. Él me decía que siempre la veía ahí, parada en su corredor, ocultándose detrás de la esquina, mirándolo. Él decía que cuando él no miraba, ella se movía, saliendo cada vez más de su escondite, adentrándose en su cuarto. 


—¿Alguna vez él describió a esa mujer? 


—Varias veces, pero nunca por completo. Solo me dijo fragmentos. Decía que sonreía todo el tiempo, como si su sonrisa estuviera tallada en su rostro. Sus labios eran pálidos y rotos, extendiéndose en forma desproporcional al tamaño de su cara. Decía que sus ojos nunca parpadeaban, sino que se mantenían constantemente sobre él, viéndolo dormir. Él jamás terminó de describirla. Nunca quedaba satisfecho con las palabras que escogía. Eso lo frustraba muchísimo. 


—Bien, ¿usted estaba describiendo lo que él vió esa noche?


—Oh, sí. Él aún no se había dormido, daba vueltas en su cama. Las pastillas para dormir siempre tuvieron un efecto tardío en él. Aunque debió haberse quedado dormido sin saberlo, porque cuando él volteó su cuerpo para el lado, ahí estaba ella. Dijo que su cuerpo se paralizó el instante en que la vió. Su rostro se asomaba por el pasillo, mientras que su cabello se camuflaba con la oscuridad del ambiente. Ella lo estaba viendo por el espacio entreabierto de la puerta. Él mantuvo contacto visual con ella, en un intento de que no se acerque. Pero una sombra pasó por el rabillo de su ojo, haciéndolo reaccionar, sus ojos siguiendo la sombra. Regresó su mirada hacia la mujer ese instante, pero ella ya estaba en la habitación. La puerta se había abierto por completo. Sus ojos recorrieron toda la habitación en su busca, pero no la encontraron. Me dijo cómo su respiración se alteró, mientras sus ojos seguían buscando frenéticamente a la mujer. Me contó como él podía sentirla, lentamente aproximándose por detrás, mirándolo fijamente, sonriendo. Podía sentir como ella se acercaba, como si en cualquier momento estuviera por abalanzarse sobre él. Podía escuchar su propio corazón latir en sus oídos, mientras sus gritos eran camuflados por el silencio absoluto de la habitación. Él gritaba, pero nadie lo oía, él gritaba pero no emitía sonido alguno. Él gritaba cuando la mujer aparecía lentamente en su periferia, mientras él era forzosamente girado por una mano fría, desconocida y amenazante hacia ella. Me dijo cómo ella se inclinó a su oído, sus labios moviéndose en anticipación, susurrando. Aún recuerdo cómo sus manos temblaban mientras hablaba. Él nunca me contó el final. Nunca insistí.   


—¿Sabe cuando empezaron estas visiones? 


—Hace unos seis meses, antes de que se convirtiera en mi paciente. No obstante, él no siempre vio a la mujer. Primero inició con sombras que se escondían en el rabillo de su ojo. Decía que los veía en reflejos también, siempre viéndolo sobre su hombro... ¿Disculpe, por qué es esto relevante? ¿Le pasó algo malo a Adam? ¿Se encuentra bien? 


—Responderemos sus preguntas al final de la entrevista. Dígame, ¿cuando empezó a ver a la mujer? 


—Fue un par de meses después de que empezaron sus alucinaciones. Después de que se mudara, aunque no fue mucho tiempo antes de que regresara a su antiguo apartamento.


—¿Sabe por qué se mudó? 


—Pensó que un ambiente nuevo le ayudaría a mejorar, a dejar atrás a las sombras o algo así. Dijo que se mudaría con un amigo. No me pareció mala idea, por lo que no me opuse. No sabíamos que el ambiente desconocido solo haría las cosas peor. 


—¿Sabe el nombre de el amigo?


—Jack Dwanson. ¿Por qué pregunta? 


—Jack Dwanson fue encontrado muerto en las afueras de Riverdale hace unas semanas. Su cuerpo fue hallado en un congelador de una cabina abandonada a 20 kilómetros de la ciudad. Él llevaba ahí por lo menos un mes. 


—... Pero Adam jamás salió de la ciudad. Sufre esquizofrenia paranoide, él mismo jamás se permitió salir, apenas salía de su casa. 


—Adam no es el sospechoso de asesinato, Ms. Welsh. 


—¿Algo le pasó a Adam? 


—Su cuerpo fue encontrado colgando de un árbol en las afueras de la ciudad. Al parecer su cuerpo llevaba ahí más de tres meses. 


—¿Suicidio? 


—Homicidio. Lo colgaron de sus intestinos y le cortaron el rostro en una sonrisa. Extrañamente la causa de la muerte fue de infarto. Igualmente con Jack Dwanson. 

 Todas las personas que algunas vez estuvieron relacionadas con Adam Welner parecen ser víctimas de homicidios, precedidos por pesadillas en semanas anteriores. La causa de la muerte es siempre infarto cardiaco. 

Así que, para terminar, ¿Cómo ha estado durmiendo últimamente, Ms. Welsh?    



1 de Fevereiro de 2019 às 05:43 0 Denunciar Insira 0
Fim

Conheça o autor

Comentar algo

Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!
~