Castlevania El llanto del recuerdo Seguir história

K
Kenny Cifuentes


1480 Anno Domini. Han pasado 4 años desde que Trevor Belmont Logro derrotar a Drácula y con esto ponerle fin al genocidio que comenzó en Valaquia y se extendió por toda Europa. Samuel Belmont, Descendiente de Sangre del legendario León Belmont y familiar de Trevor, tenia una vida tranquila y pacífica, alejado de la cacería de monstruos y demonios, junto con su amada Clarice Latham, vida que se le fue arrebatada cuando su amada Clarice fue asesinada por demonios enviados por Drácula mientras él se encontraba defendiendo las entradas del pueblo en donde ellos vivían, cuando volvió para ver como estaba ella, lo único que encontró fue un charco de sangre, y a su amada desaparecida.


Aventura Impróprio para crianças menores de 13 anos.

#357 #vampiro #fantasia #accion #vampiros #castlevania
1
5000 VISUALIZAÇÕES
Em progresso - Novo capítulo Todos os Sábados
tempo de leitura
AA Compartilhar

Capitulo 1

"Non metuit mortem qui scit contemnere vitam"- Pseudo Catón.

La taberna del pueblo Tithestocke, un lugar donde no iban mas que bandidos y borrachos sin norte, Tithestocke fue alguna vez un pueblo lleno de vida y próspero, pero cuando el genocidio de Drácula trajo consigo la muerte y pestes sobre ello, no quedo nada mas que un lugar lúgubre, gris y triste. La mayoría de las familias sobrevivientes se mudaron a otros pueblos mas oportunos, dejando así Tithestocke, solo un recuerdo de lo que alguna vez fue. Allí, sentado en la mesa del bar, se encuentra un pobre diablo borracho, sus ropas de clase noble sucias y mal cuidadas, lo hacen resaltar del resto, no es un tipo cualquiera, es Samuel Belmont, Miembro de sangre del legendario Clan Belmont, familiar del gran Trevor Belmont, el primer hombre en derrotar a Drácula y traer consigo paz a Europa.

- ¡Oye! (Hipp)...Sírveme otra. - Exclamo Samuel borracho a la cantinera.

- Oye amigo, ¿no crees que has bebido demasiado?, esta es la 3 botella de licor que te terminas, deberías detenerte. – Le dijo la cantinera, dueña del bar, mientras le llenaba un vaso más de licor.

- Mira...cariño...tu trabajo aquí es servir el trago y lucir bonita, no dar tu opinión, así que cierra la jodida boca.

- ¿Y porque no mejor te largas de mi bar? – Le encaro la mujer, luego de arrojarle el vaso que acaba de servir con licor a la cara de Samuel.

- ¿Y a donde puedo ir? – Le contestó, para luego tomar la botella e irse a sentar a una mesa del bar.

Es difícil creer que ese pobre diablo moribundo y sin ganas de vivir, que se encuentra ahogando sus penas y tormentos en el alcohol, fue alguna vez un respetado caballero, fuerte, ágil...feliz...

Desde que Clarice desapareció, Samuel renegó de todo deber y legado de su Clan, no volvió a empuñar una espada desde entonces, ni a defender a los humanos de las criaturas de las tinieblas, para Samuel, el hecho de no haber estado cuando su amada mas lo necesitaba lo traumo y marco de por vida, todas las noches tenia horribles pesadillas sobre Clarice, que pudo haberle pasado, que le habrán hechos esos demonios antes de asesinarla, todas las noches, se levantaba sudando y gritando, mirando hacia su lado, esperando ver a Clarice, teniendo la esperanza de que estos 4 años de tormento y su muerte, hayan sido lo que no lo deja en paz ahora. Una pesadilla.

Mientras Samuel se encuentra perdidamente bebiendo, un grupo de 3 sujetos se le acerca.

- ¡Oye tú! ¿Es que te piensas beber el bar entero? Por aquí no nos gusta la gente como tú, esa ropa, seguro eres un hijo de papi. - Exclamo el que parecía ser el líder del grupo, hombre alto, poco gordo, calvo, con cicatrices en la mejilla y ojo derecho, llevaba un chaleco de cuero sin mangas y pantalones de tela, en su cinturón portaba un cuchillo usado generalmente para despellejar animales como liebres o castores.

- Ah sí, tranquilo,solo tomare una botella mas y me iré de aquí. - Le contesto Samuel girando levemente la cabeza, dejando mostrar una sonrisa fingida, queriendo evitar cualquier pelea innecesaria.

- ¿¡¿Ah?!?, con esa sonrisa te burlas de nosotros? - Le contesto con voz sarcástica el sujeto que estaba al lado del calvo, este era mas delgado, con camisa y pantalones de cuero, un pañuelo cubría su cabeza.

Entre la discusión sale la cantinera a hablar con ellos.

- Oigan, cualquier problema que tengan arréglenlo afuera.

- ¿Saben qué?, olviden la bebida haha, ya me voy. ¿Podrías decirme cuanto es? (Dijo Samuel dirigiéndole la palabra a la cantinera, que actuaba como calmante para la inminente pelea que se armaría ahí)

- Son 10 monedas de plata. – Corto y sencillo le respondió la mujer.

- Muy bien...veamos...déjamever...- Susurraba Samuel mientras que dentro de su camisa sacaba una bolsa con varias monedas de plata y oro en ella.

- ¡Vaya!, parece que papi le dio su mesada al niño por adelantado haha. - Exclamo el tipo del pañuelo en la cabeza.

- Tiene una muy buena cantidad de dinero ahí eh, de seguro tiene mínimo unas 100 monedas de oro.

- Exclamo el tercer sujeto que hasta el momento solo se había limitado a hacer un intento de mirada intimidante, pero su ojo de vidrio, que se le ponía bizco cada vez que se lo acomodaba lo hacía parecer gracioso.

- Yo digo que podríamos hacernos buenos amigos ¿eh? ¿Qué me dices? - Dijo el calvo llevando su mano lentamente al cuchillo que tenía en su cinturón.

- ¡Les dije imbéciles que cualquier problema que tuvieran lo resolvieran afuera! - les respondió la mujer gritándoles.

- ¡Cierra la boca perra! Muy bien amigo ¿Lo hacemos de la manera difícil? - Exclamo el calvo empuñando su cuchillo, decidido a pelear. (mientras hacía esto, sus 2 compañeros parecían sacar también cuchillos de sus ropas).

- (Bebiendo el ultimo sorbo de la botella) (Glup Glup). ¿Sabes...(Hipp)?, no me había dado cuenta hasta ahora, pero tienes un moco colgando en tu nariz desde hace mucho.- Le contesto Samuel burlándose.

- ¡HASTA AQUÍ LLEGASTE HIJO DE PUTA! - Grito el gordo abalanzándose sobre Samuel que aún se encontraba sentado.

Samuel en un movimiento rápido, empujo a la cantinera lejos de la pelea con una mano, y con su pie pateo la mesa en la que se encontraba sentado, la cual llego directamente al cuerpo del calvo, rompiéndose en varios trozos de madera y tirandolo al suelo.

- ¿Sabes?, preferiría no pelear, no estoy en forma. - Les dijo Samuel aun con la botella vacía en la mano,manteniendo una actitud confiada y despreocupada.

- Irggg (Gruñía el calvo mientras se levantaba) A ÉL IDIOTAS QUE ESTAN MIRANDO? - Le grito a sus 2 socios.

Los 3 juntos se abalanzaron sobre nuestro protagonista, Samuel pateo un pedazo de madera que había quedado en el suelo luego de que la mesa se rompió,este mismo pedazo dio directo a la cara del sujeto con el pañuelo en la cabeza,el calvo comenzó a dar cuchillazos al aire a diestra y siniestra, los cuales Samuel pudo esquivar con facilidad para luego, aprovechando el desequilibrio en el quese encontraba su rival con cada cuchillada, le puso una zancadilla y cayó al suelo, dándose en la cara con un pilar que sostenía el techo. Pese a esto igualmente se volvió a levantar, sangrando de la nariz.

Sin darse cuenta el tipo del ojo de vidrio se acerco y lo inmovilizo por detrás,viéndose apresado y con los otros 2 dispuesto a matarlo, Samuel simplemente pincho el ojo real del sujeto el cual sin resistencia lo soltó, Y en ese mismo segundo lo golpeo con la botella vacía en el rostro, la cual lo dejo inconsciente y con su ojo de vidrio rodando por el lugar.

- ¡Somos más que él! ¿cómo novamos a acabar con este payaso? - Grito el calvo desesperado.

- ¿Saben qué? (Hipp) Deberían rendirse antes de que se lastimen, sobre todo tu gordito. - Le dijo Samuel con tono burlesco.

- ¡Como te atreves ahablarle así al jefe maldito! - Grito el del pañuelo mientras se abalanzaba con una estocada.

Samuel solo se corrió unos centímetros dejando que la estocada pasara delargo, y en respuesta, le dio un buen rodillazo en la mandíbula que mando al pobretipo volando inconsciente.En un segundo que se distrajo riéndose de lo que acaba de pasar, el calvo logro darle un puñetazo a Simón seguido de un pequeño corte en la mejilla.

- Mira lo que le hiciste a mi rostro, ¿Ahora como le explico esto a tu madre? - Le respondió Samuel con tono sarcástico.

- ¡MALDITO MUERE! - Lanzo su último grito el insultado, mientras daba un salto con cuchillo en alto.

Samuel dio unos pasos atrás, mientras el gordo intentaba sacar el cuchillo que había quedado clavado en el suelo de madera debido a la fuerza con el que este lo dio, Samuel solo pateo las manos del gordo, tomo el mismo cuchillo del suelo,lo inmovilizo con una llave y dejo el cuchillo a milímetros de su cuello para decirle lo siguiente.

- ¿Sabes que amigo? (Hipp) te diré algo, eso fue bastante entretenido.

- Por favor, no me mates...arg...solo soy un pobre ladrón.- Le dijo el gordito que casi no podía oírse con la fuerza con la que Samuel lo estrangulaba.

- ¿Háganme un favor sí?,no vuelvan a este lugar.

- No...no nunca más.- Muy bien. Finalmente, Samuel soltó al pobre ladrón dejándolo casi al borde del desmayo,el desastre de mesas y vidrios rotos que había alrededor hizo enfadar mucho ala cantinera, que observo toda la pelea detrás de la letrina.

- TENDRAS QUE PAGAR PORTODO ME OISTE! - Le grito

- Claro claro (Hipp), no te preocupes, creo que con 10 monedasde oro será suficiente, toma, conserva el cambio.Fue lo que dijo Samuel, para luego tomar su abrigo y caminar hacia la salida.

- Oh casi lo olvido (Lanzo el cuchillo que le había arrebatado al calvo, el cual quedo clavado justo entremedio de sus piernas, rozando los testículos de este, el cual al ver lo sucedido lanzo un grito y se desmayó) toma tu cuchillo.

La noche era oscura y silenciosa, en Tithestocke no hay iluminación, las pocas luces que se encuentran son de velas que se encuentran dentro de las pocas casas habitadas o edificios del pueblo, la calle siempre se ve cubierta de una ligera niebla, mezclada con vapor que emana de las alcantarillas, la luz de la luna es lo único que mantiene el pueblo fuera de la penumbra. Samuel se mueve siempre a pie, a veces va a pueblos cercanos para pasear pero al final siempre termina volviendo a Tithestocke, siempre con la esperanza de que algún día,al volver a su vieja casa, Clarice se encuentre en ella, a pesar de que han pasado 4 años, la pequeña llama de esperanza de volver a verla aun brilla dentro de él.

Estando en frente de su casa, abre la puerta gentilmente, los ratones al ver su presencia comienzan a dispersarse, ocultándose en agujeros o saliendo por la misma puerta que el acaba de abrir, allí mismo puede ver una vieja mesa, un pedazo de tronco que usa para sentarse.Sube a su segundo piso, donde se encontraba la habitación que alguna vez compartió con su amada, la hermosa cama con sábanas blancas hechas de seda, cojines hechos a mano, y un intenso aroma a flores, se había convertido en un catre con un viejo colchón y una sábana sucia sobre él, al lado de este se encontraba un pequeño mueble con un retrato que había mandado a hacer de Clarice, mucho antes de que el genocidio de Drácula comenzara, es en ese mismo mueble, donde ve algo que le llamo totalmente la atención, e hizo que sus ojos se abrieran como el cráneo de un conejo cazado con un mosquete. Era una carta, que fue cerrada con el sello de Clarice, Samuel camino lentamente hacia ella, se sentó en el costado de la cama, se quedó mirándola unos 10 segundos,creyendo que todo lo que estaba pasando era un sueño, pero no era así.Abrió gentilmente la carta, solo le basto con leer la primera palabra que decía, para que se pusiera de pie y caminara hacia la puerta.


                                                                "Ayúdame..."

3 de Agosto de 2018 às 18:46 2 Denunciar Insira 3
Continua… Novo capítulo Todos os Sábados.

Conheça o autor

Comentar algo

Publique!
Gin Les Gin Les
Hola, soy Gin, embajadora de Inskpired. He pasado a revisar tu historia como parte del programa de verificación con el propósito de ayudarles a presentar un trabajo de calidad a los lectores y que de esa manera logren alcanzar mayor cantidad de lecturas. Antes de verificarla es necesario que corrijas algunas faltas de ortografía y puntuación en tu obra, una vez hecho esto comenta este mensaje y pasaré de nuevo a revisar para ponerla en verificada. Espero poder ayudarte en caso de que tengas alguna duda. ¡Saludos!
13 de Dezembro de 2018 às 21:58
CharmRing CharmRing
Nyajo, me encantó. Fue divertido ver a los típicos gamberros en el bar que buscan pleito sólo porque sí.
1 de Setembro de 2018 às 17:28
~