La anciana Seguir história

stanger23 Martín B.

Las palabras en primera persona de un joven, quien se compra una casa nueva pensando en lo bien que le ha salido. A los días se topa con algo que le cambia la vida por completo y le hace arrepentirse de haberse mudado allí. Algo completamente inexplicable hasta un momento...


Horror Todo o público. © Baychev

#casa #bruja #cuento #historia #español #drama #oscuro #locura #paranormal #scary #miedo #fantasma #misterio #terror #thriller #horror
Conto
2
6947 VISUALIZAÇÕES
Completa
tempo de leitura
AA Compartilhar

La anciana

Era un lunes del mes de febrero, un día muy malo dominado por la lluvia y la tormenta. Ya llevaba dos días en mi nueva casa ubicada en la calle "Nashville", una calle que brillaba por la ausencia de seres vivos. Invertí todo mi dinero en esta casa, porque quise empezar de nuevo después de la separación con mis padres, llevaba viviendo con ellos toda la vida.

Este día cogí el autobús para ir a trabajar, debido a que la escuela estaba bastante lejos y yo aún no tenía coche, solía usar el de mi padre. Mientras esperaba el autocar en la parada, me fijé en una mujer mayor que se sentaba muy cerca mío, más concreto, en un banco viejo y roto de madera al lado de la parada. La anciana vestía con ropa bastante antigua y desgarrada, un jersey sucio y roto que mostraba uno de sus caídos pechos, una falda que de blanca se había convertido en gris. En cuanto a su cara, se veían sus grandes ojos abiertos que parecían mirar algo concentrados, su piel seca y lo que más me impactó, su lengua, una lengua muy larga que ella sacaba con mucha frecuencia. A todo esto, iba descalza lo que mostraba sus pies horribles y sus uñas encorvadas, una imagen terrorífica.

Vino el bus y yo no dude en subirme rápido, la vieja de algún modo me había asustado y provocado nerviosismo. Durante mis explicaciones a los alumnos de los grandes autores del Renacimiento, me quedé en blanco un par de veces, debido a que me venía la imagen de lo que vi aquella mañana.

Cogí el autobús de vuelta y al llegar a la parada cercana de la casa y bajarme, mi pulso pegó un acelerón. Me encontré con la silueta de la vieja sentada en el mismo banco y en la misma posición, la gente que pasaba parecía no verla, yo era el único que notaba su presencia. El camino que daba a mi casa pasaba por ella así que decidí pasar rápido al lado suya e intentar no mirarla, pero cuando lo hice escuché una voz aterradora.

"Te espero en casa niño..."

Cuando escuché esto, le dediqué una rápida mirada y aceleré los pasos junto con mi corazón. Mientras caminaba hacia mi casa dominado por mi propia paranoia y pensamientos malignos, me topé con un señor mayor (más joven que la vieja misteriosa), que venía de hacer la compra con su bici. Decidí pararlo y contarle lo que había visto en la parada para posteriormente preguntarle si conoce a la anciana misteriosa. La expresión del señor cambió por completo, su cara fue dominada por el miedo y las bolsas con las compras temblaron.

" ¡Dios mío! La has visto... Sara... T-tterus..." - me dijo él.

Estaba por preguntarle si este era el nombre de la vieja cuando el se volvió a subir en su bici y salió disparado, como si tuviera el "Tour de France" por delante. Me quedé con el nombre. Llegué en la casa y noté un ambiente muy pesado, seguramente era mi paranoia la que intentaba asustarme. Nada más dejar mi mochila cogí el portátil, entré en el buscador y puse el misterioso nombre para toparme con algo que me hizo arrepentirme de haberme mudado, de haber dejado a mis padres, de haber cambiado de ciudad y sobre todo de haber comprado esta casa. Mi vida cambió en este momento... Las luces se apagaron...

                                         "La leyenda de Sara Terus"
                                                     (año 1744)

      "Sara Terus, la mujer que fue acusada de ser una bruja y fue condenada a ser quemada
       viva en el centro de la ciudad frente el público. A Sara se le atribuyeron más de veinte
       asesinatos a hombres de entre veinte y treinta años, quienes eran seducidos por la
       mujer para después ser envenenados y cortados en pedazos. Muchos de los cuerpos
       fueron encontrados en su casa de la calle "Jackson", ahora cambiada a "Nashville".
       Muchos habitantes de esta zona dicen haberla visto incluso 274 años después. Los
       avistamientos más frecuentes se han dado en la parada de autobuses que en aquel
       entonces era el centro de la ciudad, dónde fue quemada viva la mujer."


24 de Fevereiro de 2018 às 01:02 0 Denunciar Insira 2
Fim

Conheça o autor

Martín B. Si el ser humano se considera un animal... ¿Por qué está mal visto comérselo?

Comentar algo

Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!
~