letrasdefuego Carla Rodríguez

¿EL AMOR DE SU VIDA?, ESO ESTÁ POR VERSE...


#23 em Drama Impróprio para crianças menores de 13 anos.

#romance #drama #amor #desamor #error #desconfianza
24
16.6mil VISUALIZAÇÕES
Em progresso - Novo capítulo Todas as Segundas-feiras
tempo de leitura
AA Compartilhar

CAPÍTULO 1 - DESPEDIDA

El tráfico parecía interminable y el

cielo gris propiciaba una noche lluviosa.

Eran las 7 P.M. y aquel tren salía a las 7:10 P.M.

Dos minutos para el abordaje, y él ya no sabía que autopista tomar. ¡Estaba tan cerca!, pero las calles eran un caos.

****************************************

Aquella joven de aspecto cansado y triste, esperaba en la estación para comenzar una nueva vida. Su mirada perdida y sus ojos rojos despertaban murmullos.

****************************************

_ "¿Quién es ese loco?"...

Los escuchaba pero no importaba.

Los gritos de la gente detrás de aquel coche abandonado en medio de la autopista, y un muchacho corriendo con más impulso en su corazón que en todo su cuerpo.

****************************************

Los pasajeros buscaban su asiento. Ella no miraba a nadie. Entre movimientos torpes tomó su lugar junto a una ventanilla, observando como las nubes hacían que la noche pareciera llegar más rápidamente a cubrir la estación. Tumbó su cabeza sobre el respaldo de su asiento y cerró los ojos.

El muchacho al que llamaron loco, llegó a aquella estación a los gritos, y todo lo que repetía su voz era el nombre de aquella chica triste de mirada perdida.

Buscando desesperado el rostro de la muchacha entre la multitud, su corazón palpitaba más fuerte cada segundo. No era el cansancio lo que acelaraba sus latidos, sino la cruel idea de no ver nunca más al amor de su vida.

Por su parte, ella no paraba de recordar que él había preferido su comodidad a luchar por la relación; había dejado que se alejara. Ella se marchó de su lado, con el cuerpo casi inerte; desgarrada por dentro.

Él chico comenzó a correr a un lado del tren para ver por las ventanillas. No podía creer ni aceptar que su esfuerzo resultase en vano.

La muchacha abrió los ojos y miró a un lado... su compañera de asiento había tocado su hombro para preguntarle su nombre, ya que creía conocerla. Conversaron un rato por cortesía, pero la muchacha decidió terminar la conversación sutilmente, colocándose sus auriculares para escuchar algo de música y volver a sus pensamientos.

El tren comenzó a avanzar, cuando por fin, él la vio tras el cristal. Golpeó con la fuerza que le quedaba, aquel vidrio que lo separaba de poder rozar la piel de su ex novia, mientras se movía al ritmo de ese vagón que cada vez aumentaba más la velocidad; los golpes no alcanzaban a superar el sonido de la música en los oídos de la joven. Él siguió corriendo junto al tren intentando que la chica lo viera, pero no sucedió. Ella no volteó ni una sola vez.

El tren tomó más y más impulso y se alejó tanto como las esperanzas de aquel chico loco, el que abandonó un vehículo a su suerte por alcanzar al amor de su infancia, el amor de su adolescencia y también, el amor de su vida adulta.

La primera gota de agua cayó al asfalto, pero no procedía del cielo; era salada como el mar.

El muchacho caminó en la noche a ningún lugar. Se culpó tanto, que entró a un bar a embriagarse en un intento desesperado por aliviar su dolor.

"Yo la obligué a irse, yo la obligué a irse" Se repetía una y otra vez, mientras tomaba más de lo que su cuerpo podía soportar...

****************************************

Las luces comenzaron a alumbrar la entrada del bar, y la gente alborotada se movía en torno al morbo de ver a un chico, en vías de ser trasladado a un hospital de urgencias.

****************************************

Su celular recuperó la señal al llegar a destino, y comenzaron a llegar los mensajes del único hombre que ella amaba en el mundo.

La plenitud invadió su cuerpo. Corrió mientras su cabello volaba en dirección opuesta, y sus lágrimas caían hasta humedecer sus labios. Compró un pasaje de vuelta sin dudarlo. Ella sabía que él la amaba, y que ese amor que él siempre demostraba no podía ser mentira.

****************************************

_"¿Qué tiene mi hijo?

Preguntó la madre del muchacho.

_"Su hijo entró en coma. Solo queda tener fe. Lo siento mucho."

Respondió con compasión el médico.

****************************************

La muchacha llegó a la misma estación que la vio perdida, repleta de felicidad y esperanza por pensar que por fin, la familia que soñaba junto al hombre que tanto amaba estaba tan pronta como nunca; entonces, su teléfono sonó interrumpiendo sus pensamientos.

Su cara palideció, y sin siquiera ver las calles al cruzar, comenzó a correr sin parar de ahogarse en su propia respiración.



26 de Novembro de 2022 às 15:58 1 Denunciar Insira Seguir história
10
Leia o próximo capítulo CAPÍTULO 2 - TESTIGOS

Comente algo

Publique!
Marco Campos. Marco Campos.
Un buen trabajo pero seguiré leyendo.
July 17, 2023, 00:01
~

Você está gostando da leitura?

Ei! Ainda faltam 5 capítulos restantes nesta história.
Para continuar lendo, por favor, faça login ou cadastre-se. É grátis!