Raider. Temporada 1 Seguir história

raider-medina Raider Medina

En una galaxia diferente a la nuestra, existen 2 clases de planetas, los poderosos y los mortales. En el reino del rayo, el personaje Raider Spied baja al planeta mortal Miritan para buscar a su madre que desapareció durante la pasada guerra de reinos. Raider no sabe que clase de aventuras, batallas y personas conocerá. ¿Encontrará Raider a su madre desaparecida?


Fantasia Todo o público.

#Fantasia #Raider
0
10038 VISUALIZAÇÕES
Em progresso - Novo capítulo A cada 15 dias
tempo de leitura
AA Compartilhar

Episodio 1 - Inicia la aventura


En la galaxia 17 del universo existen 2 tipos de planetas, los reinos poderosos y los reinos mortales. Los reinos poderosos se dividen en elementos como fuego, rayo, viento, entre otros elementos. Un día, los reinos oscuros se unieron para atacar al resto de los reinos, guerra que se llamó bajo el nombre de "guerra de reinos". La guerra acabó cuando cayeron los reyes de todos los reinos oscuros, sin embargo los reyes del reino de fuego flamas y los del reino de luz también cayeron. Hubo un trágico acontecimiento, la reino del reino del rayo desapareció, se dice que fue secuestrada ya que se hubiera muerto su trono se apagaría. Resulta que esta reina es la madre de Raider Speid, quien después de completar su plan de entrenamiento se propuso en buscar a su madre por todos los reinos existentes. Raider descendió hasta su primer planeta, Miritan, uno de los reinos mortales, estos reinos no poseen ningún elemento y solo habitan personas normales y comunes. Raider nunca pensó que caer ahí le cambiaría la misión. Cayó en vuelto en un rayo, cerca de una pequeña casa en donde se encontraba una pequeña niña con su madre quienes escucharon el fuerte estruendo y salieron a ver que origino ese gran y fuerte sonido. Al salir se dieron cuenta que era una persona a la cual le salían pequeños rayos y chispas por todo el cuerpo, lo levantaron y lo metieron a su casa, se encontraba inconsciente así que lo acostaron en el sofá y esperaron a que despertara. Cayó la noche en Miritan hasta que Raider logró despertar, Tamy que es la hija y Vianey que es la madre vieron a Raider y le preguntaron algunas cosas.

Tamy – ¡Buenas noches dormilon!

Raider - ¿Ah? ¿Qué?

Tamy - ¡Vaya! No se acuerda de nada

Raider - ¿Dónde Estoy?

Vianey – Estas en el reino de Miritan

Raider - ¡Oh! Es cierto

Tamy – ¿Cómo te llamas?

Raider – Mi nombre es Raider Speid, vengo del reino del rayo

Vianey - ¿Enserio? Impresionante. Dime, que te trae a un reino mortal como Miritan?

Raider – Estoy buscando a mi madre, desapareció hace mucho tiempo en la guerra de los reinos y ahora me propuse en buscarla y nunca parar de hacerlo.

Vianey – Vaya, espero que la encuentres lo antes posible

Tamy – ¡Qué bonito! Parece que quieres mucho a tu mamá

Raider – Bueno, si la perdiste a los 5 años, deberías extrañarla mucho

Tamy - ¡Oh! Es mucho tiempo

Raider – Muchas gracias por ayudarme, tengo que empezar a buscar. ¡Ah! ¡Mi cabeza!

Vianey – Caíste y te golpeaste muy fuerte contra el suelo, no es en condiciones para caminar mucho, mejor quédate esta noche y mañana será un buen día para que empieces a buscar.

Raider - ¿Enserio? ¿No hay ningún problema?

Vianey – Claro que no, te puedes quedar con mucho gusto

Tamy – Además, la cena ya está casi lista

Raider – Muchas gracias, de verdad

Vianey – No te preocupes, nunca había tenido un invitado que sea de un reino poderoso

   Raider fue muy afortunado de dormir su primera noche bajo un techo, un techo muy bueno y humilde habitado por 2 grandes personas que serán muy importantes para Raider. A la mañana siguiente, Raider se levantó lo más temprano posible y vio que Vianey había preparado el desayuno para los 3.

Vianey – Raider, estaba pensando y quería decirte que si quieres puedes quedarte el tiempo que necesites hasta que encuentres a tu madre.

Raider – Muchas gracias, estoy muy agradecido con lo que están haciendo, quisiera pagarles de alguna forma

Vianey – No te preocupes, no hay de que

   Al finalizar el desayuno, Raider emprendió su viaje en la búsqueda de su madre.

Raider – Muchas gracias por el desayuno, tengo que irme, iniciare con mi búsqueda

Tamy - ¡Buena suerte Raider!

Raider – Jaja, gracias Tamy

Vianey – Tal vez sea bueno que inicies en el reino, ahí el rey Nestor tal vez te proporcione alguna información.

Raider – Suena bien, Iré directamente ahí. Hasta luego, ¡nos vemos en la noche!

Vianey - ¡Buena suerte!

   Con toda la energía, la moral y la autoestima muy alta y con las esperanzas interminables de encontrar a su madre, Raider, se dirigía hacia el reino de Miritan donde se encontraría con el rey Nestor. En medio del camino, se encontró con una persona que llevaba una espada en la espalda, por un momento sospechó de él hasta que se acercó a él.

Raider – ¿Quién eres?

Justin – ¿Tú quién eres?

Raider – Soy Raider, ¿Qué haces en Miritan?

Justin – Baje del reino de la luz para proteger Miritan ¿Y tú qué haces aquí?

Raider – Estoy buscando a mi madre, desapareció hace mucho tiempo durante la guerra de los reinos.

Justin – Vaya, por lo menos tienes la esperanza de que esté viva

Raider - ¿Por qué lo dices?

Justin – Porque mi madre ya murió, fue una de las 2 reinas que murieron durante la guerra de los reinos, ella era la reina del reino de la luz.

Raider – Vaya, lo siento mucho

Justin - ¡No! Claro que no lo sientes

   En ese momento, Justin sacó su reluciente y enorme espada para retar a Raider a una pelea, sin embargo, al ver su espada, se dio cuenta de que Justin se le hacía familiar.

Raider – Espera un momento, no quiero pelear contigo, además, te me haces conocido, demasiado. Creo haberte visto desde cuándo fuimos más chicos. ¿Cuál es tu nombre?

Justin – ¡Eso no te incumbe!

Raider – Pues lo siento, no peleare contra ti

   En ese momento, el chico lanzo un zarpazo con su espada que conecto con Raider, por consiguiente, Raider lanzó un rayo hacia el chico. Por un momento intercambiaron miradas hasta que el chico intentó dar un golpe sorpresa, él se movía con agilidad, pero Raider logró esquivarlo para lanzar nuevamente un rayo hacia su espalda. El chico se enojaba cada vez más y lanzaba más ataques, pero Raider seguía esquivando los golpes y así seguía lanzando rayos que poco a poco debilitaban más al chico. El chico se quedó quieto para poder hacer su "ataque especial".

Justin – De acuerdo, ya fue demasiado, es momento que veas mi espada en su máximo esplendor

Raider - ¿A qué te refieres con eso?

   Continuamente, el chico levantó su espada, de repente la espada, en la punta, comenzó a brillar hasta que se ilumino por completo. Raider estaba sorprendido, pero en ese momento empezó a acordarse de quien era en realidad.

Justin – ¡¡¡Golpe de luz!!!

   El chico, al tener completamente iluminada su espada, la estiro hacia atrás y rápidamente se movió hacia Raider. Fue tan rápido que Raider no pudo esquivarlo y recibió el fuerte golpe de la espada del chico.

Justin – Parece que al final de todo no eres tan fuerte

Raider – Ya sé quién eres (mientras se levantaba)

Justin - ¿A si?

   En ese momento, Raider levantó una mano y esta se empezó a cargar de energía de rayos hasta que Raider señalo hacia el chico y de su mano salieron múltiples rayos eléctricos que conectaron con el chico.

Raider - ¡¡¡Descarga!!!

   El chico se debilitó por completo y mientras estaba en el suelo todo electrocutado, Raider, comenzó a dialogar con él.

Raider – Te llamas Justin, tú y yo fuimos compañeros cuándo éramos pequeños, recuerdo que solíamos estar siempre juntos, éramos como hermanos, hasta que nos separaron para entrenar en nuestros reinos

Justin – Tienes razón, si me llamo Justin y ya me acorde de ti, pero, ¿no éramos 3 compañeros?

Raider – Sinceramente no recuerdo, pero dime, ¿Por qué proteges Miritan?

Justin – ¿No sabes nada de que está pasando?

Raider – Para nada, justamente llegué anoche al planeta

Justin – Esta bien, vamos al reino para que te enteres de todo

   Raider y Justin caminaron directo al reino de Miritan donde se encontrarían con el rey Nestar. Ya estando ahí, Justin le pidió a Nestar que informara por completo a Raider sobre lo que estaba pasando en el reino y el planeta. 

Justin – Rey Nestar, él es mi compañero Raider, viene del reino del rayo, quisiera que usted le informara sobre todo lo que pasa en este lugar.

Nestar – Claro, escucha bien, desde hace un tiempo aparecieron una criaturas que causan estragos, sobre todo a las afueras del reino, en las pequeñas aldeas es donde estas criaturas molestan a las personas, entran a las casas a saquear, sin embargo, lo más extraño es que no se llevan nada, como si estuvieran buscando algo

Raider - ¿buscan algo? ¿Qué buscarían en un planeta como Miritan?

Justin – Es algo extraño, yo las he visto, pero cuando quiero enfrentarlas siempre se van

Nestar – Recientemente los guardias han visto grupos de estas criaturas cerca de los montes, tal vez no sea mala idea ir directo ahí para investigar.

Raider – De acuerdo, vayamos directo a esa zona

   Raider, más que nada quería averiguar si estas criaturas fueron culpables o secuaces del secuestro de su madre durante la guerra de los reinos. Ambos partieron rumbo a la zona de los montes, a las afueras del reino. Una vez estando ahí comenzaron a buscar a estas criaturas.

Justin – vaya, aun nada

Raider – Lo se parece que han terminado su búsqueda temprano o de plano ya no seguirán buscando aquí

Justin – Oye, ¿Qué rayos es eso?

   En ese momento, comenzó a aparecer un humo negro, a una cierta distancia de ellos hasta que el humo se desvaneció y de repente empezaron a aparecer las criaturas lentamente.

Raider – No puede ser, son criaturas del reino oscuro

Justin – Igual creo lo mismo

Raider ¡Oigan! ¿Qué es lo que están buscando?

   Ninguna criatura respondió, pero Raider volvió a preguntar

Raider - ¿Qué rayos están buscando?

   Al no recibir una sola respuesta de las criaturas decidió lanzar un rayo hacia una de estas, lo cual hizo enojar a las demás.

Justin – Bien hecho Raider, ahora son todos contra nosotros 2

Raider – Tranquilo, acabaremos con ellos

   Justin esperó a que los rodearan hasta que genero un giro espada que acabó con muchos de las criaturas, una vez hecho eso, Raider comenzó a lanzar rayos y atacar a las criaturas que poco a poco se desvanecían hasta hacerse menos, sin embargo no sabían cómo aparecían cada vez más. Atacaban cada vez más, Raider seguían lanzando rayos y múltiples bolas eléctricas que desvanecían a muchas de estas criaturas, Justin continuaba atacando con su espada, tenía un exquisito talento con la espada. De repente lograron oír algo.

Silars – ¡Paren!

   De repente el resto de las criaturas desaparecieron por completo. Raider y Justin vieron como del montón de plantas salía una persona de carácter oscuro con un traje negro.

Silars – Mi nombre es Silars, si quieren respuestas yo las tengo

Raider – De acuerdo ¿Qué es lo que buscan esas criaturas?

Silars – Para empezar, se llaman, sombras y busco una de las 8 gemas celestiales

Justin - ¿Gemas celestiales?

Silars – Si, una de ellas cayó en este planeta y la he estado buscando, pero aun no la encuentro.

Raider - ¿Qué son esas gemas celestiales?

Silars - ¿No sabes qué son? Son las gemas de poder del reino celestial, ahora, las 8 están perdidas, pero con una me bastaría para hacerme tan fuerte que hare desterrar a todos los reinos que existen.

Justin - ¡Estas completamente loco si crees que eso pasara!

Raider – ¡No dejaremos que la encuentres!

Silars – ¡Jajajajaja!

   Silars se elevó por los aires, pegó sus manos y de ellos empezó a generarse energía oscura, poco a poco se fue haciendo más grande por lo que Silars extendía cada vez más sus brazos hasta que recaudo toda la energía necesaria y creo una bola grande de energía oscura.

Silars - ¡¡¡Bola oscura!!!

   Silars lanzó esa gran energía oscura hacia Raider y Justin que los hizo caer enseguida. Silars desapareció en un destello oscuro y morado

Raider – Vaya, no pensé que ese fuera el gran problema

Justin – Créeme, jamás había visto a ese tipo en este planeta

Raider – No importa, regresemos al reino a informar sobre lo que nos enfrentaremos

   Raider y Justin se regresaron enseguida al reino para informar sobre lo que había pasado.

Raider – Ese Silars puede ser un peligro para el reino

Nestar – Bueno, con lo que paso hace un momento, ya es un peligro para el reino

Justin – Es esencial proteger el reino, esa gema podría estar en cualquier lugar

Nestar – Nunca había escuchado sobre esas gemas

Raider – Necesitamos un equipo que nos ayude a derrotar a Silars lo antes posible

Nestar – Lo siento mucho Raider pero ningún guardia tiene suficientemente fuerza y poder como ustedes. Si quieren un equipo, tendrán que buscar a personas que provengan de reinos como ustedes

Justin – El rey Nestar tiene razón, ni siquiera sabemos completamente a que nos enfrentamos

Raider – Esta bien, por el momento lo intentaremos Justin y yo

Nestar – Me parece bien

Justin y Raider – Con su permiso

   Raider había tenido su primer día en Miritan, se reencontró con su viejo amigo de la infancia y conoció al que será su primer enemigo en esta gran aventura en busca de su madre, pero ¿la misión cambiara? ¿Qué son esas gemas que Silars menciono? Probablemente podamos conocer estas respuestas en los siguientes episodios.   

24 de Novembro de 2017 às 02:50 0 Denunciar Insira 0
Leia o próximo capítulo Episodio 2 - El trío se reúne

Comentar algo

Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!
~

Você está gostando da leitura?

Ei! Ainda faltam 2 capítulos restantes nesta história.
Para continuar lendo, por favor, faça login ou cadastre-se. É grátis!