raymond Sebastián Pulido

Una serie de nueve poemas que relatan en versos poéticos los pecados de la gente y la maldad del alma humana, así también expresa como muchas personas se ven incapaces de escoger un camino y son obligadas a seguir bajando hasta encontrarse en el infierno.


Poesia Oda Impróprio para crianças menores de 13 anos.

#poesia-oscura #hell #infierno #cosas-de-la-vida #229 #oscuro #poesia #demonios
3
1.6mil VISUALIZAÇÕES
Completa
tempo de leitura
AA Compartilhar

-Primer Pecado: Pereza-


Avanzamos por un camino que no elegimos,

Arrastrando los pies descalzos, caminando entre espinas.

Recuerdas los pasos que te llevaron por este sendero,

Todas las cosas que podrías haber cambiado

Y todos aquellos que te condenaron a este infierno.


Nos censuran y nos señalan por nuestras diferencias,

Nos golpean y mandan a callar por no concordar.

Nuestros padres dicen que ser diferente no es malo,

Pero todos los demás parecen decir lo contrario.

Personas que te critican y te callan, ellos son así.


Palabras que se ahogan en mares de miedos,

Promesas que se rompieron antes de poderse pronunciar.

Palabras que se callan y mueren, pudriendo tus entrañas.

Enmudecido y acribillado por el miedo, maldices en silencio

Todas las cosas que quisiste decir y tuviste miedo de declarar.


Uno era feliz, y se olvida de cómo lo ha sido.

Feliz es el ignorante que aparta la mirada y finge no vernos,

Feliz es aquél que cierra los ojos ante el dolor de otros.

Todos nos ignoran y se alejan diciendo que no es asunto suyo,

Pero cuando les toca sufrir, se caen y desmoronan en pedazos.

Egoístas y narcisistas que solo ven por sí mismos, ellos son así.


Ellos te van a tirar hasta que caigas.

Ellos te van a tirar hasta la oscuridad.

Ellos te van a tirar hasta que te vayas.


Avanzamos por un camino que no elegimos,

Arrastrando los pies descalzos, caminando sobre clavos.

Recuerdas los pasos que te llevaron por este sendero,

Todas las cosas que podrías haber cambiado

Y todos aquellos que te condenaron a este infierno.


Nos censuran y nos señalan por nuestras diferencias,

Nos patean y mandan a callar por no concordar.

Nuestros padres dicen que ser diferente no es malo,

Pero todos los demás parecen decir lo contrario.

Personas que te gritan y te callan, ellos son así.


Palabras que se ahogan en mares de lamentos,

Promesas que se rompieron antes de siquiera poderse pronunciar.

Palabras que se callan y mueren, pudriendo tu alma y corazón.

Enmudecido y acribillado por el dolor, maldices en silencio

Todas las cosas que quisiste gritar y tuviste miedo de declarar.


Uno era feliz, y se olvida de cómo lo ha sido.

Feliz es el ignorante que aparta la mirada y finge no vernos,

Feliz es aquél que cierra los ojos ante el sufrimiento de otros.

Todos nos ignoran y se alejan diciendo que no es problema suyo,

Pero cuando les toca sufrir, se caen y rompen en pedazos.

Egoístas y narcisistas que solo ven por sí mismos, ellos son así.


Ellos te van a tirar hasta que caigas.

Ellos te van a tirar hasta la oscuridad.

Ellos te van a tirar hasta que te vayas.


Cansados de no poder soñar, nos desplomamos en el suelo.

Avanzamos por un camino que no nosotros mismos no elegimos

Con alma rota y hecha pedazos, avanzamos por un camino roto.

Recuerdas los pasos que te llevaron por este sendero,

Todas las cosas que podrías haber cambiado,

Todas las cosas que pudiste hacer mejor

Y aquellos que te condenaron a este infierno.


Palabras que se ahogan en mares de lamentos,

Sollozando en silencio como un perro condenado.

Promesas que se rompieron antes de poderse pronunciar,

Un "te amaré por siempre" que jamás verá la luz del día.


Palabras que se callan y mueren, pudriendo tu alma y corazón.

"Te amo", "quédate", "vete", balas que llenan el pecho de agujeros.

Arrepentido por el pasado, rompes el silencio y maldices a los cielos.

Gritas todas las cosas que quisiste decir y tuviste miedo de declarar,

Pero tus palabras se pierden en la oscuridad, no queda nadie que las oiga.


Me pierdo, ya no sé en donde estoy o que estoy haciendo.

Siento como mis pies se hunden, como mi alma se consume.

Mis ojos se llenaron con los amaneceres de un mañana incierto,

He llegado tan lejos, pero ya no recuerdo porque sigo avanzando.

"¿Cuál se supone que era la razón de todo esto?" Me sigo preguntando.


El tiempo pasa y mi vida se consume como la arena del reloj,

El tic tac resuena en mi cabeza y aplasta mi cordura.

Mi mente se llena de pensamientos que no quiero tener,

Momentos de cobardía que acabaron con mi valor,

Personas que me patearon y me pisotearon.


Detengo mi avance en pensamientos sin valor,

Detengo mis pies en un camino que se desmorona.

Digo que será diferente esta vez, pero sé que nada cambiará.

El camino desaparece bajo mis pies, no queda otra más que caer.

La pereza que me impidió continuar es la que acabará con mi vida.

Cuando tus pies se cansen de avanzar, cuando tu voz se resigne a callar,

Cuando tu corazón tenga pereza de latir... caerás en la oscuridad.


Ellos te van a tirar hasta que caigas.

Ellos te van a tirar hasta la oscuridad.

Ellos te van a tirar hasta que te vayas.


None 0 Denunciar Insira Seguir história
1
Leia o próximo capítulo -Segundo Pecado: Gula-

Comente algo

Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!
~

Você está gostando da leitura?

Ei! Ainda faltam 8 capítulos restantes nesta história.
Para continuar lendo, por favor, faça login ou cadastre-se. É grátis!