E
Eduardo Saeta


Describe el proceso de escritura del escritor, luces y sombras del proceso creativo.


Não-ficção Todo o público.

#escritura #motivacion #lectura #autor
0
2.6mil VISUALIZAÇÕES
Completa
tempo de leitura
AA Compartilhar

La voz del escritor

Cúantas veces me he parado en el medio de la lectura pensando, casi sin darme cuenta, me percato que no recuerdo de qué van las últimas cinco frases. Solo palabras que, como grandes monedas de tela, dejé caer de la repisa de mi memoria. Muchas. Es difícil reconocerlo, pero muchas. La razón es casi siempre la misma, me indago internamente los motivos que me llevan, como escritor, a no desarrollar historias tan bellas, tan interesantes, con el suspenso justo, con la descripción exacta, con el ritmo adecuado, con las palabras necesarias. Podría seguir. Pero prefiero callar aquí un instante, una pausa. Debo analizar lo que quiero decir.

Normalmente el sentimiento que me invade está muy relacionada con la curiosidad, curiosidad que me lleva a releer las historias tratando de descubrir, describir y descifrar el método de escritura del autor de turno. Evidentemente mi éxito en tales empresas es muy limitado, siendo justo es nulo. Sin embargo, este sentimiento ha cesado desde hace un tiempo, en algún punto he dejado de hacerme la pregunta. Ya no deseo descifrar ningún método, se torna imposible, no solo descubrir, sino describir, incluso por el escritor en primera persona. Apostaría que difícilmente los escritores serían capaces de describir con facilidad su método de escritura sin incluir, en algún punto del relato, lo inexplicable. Ese hecho que sucede, simplemente sucede. Que cae desde el cielo como un yunque, o una cascada sin barranco, las frases, ideas y palabras fluyen, se dejar caer a borbotones y deben encontrar un lugar donde descansar. Existen grandes escritores que tienen la amabilidad de recogerlas y regalarlas en forma de poesía, cuentos, novelas. Ese es el hecho que debemos celebrar. No soy uno de ellos, pero se admirar quienes lo son.

Señor escritor, no malgaste tu tiempo de lector, no envidie, sea paciente, su tiempo llegará, o no, no importa, en ambos casos es justo que así sea. Eso sí, si le llega el momento, no sea rudo, tome lápiz y papel y escriba, lo que salga, si es su momento, déjelo salir, la humanidad se lo agradecerá. Quizás no la humanidad en su conjunto, pero algún humano sí. Al menos ese humano le agradecerá su cortesía. Su voz encontrará otras voces o callará, pero usted se puede ir a dormir tranquilo, ha cumplido su deber. Sea feliz, beba una copa, coma un plato de comida, ame a su familia y amigos, acuestese y descanse. Mañana será otro día, tal vez mañana si escribirá su obra maestra. O quizás mañana tampoco sabra qué escribir.

24 de Agosto de 2020 às 20:31 0 Denunciar Insira Seguir história
0
Fim

Conheça o autor

Comente algo

Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!
~