m
monica calderon


Desde niñas soñamos en tener un cuento de hadas, tener un principe bastante apuesto y una boda hermosa, tener hijos y vivir felices para siempre, en mi caso, nunca soñe con nada de eso, costo bastante tiempo lograr tener esa ilusion y logre fantasear un poco sobre tener un cuento de hadas, hasta envolverme totalmente


Récits de vie Tout public.

#emocion #morir #nacer #ilusion
Histoire courte
0
3.6k VUES
Terminé
temps de lecture
AA Partager

Y Nacio Para Morir

Cuando era niña, todas mis amigas jugaban barbies, siempre había una cursileria entre esos juegos, siempre era una bella dama con su hermoso vestido y su príncipe azul encantador y caballeroso, siempre había una boda, una familia feliz y una historia de cuento de hadas, mientras ellas jugaban yo pintaba o dibujaba cosas demasiado lindas, pero era inevitable escuchar cuando hablaban de esas historias cursis y aun mas inevitable no poder fantasear un poco de lo que algún día quería llegar a tener, por mas que me negaba a jugar ese tipo de cosas cursis y ridículas, siempre soñaba con llegar a tener una vida de cuento de hadas.

Nuestra mente se crea y se mantiene según las actividades y pensamientos que tuvimos desde niños, algunos años de nuestra infancia son significativos en nuestra personalidad y forma de pensar en la adultez, en mi caso, soy una persona con una actitud un poco fría y aveces indiferente y así crecí sin ningún problema.

El tema de relaciones amorosas no fue ningún problema, realmente tuve oportunidad de tener una relación muy larga, pero sin ningún fin, nunca hubo ninguna ilusión y ahora entiendo que nunca fue una relación formal o seria, pero a pesar de eso no me dolió tanto. Siempre creí que el compromiso va mas allá de un matrimonio, me aferraba a la idea que era demasiado cursi y patético ver a una mujer vestida de blanco y gastar demasiado dinero en un día para que toda la gente fuera a criticar "un día importante" para esa dos personas, tomando en cuenta tanta cosa, por quien agarra el ramo y mil tonterías mas, me mantuve en mi idea por que he conocido gente que se ha casado por mil razones estúpidas y menos por amor, por eso no creí en el matrimonio, jamas creí ni quise tener una ilusión.

y ahí estaba yo.. una canción de radiohead de fondo, viendo fijamente a los ojos brillosos, esa sensación de felicidad única, temblando por la sorpresa, esas ganas de llorar pero no de tristeza, sin querer decir ni una palabra por tan solo contemplar el silencio, ese momento tan único, esas ganas de gritarle al mundo cuanto amor había en ese momento, visualizar una vida eterna con esa persona, no importa cuantas cosas pasen pero la confianza y la fe de querer estar juntos para siempre, en ese momento nació el verdadero amor, nació una imagen de una bella dama con su bello vestido y su caballero encantador, nació la idea de tener una familia, nacieron las ganas de tener un cuento de hadas, nació mi ilusión.

Quise retener un sentimiento negativo en mi vida desde niña que aun desconozco el origen, nadie se había preocupado en intentar despertar eso en mi, pero ahí estaba yo, tan ilusionada armando mil cosas en mi mente por segundo, contándole a todas las personas mas cercanas a mi, la celebración de la noticia y todo eso fue fantástico, ver a mi papa llorar por la idea de ver a su pequeña dama con un hermoso vestido, me aconsejo tantas cosas pero en resumen estaba muy feliz y verlo así era un privilegio, el tenia el super poder de ocultar cualquier emoción (eso fue una de las cosas que me heredo) Haciendo la lista de invitados, tomando la idea principal, tomando consejos de cualquier señora, escuchando a mi mama las ideas hermosas que tenia, mi mejor amiga emocionadisima, no podía dejar de hablar de ese tema, queriéndole dar a una pequeña niña un hogar, una familia! no podía dejar de pensar en ese momento, aun no teníamos una fecha pero la idea, las ganas, el amor estaba ahí (suspira fuerte) Acostada en mi cama, cerrando los ojos, respirando fuerte e imaginando el día mas soñado de mi vida, recordar que era demasiado niña para pensar en una sensación así, llore, llore de felicidad, llore por el despertar de esa ilusión, llore por que era una niña triste en pensar que eso no iba a suceder nunca en mi vida, llore.

y aquí estoy yo.. con un nudo en la garganta, tratando de encontrar estabilidad, leyendo libros para encontrar paz en mi ser, con psicóloga de emergencia, con muy pocos amigos ayudándome en cualquier momento, con un derrumbe emocional y confundido, con mil deudas encima, con ganas de llorar, con miedo, con una casa vacía, no tengo ganas de nada, con una mentalidad totalmente negativa, con muchas dudas y todas sin respuesta, con una niña preguntando cosas que no puedo contestarle, duele!, Fingiendo normalidad en todo momento, todas mis emociones derrumbadas, culpándome por todo, rompiéndome en pedazos, sentí venir la soledad eterna, sentí que la vida se burlaba de mi, me sentí una niña frágil, una niña traicionada, burlada, abandonada.. me sentí demasiado mal, llore, llore de tristeza, llore de dolor, llore por mi, llore por toda la gente que se ilusiono conmigo, llore por la niña que le jure un hogar, llore por mi papa ilusionado tan ilusionado como yo, llore por el, llore hasta ya no poder, llore por que ahí mismo murió mi ilusión, llore.

24 Octobre 2019 15:37:04 0 Rapport Incorporer 1
La fin

A propos de l’auteur

Commentez quelque chose

Publier!
Il n’y a aucun commentaire pour le moment. Soyez le premier à donner votre avis!
~