July Quiere A Eliot Suivre l’histoire

chrissoel Chris Soel

Tienen un pasado juntos, un presente separadas, pero el anhelo de entrelazar sus manos persiste hasta el presente. Y todos se preguntan, porque ¿continuaran reteniendo sus sentimientos?


Romance Romance jeune adulte Tout public.

#amistad #psicologia #asperger #258
0
2.9k VUES
En cours - Nouveau chapitre Tous les jeudis
temps de lecture
AA Partager

Capitulo 1

Tienen un pasado juntos, un presente separadas,1 pero el anhelo de entrelazar sus manos persiste hasta el presente. Y todos se preguntan, porque ¿continuaran reteniendo sus sentimientos?

Ella estaba triste y confundida…

Era forzaba a obedecer y no poder decidir por si misma...

Una chica única a pesar de su condición mental y una vida a punto de desvanecer para siempre…

Los suspiros solo eran escuchados en su soledad y los recuerdos tan anhelados causaban dolor en la actualidad, sabiendo que nunca se daría por vencida al mirar aquellos ojos que siempre buscaban su atención, y de como poco a poco sus grandes temores eran expuestos, detrás de su tipico desinterés y rudeza ante todos.

July mattzon, una joven universitaria, con mucho talento en el estudio y que debe de sufrir las manipulaciones en su tan extraña vida, llena de dolor y felicidad que emite gracias a esa mascara que logro adaptar, no puede evitar recordar al amigo que se niega a abandonar a pesar de su inesperada y gozada separación.

Una historia llena de confusión, amargura e injusticia, en donde los problemas sociales con los que cada individuo nace son el día a día, pero no un obstáculo en la vida, comenzando por la amargura que fue quitada por aquel chico y de como ella comienza a querer de vuelta para tenerlo en sus brazos otra vez.


Capítulo 1

(Primera Parte)

☆Una mirada al exterior☆

Hace 10 años atrás…

- ¡la gorda July esta loca! ¡July esta loca es una demente!- le gritaban todos los alumnos que entretenido miraban la escena en donde la menor, con su gran cuerpo habia empujado a su compañera e hiso que cayera de su propia silla, justo cuando la clase había terminado y el profesor ya marchado, a lo que July solo reaccionó a empujar al niño que le gritaba más cerca y luego lanzarle su mochila.

-no… no… no lo estoy- emitió con su voz temblorosa y salió corriendo hasta la salida en la que le esperaban sus abuelos, pero estos no le vieron y continuaron esperando, mientras tanto la niña que estaba con temor, escapaba de toda persona que le mirase con esa miradas de horror por ser tan distinta.

“ yo no estoy loca, no lo estoy” se decía a si misma al llegar a un parque de un sector lejos de su hogar.

-no quiero volver-escucho el susurro de alguien y ella con su curiosidad innata se limpio un poco su rostro húmedo y al avanzar un poco cerca de los matorrales vio como un niño lloraba y mostraba indicios de haber sido golpeado.

-tengo un parche curita-le ofrecía la de cabello oscuro que se acerco y fue vista por aquel niño tan maltratado y se cohibía de ser mirado con burla por los otros niños que caminaban a su alrededor.

-quiero ese- indico con debilidad ante el diseño del parche.

-son peces muy bonitos- decía contenta y amigable a pesar que nunca lo era, que a pesar de su actuar extraño el niño se dejaba tocar en silencio ya que la niña gasto todas las cuitas y termino cubriéndole las manos y rostro al menor.

-gracias- susurro y ella escucho a la perfección debido a sus agudos sentidos y por alguna razón sintio que era alguien agradable para ella y le tomo de la mano.

-vamos a mi casa, mis abuelos siembre hacen galletas- le obligaba ir a pesar que de la otra parte se negaba y caminaron sin rumbo por la ciudad hasta que su abuela le encontró y llegaron a la gran casa antigua, situada algo alegada de todo el disturbio del centro.

-nos tenias preocupados- reclamaba la anciana y entraron a la casa para llamar por teléfono a su esposo para que regresara luego de estar buscándola en los alrededores del colegio-¿a quien tenemos aquí?- preguntaba al ver al otro chico un tanto asustado, el cual se escondía detrás de la niña.

-es un amigo- decía feliz july que lo invito de manera muy formal a comer y cuando lo fueron a buscar sus padres la pequeña se dio cuenta que aquel hombre era el causante de las heridas del chico que tanto extrañaría alguna vez.

☆☆☆☆

☆☆☆

☆☆

Actualidad...

El agua caía en su cuerpo con bastante delicadeza, junto con esa tibia temperatura ya programada, ella solo intentaba aislarse de sus alrededor tan lleno de soledad, pero todo era en vano ya que no podía evitar que las lagrimas salieran de sus ojos y se descacilaran con su rostro ya húmedo.

La joven estaba sufriendo, pero esta no sabia del todo el porque del sentimiento, solo tenia en mente que aquel cuchillo que dejaba en su bañera, no era del todo una buena idea para dejar su tentación a cortase la piel, pero si alguien observara aquella escena asimilaría que esta a punto de cometer alguna barbaridad. Pero en realidad, era todo lo contrario, asi es como ella vivía y se entendía a si misma, siendo extraña y desafiante a su manera.

-diez minutos para ser exactos- comenzaba a hablar consigo misma como siempre lo habia hecho cuando estaba sola- tienes que ir a dormir satisfecha de que no te suicidaste y que no fuiste capaz de tomar el cuchillo, muy bien July, muy bien- terminaba de felicitarse y tomaba una toalla para secar su cabello y salir desnuda a su pequeño departamento en el que solo vivía ella desde hace dos meses.

Su voz era la única que resonaba en todo el lugar, siendo que evitaba los ruidos de la televisión, radio o cualquier dispositivo, incluso desenchufaba todo electrodoméstico cuando se iba a dormir. Asi que luego que usar el secador que tanto detestaba, miro el calendario al saber que hoy era el ultimo día de vacaciones y al día siguiente debía ir a clases, en una nueva cuidad, otra universidad alejada de toda su familia que de alguna manera le hacían daño.

Sin ruido absoluto y solo con la luz que emitía desde la ventana, recordó que tenia que colocar una manta para estar en absoluta oscuridad y acomodarse con su extraña posición para dormir, siendo un buen resultado después de tomar sus remedios y despertar a la mañana siguiente en donde ya iba tarde por los efectos y su cerebro aun no despertaba del todo, asi que salió corriendo del edificio con el sonido de sus llaves de todos los cerrojos de su departamento.

“no recuerdo en numero de la sala” se apresuro a encender su teléfono y buscar el horario del cual ya iba bastante tarde y entro para ser el centro de atención de todos.

Respirando con calma intento calmar a su corazón que le molestaba incluso para respirar y poder caminar, asi que con su insignificante mirada neutral, se presento enfrente de todos, observando al profesor con desanimo, debido a que este seria su tercer año en la universidad al igual que la tercera carrera que cambiaria.

“ este año no esta tan mal” pensó al ver a sus amigos que conoció en el centro terapéutico de alto estándar del país, en donde de alguna manera se entendían a pesar de sus dificultades.

-no entiendo ¡porque no estamos en todas las clases!- se desesperaba uno de sus amigos, que tenia por defecto obsesionarse con personas en cuanto les llama la atención y ese era el caso por el cual se conocieron.

-convalide módulos- le sonrió levemente para mostrarle los documentos de aquello y este le comenzó a abrazar y ella por su parte lo aparto ya no le agradaba que invadiera su espacio personal.

-no quiero estar sin ti mi hermosa amiga, tu sabes que me esforcé por entrar a esta universidad por ti-lloriqueaba el joven alto y robusto que lo queria tocar pero ella le golpeaba cada vez que lo hacia mas de dos veces seguidas.

-no es mi problema, señor Kim- le recalcó con su típica sinceridad, de la cual todos ahí estaban acostumbrados al igual de quienes le llegan a conocer.

-en el almuerzo de mañana invite a un compañero- decía mateo que con su mano apretaba una pelota anti estrés.

-¿eh?- emitieron todos y el rubio frunció el seño al notar que encontraban que era algo extraño en el, ya que no solía llevarse bien con otros debido a su temperamento tan impulsivo en especial cuando esta enfadado.

-¿que les pasa? ¿quieren decir que no puedo hacer amigos?- expreso con rabia y todos suspiraron y July solo se levanto para entregarle una barra de chocolate, le dio una palmadita en la espalda.

-relájate o envejecerás mas rápido- le decía sin expresión alguna y luego se volvió a sentar al lado de otro de sus amigos que tenia discapacidad visual.

-tenemos que escuchar el audio libro- le tocaba del brazo George, quien no pudo hablar mas con ella debido a que Kim lo aparto.

-si, el fin de semana tengo tiempo- le respondía ignorando al robusto que la abrazaba y esta le aparto debido a que soportaba del todo que invadieran su espacio personal- tengo cosas que hacer, nos vemos- se marcho con rapidez después de ver su teléfono y solo toco al rubio oscuro ya que este no vería sus como agitaba su mano.

Saliendo con rapidez e ignorando como sus amigos se quejaban debido a que nunca tenia tiempo, tomo la micro que justo se estaba deteniendo para que subiera otro, asi que con su respiración agitada comenzó a llamar a su madre y avisarle que iría a su casa.

“porque no eligieron la misma ciudad para separarse” se quejaba en su mente luego de ver como su padre le pedía que le visitara en el trabajo y con su rostro sin emoción alguna se apresuro a donde su madre y ayudarle con el aseo de la casa y organizar sus cuentas.

-tienes que transferir esto y este-le mostraba sus anotaciones en el cuaderno y en eso llegaban su hermano menor que le miro de mala gana y solo saludo a su madre.

-pídele dinero a tu padre- regañaba Luis que miro de inmediato las cuentas.

- papa se enfado conmigo y el dinero que te envió de mas, es el mío- le explico a su madre sin tomar en cuenta al mas alto.

-¿y porque tienes tanto dinero, acaso no te basto con estar en la tercera universidad ¿acaso crees que es fácil ganarse el dinero?- se quejaba al entrometerse y comenzar a empujarla del hombro constantemente.

-no me toques…- le miro fijamente hacia arriba y apretó su mandíbula para no golpearlo, asi que solo tomo su mochila y se fue del lugar, sabiendo que todos estaban acostumbrados a su actitud.

“ estúpido humano” se quejo y fruncía el seño para tomar otra micro e ir a otra ciudad, viendo como el paisaje se colocaba anaranjado por la tarde y suspiro cansada.

-hola- se saludaron padre e hija al mismo tiempo y no se hablaron mas ya que ella sabia que hacer y solo saco de su mochila una bebida energética y se acomodo e la computadora para solucionar los problemas con las finanzas que su padre siempre arruinaba con su incompetencia al estar acostumbrado a tener trabajadores a su mando.

-July, a pasado tiempo- le hablo el programador que entraba a la habitación con varios computadores y ella solo le hiso una seña y continuo con su trabajo hasta la media noche.

-¡Padre! Tomare tu auto, mañana te lo traeré-le avisaba desde la entrada del pequeño edificio y vio como este le hiso una seña para que subiera al piso en donde el vivía.

“ ya no esta enfadado” concluyo al ver que seguramente ya no recordaría cuando le insulto por ser tan arrogante.

-quédate, mañana te puedes ir a primera hora- le proponía y le entregaba una paquete de papas fritas, ya que sabia que eran sus favoritas.

-lo siento, pero no puedo- le negaba y sacaba la llave de su bolsillo- recuerda que puedo escuchar muy bien y no es agradable como hablas con esa mujer-apuntaba a la otra habitación y antes que el mayor le respondiera salió corriendo al estacionamiento de la parte de atrás y prendió el vehículo para salir con rapidez a la su ciudad.

-quiero comer una hamburguesa…- se hablaba a si misma y comenzó a recordar sobre una serie que había visto con sus amigos y sonreía de la nada cuando recordaba algunos momentos.

Estacionándose en plena calle subió a su departamento y se quito casi toda la ropa y se recorto en su cama para dormir hasta el otro día, siendo que despertó con dolor de cabeza y dudo en tomar medicamento, asi que apretó los diente y luego se dio cuenta que le dolía la mandíbula asi que de mala gana salió del lugar para ir a clases y sin mirarse al espejo llego al estacionamiento para ir a clases y luego recordar que tendría clases hasta medio día.

“ se va a enojar” pensó al Saber que llegaría tarde a dejar el vehículo.

-¿que comeremos?- llego de la nada su obsesivo amigo que comenzaba a abrazarla y ella le empujo algo cabreada y le pidió al cajero lo que deseaba y se sentó sola en una esquina del casino.

-quiero estar sola- regaño al notar que todos sus amigos se cambiaban de mesa para comer todos juntos.

-ya lo sabemos- le tocaba George que con delicadeza le entregaba una barra de chocolate, ya que era costumbre para ellos regalarse una cuanto alguno se descontrolaba con sus propias emociones.

-ayer no llegaste a tu departamento- le decía kim que con exigencia esperaba su respuesta.

-mi madre necesitaba ayuda y mi padre también- explico sin interés y se dio cuenta que estaba el chico que fue invitado por mateo.

-hola- le saludo mirándole fijamente.

-un gusto, soy Nico -respondió el otro chico y se dio cuenta que este estaba jugando en su celular.

-¿también lo juegas?-se emoción July y todos comenzaban a hablar del juego que incluso habían libros con historias de los personajes por lo que todos se integraban a la conversación.

-ya es tarde, debo de acompañar a mi novia, debe de estar aquí- se levantaba mateo y todos se despidieron y ella recordó que debía entregar el vehículo y salió corriendo al estacionamiento.

-Eliot…. -susurro casi sin aire al notar que mateo saludaba a una chica y esta estaba acompañada de su querido amigo.

-¡mas cuidado!- le gritaron al momento que ella de golpe frena al no ver que se habían detenido por el semáforo.

“no mire no mires” se decía desesperada al saber que era un punto de atención y sentía como sus lagrimas comenzaban a salir y en cuando pudo acelero para no tener que verlo y sentía que todo su cuerpo se hundía en dolor al anhelar estar a su lado y poder volver a lo de antes.

-era solo tu amigo- se secaba las lagrimas al querer darse una idea que ni ella entendía del todo.

“hoy… no debería mirar el cuchillo” pensó al volver a casa y saber que era peligroso el incentivar su tentación de acabar con su vida.



Continuando con sus actividades a los días siguientes, llego el fin de semana en donde otra vez no podría descansar ni tampoco ducharse como es debido, es por eso que evito verse al espejo y notar su sucio y desordenado cabello que junto con su aceitoso rostro que tanto asco le daba, solo se limitaba a ignorarse a si misma para no perder el tiempo, pues debía de ayudar a su madre en su que haceres del hogar y también a su padre en su empresa que luego de irse a la banca rota, a logrado subsistir gracias a los trabajos extra de su hija y los buenos contactos que el tenia.

-padre…- hablo la joven con algo de inseguridad y espero a que el mayor le mirase, luego ella suspiro al saber que se sentiría culpable con su madre.

-dígame- contesto y ella le mostro sus datos bancarios en un papel.

-ya no me pases el dinero atreves de mi madre por favor- dijo sin expresión alguna y el sabiendo que su hija era tan extraña simplemente acepto y ella se fue del lugar sin decir palabra alguna, ya que desde hace un tiempo noto que su madre no le entregaba todo el dinero que le correspondía, tanto para su gastos y su mensualidad de la universidad.

-solo no pienses en eso- susurro para si misma al bajar de la micro y notar que Georgio le esperaba en la entrada.

-Escuchemos el audio libro-hablo al saber que era ella por sus pasos fuertes.

-me ducho y voy al departamento- le toco el hombro y entro con rapidez para estar lista e ir al departamento de 2 piso mas abajo en donde dos de sus amigos de hospedaban y vivían juntos.

-¡Ahhh!!-gritaban los dos amigos luego de estar escuchando atentamente de sus audífonos y sentir como kim los abrazaba por los hombros.

-dijiste que seria un relato romántico- se quejaba July después de ser interrumpida y estar aterrada por la dramatización de un libro de terror.

-pero son parejas- se justificaba al quitarse los audífonos.

-no me jodas, casi me orino enzima- continuo quejándose y se fue a sentar al sillón dejando solo al castaño y su obsesivo amigo veía en su celular el perfil de una chica en la red social.

-ella es Catherine- explicaba al mismo tiempo que miraba a atentamente sus fotos subidas al internet.

-solo no la acoses….- se limito a decir tras estar saliendo del departamento y antes de irse dudo un poco, a lo que se volvió a dirigir al robusto- acompáñame a mi piso- dijo con seriedad y ambos jóvenes se rieron ya que ella era miedosa cada vez que hay un tema de espíritus o asesinos seriales.

Ya sola otra vez, miraba recostada en el suelo el blanco techo de su ha habitación y de como habia una pequeña gota de otro color que le hacia imposible dejar de mirarla.

“corrector” pensó y de su mochila saco el lápiz blanco y con dificultar quito la mancha y suspiro aliviada.

-que es… ¿lo que estas haciendo?- hablo al mismo tiempo que su mente recortaba a su querido amigo de cabello revoltoso y agradable voz según ella.

Cansada otra vez de tener que soportar a sus compañeros de clases que ella considera inútiles, caminaba con rapidez por la calle hasta llegar a la parada de Autobús y otra vez ir donde su padre, asi que sin amino alguno se sentó y al mirar por la ventana vio como mateo, su temperado amigo caminaba tomado de la mano con alguien que le parecía familiar.

“solo es tu imaginación…” concluyo y suspiro ante la sensación de cansancio en todo su cuerpo.


\\(☆^☆)//


28 Juillet 2019 19:53:41 0 Rapport Incorporer 0
Lire le chapitre suivant Capitulo 2

Commentez quelque chose

Publier!
Il n’y a aucun commentaire pour le moment. Soyez le premier à donner votre avis!
~

Comment se passe votre lecture?

Il reste encore 1 chapitres restants de cette histoire.
Pour continuer votre lecture, veuillez vous connecter ou créer un compte. Gratuit!