janette-martin Janette Martin

Andrea descubrio el día de la boda, que su flamante y millonario marido, era gay, y solo la uso, por las apariencias. Esto la dejo destrozada. Por lo cual, se fue a vivir al otro lado del mundo. Eso parecía una buena opción, para olvidar todo, y no sentir los ojos de la gente juzgando. Pero todo perdio sentido, cuando uno de los CEO, de la empresa donde trabaja como asistente administrativa, puso el ojo en ella. Lo que la llevo a terminar enamorada, y embarazada.


Fanfiction Groupes/Chanteurs Interdit aux moins de 18 ans. © ®️ Todos los derechos resevardos. No sé permiten adaptaciones.

# #fanfic #bts #yoongi #romance #btsfanfic #18 #novela #amor #army #lemon #taehyung #traición
1
114 VUES
En cours - Nouveau chapitre Tous les dimanches
temps de lecture
AA Partager

Decisiones.

—¿Estás segura de esto? —cuestiona mi madre, perdí la cuenta, de las veces que me ha hecho esta pregunta.


—¡Si, mamá! Estoy tan segura, como hace dos meses, cuando compre mi boleto de avión, y como lo estuve, hace 6 meses cuando inicie los trámites en la empresa que trabajaré, y tan segura como hace un año, que decidí mudarme a Seul —se preocupa demasiado, y le cuesta entender, que necesito de verdad, rehacer mi vida.

En un lugar nuevo, con gente diferente, encontrar otra forma de vida.


—Ya pues, no tienes por qué hablarme en ese tono —me toma de las manos, y nos guía, a sentarnos al borde de la cama, para después, abrazarme—, es solo que, aún no digiero, la idea de no verte en mucho tiempo... que te vayas al otro lado del mundo, solo, por qué tú matrimonio no resultó como esperabas.


¡Y ahí está! tenía que venir a recordar las malas desciciones de mi vida.


—¡Mamá! tu más que nadie, sabe que lo necesito, no puedo seguir viviendo aqui, siento que me asfixio. Verás que seré muy feliz. No había esperado algo tanto en mi vida.


Lágrimas gruesas comenzaron a brotar de mis ojos, no sé si eran de felicidad, o por qué ya no podría abrazar a mama cuando se me antojara.


—Si, tristemente lo sé, pero, ¿¡no pudiste elegir un lugar más cerca!? ¿¡Tenía que ser Corea del Sur!? ¡te vas lo más lejos que pudiste! —deja salir un sollozo que parte mi corazón. Odio ver triste a mamá.


—Ya lo sé, me voy muy lejos, pero, mamá, ¡los surcoreanos están guapísimos! —mamá deja salir una carcajada que renueva mis energías.


—¡Imagina que encuentres a uno que sea como Lee Min-ho! —ella se sonroja y nos hechamos a reír, ambas somos fan de los actores, y los k-drama.


—¡Ni me lo digas! Ojalá, para así caer redondita en sus brazos— me dejo sobre la cama de forma dramática.


—Bueno Andrea, termina de preparar tus maletas, prepararé la pasta que tanto te gusta —, mi madre, se queda parada en el umbral de mi puerta, me mira con mucha ternura, y me dedica una dulce sonrisa antes de irse a la cocina.


...............................................


Una ves sola en mi habitación, me siento en la silla de mi tocador. Mirándome al espejo, pienso, en todo lo que sucedió, y que me llevo a tomar está decisión.


Primero que nada, deben saber, que soy una persona muy fuerte, puedo soportar, casi cualquier cosa.

Y que, a pesar de ser bastante guapa, soy una chica muy comedida.


Muchas personas me quieren, y a decir de mi familia,"soy un pan de Dios".

Me encanta hacer felices, a las personas que me rodean. Y no tengo problema, en ayudar a alguien, cuando me necesite.


Me encanta, ver la expresión de felicidad, en alguien cuando me ve llegar. Pero, con todo y eso encima, mi ex, me hizo ver la vida, de una manera distinta.


Y no hablo del día de mi boda, no, hablo del tiempo que invertí, en hacer que mi relación funcionara.


Todo para que el estúpido de Josué, echara todo a la basura. Estube en una relación con el, durante 5 años. Que, a decir de Lily, ya se veía venir lo que me esperaba, pero no lo quise aceptar.


Estaba enamorada, o al menos eso pensaba. Le llamaba amor, a esa extraña relación, que había entre mi novio y yo.


Llevándolos un poco, al contexto de mi relación. Josué y yo, comenzamos a salir, en el último semestre de la preparatoria. Antes de eso, éramos muy buenos amigos. Fue justo en este tiempo, que él me propuso estudiar, Administración de Empresas.

Porqué su papá era dueño, de una gran tequilera en Jalisco, y según el, tendríamos trabajo asegurado, al salir la universidad.


Accedí, ¿quien se va a negar a estudiar con un pie dentro de una gran empresa?


Continuamos saliendo en la universidad, pero yo me la pasaba encerrada, estudiando, sacando los trabajos de Josué, y los míos. Y todo porque me sentía en deuda con el. Así que, no quería que fallara. El se la pasaba de juerga, con su mejor amigo, Fernando, que nunca me agrado, ya que siempre hacia "bromas" y "comentarios inocentes" sobre el descuido en el que tenía a Josué, y que a ese paso, hasta el podría robarme su amor


Cuando terminamos la carrera, decidí estudiar una maestría, y poder tener, un mejor puesto en la tequilera. Fue también en ese tiempo, que Josué me pidió matrimonio. Acepte de inmediato, le debía tanto a él y a su familia que jamás lo rechazaría.


Justo el día de mi boda, fue cuando él me mostró su verdadero ser. Fue una suntuosa ceremonia, en la hacienda de su familia, no puedo negarlo. Enfundada en mi hermoso vestido, y ni hablar de él, ¡uff! se veía espectacular.


No podía pedir más, era el escenario digno de una princesa, pero en medio de la fiesta perdí de vista a mi esposo. Se acercaba la hora de partir el pastel, busque a Fernando, pero, tampoco tuve éxito.


Entonces corrí dónde Lily, que andaba por la fiesta, levantando pasiones, con su entallado vestido rojo, que se adhería, a su curvilíneo cuerpo. Buscamos por toda la hacienda, pero no había señales de mi esposo o su mejor amigo.


De pronto a Lily, se le ocurrió la maravillosa idea, de que le tomara fotografías en la bodega de las barricas.


—¿De verdad Lily? ¿En este preciso momento!? —parece que no me escucho, cuando dije, que ya era hora de partir el pastel.


—¡Vamos Andrea! solo te tomara un par de minutos, además le das tiempo a Josué para que aparezca, mientras me tomas unas lindas fotos para insta, ¿Si? ¡Por favor! —me rogaba, como si de esas fotos dependiera su vida.


Accedí, la novia fotógrafa, murmuré.


Llegando a la bodega de las barricas, comenzamos a oír gemidos y susurros. Lily llena de morbo, puso su dedo índice sobre su boca, para que guardara silencio, mientras yo le hacía señas para salir del lugar.


No quería interrumpir a los amantes. Pero ella, me tomo la mano y fuimo a hacia adentro. Ella siendo tan atrevida e inoportuna, llevaba el celular desbloqueado, y listo para grabar. La verdad, que ahora amo la ocurrencia que tubo.


Ahi estaba frente a mis ojos, la cereza de mi pastel del bodas, Josué y Fernando, follando como nunca había visto en mi vida.


Estaba en shock, no pude pronunciar palabra alguna. Josué se subía el pantalón, mientras Lily, grababa la escena, en medio de un ataque de risa. Ahora ya le logro encontrar la gracia.


Para no hacerles el cuento largo, mi amiga y yo, maquinamos un plan, que me beneficiaria mucho, y a ella también.


Llegamos a un acuerdo con él. Presente a Lily, como su amante, montamos pruebas falsas y arme un teatro frente al juez. Al cabo de 2 meses, nos dio la absolución del matrimonio.


A cambio Lily, recibiría un millón de pesos, y yo recibiría 2 millones, más una jugosa indemnización, por parte de la tequilera.


La verdad es poco, para todo el dinero que se carga Josué y su familia. Además, era el precio que debía pagar, por mi silencio.


Yo sé que él merecía ser feliz con Fernando, pero, ¿por qué a costa mía? No permití que pasara por encima de mi, nunca más.


Fue ahí cuando decidí, irme a Corea del Sur. Había visto tanto k-drama, que me pareció la mejor opción. Iría a Seul, y entonces, conocería a un chico que solo tuviera ojos para mí. ¡Mentira! ¡No gracias! Estaba harta de que a dónde fuera, la gente murmuraba a mi espalda.


Quería ir a dónde nadie me conociera, dónde nadie supiera lo que me hizo Josué, sin nadie que me diga: “Andrea, no pasa nada si el ve otra mujer, tu siempre tendrás el título de esposa...”


Ah sí claro, podría ir a decirle a él lo que piensa, por qué, el muy cabron se equivocó, y fue y se cogió a su mejor amigo el día de nuestra boda.


Es por eso que lo decidi, tengo dinero, no tengo compromisos, tarde un año pero aprendí coreano, tenía mi título y mi maestría, ¡siento que el mundo es mío!



17 Juillet 2023 00:45 0 Rapport Incorporer Suivre l’histoire
1
Lire le chapitre suivant Capitulo 1.

Commentez quelque chose

Publier!
Il n’y a aucun commentaire pour le moment. Soyez le premier à donner votre avis!
~

Comment se passe votre lecture?

Il reste encore 16 chapitres restants de cette histoire.
Pour continuer votre lecture, veuillez vous connecter ou créer un compte. Gratuit!