Entre las llamas Seguir historia

A
Andres Steiner


Descripción primaria de un supuesto depresivo en un debate algo particular


Cuento No para niños menores de 13.

#drama #existencial
Cuento corto
0
989 VISITAS
En progreso
tiempo de lectura
AA Compartir

El camino a la decadencia (I)

¿Cómo deseas que comience con este pensamiento extraño?

Comenzaré por un silencio subjetivo y luego me hundiré en las profundidades de mi propio espacio espectral. Las cosas que veo me hacen sentir una fragilidad emocional que me hacen sentir que las cosas toman una forma singular y extraña, que me inquieta, pero a su vez me vuelven alguien con una división subyacente de la idea de ser la sombra de mi propia forma de existir. Si, te lo dedico a ti, querida invitada de las tinieblas. ¿Qué soy yo? No sabes nada, ni nadie me ha visto en ese estado de psicosis.


¿Qué soy realmente?


Soy un ser miserable, despreciable que busca ser distinto de su yo que yace entre mundos quebrados y pensamientos turbios. Soy un ser sociópata desde una linea metafórica que se guía hacía lo figurado desde un enfoque descendente y me veo en la oscuridad inherente de mi nihilismo que es negado al escuchar tu nombre y al ver tu rostro lleno de todo lo que veo en mi propio ideal. Soy un ser despreciable, aciago y desgraciado y me río de mi mismo por pensar en que nada de eso piensas tu de mi, pues yo parezco normal, cuando soy un degenerado monstruo con cuchillos de palos, apuñalándose lentamente y cayendo hacía el umbral de la locura y el pesimismo. Soy un ser desviado de toda normalidad, pues no puedo ser feliz y tampoco puedo fingir ser alguien alegre porque me veo desfigurado y me siento como un ser que yace activo en su propia fantasía que asciende entre tu ausencia y mi presencia perpetua en el sin fin de las tinieblas que gobiernan mi realidad, próxima a las fantasías proyectadas por el crepúsculo que conecta mis deseos prohibidos con mi sentido común y eso me hace arder por dentro y me vuelve loco y me encanta cuando puedo liberarme entre alaridos y un sufrimiento que me hace romperme lentamente, mientras veo la realidad distorsionada, salvo cuando te veo a ti, pues eres mi cordura y mi consciencia, que me grita que sea alguien normal y me pide que no escape de esta ni me deje persuadir por los demonios que yacen dentro de mi. Soy un depredador y tu mi presa predilecta y eso me excita mucho, pues me encanta que huyas de mi, mientras yo te persigo y tu aterrada me ves como lo que deseo ser en realidad. Soy un ser salvaje, ocultado en una superficie agradable, soy un ser miserable y no eres capaz de verlo, pues nunca me has visto llorar, ya que vivo en un sitio de cristal y nadie puede oírme bajo la existencia de una dualidad que divide nuestras posturas sobre lo que es ser un individuo lleno de virtudes y defectos. Ahora mi singularidad es mi refugio de los carroñeros que buscan consumirme, mientras me abraso minuciosamente y me auto defino progresivamente como un muerto viviente, pues no puede vivir después de haber muerto. Ahora, si yo estoy muerto


¿Quién es esa persona que vive en mis entrañas?


Ahora soy un renacido que vive como solías vivir como lo hacías tu y me da gracia que te tomes eso con un humor y alegría, mientras desciendes lentamente hacía el abismo que te hace caer por siempre hacía un pozo sin fondo y que te hace sentirte como un prisionero de tu propio tormento y te hiere y te abre la piel y se mete y te comienza a devorar por dentro, mientras tu cuerpo se descompone y uno sonríe porque al fin va a morir de verdad. Es un hermoso día, estoy disfrutando la historia, mientras desviarme hacía los brazos del caos y volverme un ser perturbado es ahora una experiencia llena de luciérnagas que sólo llegan a verme para caer en este ambiente apagado y tormentoso.


¿Estas disfrutando verme sufrir?

Soy la víctima de mi propia miseria y no compadeces por mi, desgraciado. Dime

¿Por qué no puedes verme ?


Claro que no puedo verte, porque actúas como la víctima, pero en realidad eres patético y por eso mereces estar como estas. ¿No puedes verte ahora?


¿Por qué no puedes apoyarme, si ves que me hundo entre la triste visión que percibimos juntos en el infierno nihilista y nadie me rescata, salvo tu?


Nadie puede salvarte, por que tu deseas estar muerto y lo disfrutas como si fuera el tesoro más preciado. Dime

¿Cómo puedo compadecerme de ti, si estas feliz de lo que ves?

Eres miserable y eso te alegra, tu mismo lo dijiste y ahora quieres decirme que estas mal, cuando estas mejor que nunca. No tienes idea de lo que es ser una persona infeliz, pues no puedes serlo sin antes estar feliz por ser un bastardo.

¿Cómo puedes decirme eso?

Si gustas, puedo seguir, de cualquier manera, no puedes tocarme y no podrás detenerme, ya que tu estas muerto y yo soy quien reside en ti ahora. Tu eres un miserable por que estas perdido en una idea superficial que proviene del hecho de que otros te vean con lástima, cuando en el fondo te sientes genial que los demás te vean como una aberración, pues te auto defines como alguien único y deseas ser así para no desaparecer sin ser recordado por los demás como una paria que representa la idea trastornada de un infeliz que busca contaminar a otros con tu amargura y falso nihilismo existencial, pues si fuera lo contrario, tu habrías desaparecido desde hace mucho y yo estaría bailando sobre tu tumba.


Cállate

¿Crees que me conoces lo suficiente, como para decirme que estoy feliz por ser infeliz?


Bueno, desmiente me y te daré la razón. Dame una razón para creerte y te creeré. Manipúlame y yo te seguiré hasta donde puedas llegar. Te gustaría la idea, pero no puedes porque eres débil y no quieres ser fuerte en realidad, ya que te acostumbraste a ser débil, para buscar tu fuerza en la desesperanza.


Déjame


Eres un cobarde, porque no puedes enfrentar la realidad. Eres un ser patético, una figura trágica y deseas que otros te vean así, porque puedes beneficiarte de la pena y la compasión de la gente que no ve fuera del contexto en que estás.


¿Quién te crees tu para decirme eso a mí?


Si aún no lo deduces, te lo diré. Yo soy quien reside en ti y a su vez aquel que se proyecta fuera de tu cuerpo. Somos un ser que vive dentro y fuera de ti mismo, porque eres un creador y a su vez un espectador de un esencia semejante, pero que buscan interceder en posturas equivalentes y de semejante consecuencia. Aquel que vive dentro de ti ya me contó lo que necesito saber y yo me limito a decirte lo que eres desde un enfoque consistente a la creación de tu propio contenido y el desarrollo de tu propio contexto existencial.


¿Cómo sabes que no te ha mentido?

No puede mentir, ya que le diste la facultad de sentir tu culpa y por lo tanto no puede se deja ver como un libro abierto, el cual me va diciendo como debo llevarte a un extremo u otro.


En fin, no deberías escucharme si no quieres, al fin y al cabo soy sólo lo que es porque tu eres real y es inevitable que como tu sombra, te diga lo que no deseas escuchar de otros. Ahora me gustaría saber algo


¿Quién es la querida invitada de las tinieblas?


Es algo que habita dentro de ti, pues representas lo mismo que ella. Es tu igual, desde una visión particular y siempre que la veo, me puedo ver a mi mismo como un ser que se transforma en un extraño ante sí mismo, pues no puedo sentirme decaído, ni miserable, ni quebrado moralmente. Sólo puedo sentirme alejado de la oscuridad y su seguimiento. No temo sentir que puedo desesperarme justo a aquella invitada de las tinieblas y me siento a gusto con su compañía, mientras me veo renacido entre ciertos puntos y siento que puedo ser feliz por un instante.


Vaya hipócrita.

¿No ves que estas auto destruyéndote cada vez más rápido?


Por eso eres infeliz. Pierdes tu identidad de ser lo que eres y por eso no eres capaz de mirar tu visión de la luz. Esa presencia es la que te vuelve un ser corrupto dentro de sí.


¿Qué puedo hacer ?


Creo que no lo ves. Estas dividido y te fragmentas por segundo. Ahora eres una división de varios tu y no eres capaz de controlar a cada una de tus particiones existenciales. Tu disyunción original es ahora parte de tu principio y define tus acciones que suelen ser inconsecuentes con la idea principal de estar en el umbral de un margen de extinción que es derivado de la sola idea de ver el progreso de un juego macabro entre seres que provienen de tus fantasías y son sólo

parte de un destino, el cual es sentir la soledad entre fragmentos, siendo que están juntos, pero a su vez su vecindad es una singularidad en su continuidad espacio temporal y por tanto no pueden acceder unos a otros, bajo una idea algo distorsionada de las leyes de la existencia. En parte, no puedes hacer mucho si ese fuese el caso, pero a no ser que los universos colisionen en un concepto de leyes algo descarriada, entonces puedo decirte que la solución es ver nada más que un único estado que permanece invariante ante la idea de congeniar con sus vecinos más próximos y por tanto no reducir su ideal a una continuidad absurda en la abstracción uniformada por la percepción extensa de lo que definimos como autentico y entonces no ser más que lo original que yace en tu ideal concepto de unipersonal ente y ser, cuyos estados físicos y consciencias son cercanos y próximos a la elevación de la distorsión cruenta, que es desarrollada entre sin sentidos y cuestiones algo absurdas que conviven secuencial mente y se mantienen en un aparente orden, mientras no pueden negar la existencia de un estado entrópico, el cual va tras ellos y tiende a despedazarlos, mientras este se desarrolla en la sub trama de otros eventos que son irrelevante para el suceso. Dime


¿Eso responde a tu pregunta?


Claro que no !!


Entonces es la mejor respuesta que puedo darte. Te pregunto ahora


¿Qué quieres hacer tu?


No lo sé.


¿Estas mejor?


Claro que no


Estás mejor


Te juro que si sigues burlándote, no se que haré


Si, estas muy bien. Lo que me dices es símbolo del amor que sientes hacía ti mismo


¿Qué tal si me mato?


Diría que eres estúpido, pero creo que sería otra forma de decir que estas contento con que la gente te vaya a recordar como un ser que huye de la vida. Además, tu no tienes un verdadero motivo para morir.


¿Qué tal si decido hacerle daño a tu yo real?


Vaya astucia la tuya, pero no lo harías ya que amas tu estado actual, en el cual puedes decir que eres miserable, pero no actuar. Por favor, deja de mentirme, si yo sé quien eres en realidad, la pregunta aquí es:


¿No será que tu te mientes a ti mismo?

No es cierto !!


Prueba que yo estoy mal. No importa que hagas, no puedes decirme que estoy mal, a menos que me mates y tengas la última palabra, pero no puedes, porque yo soy parte de ti desde una perspectiva más cercana. Te vuelvo a preguntar


¿Quien eres tu ?









30 de Noviembre de 2019 a las 14:40 0 Reporte Insertar 0
Continuará…

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~