El niño que no hacía caso Seguir historia

nancy-cruz1553831740 Nancy Cruz

Debo atribuir esta historia a un pequeño apreciado por mi, el cual me narro como sucedieron los hechos que relatan la vida de un niño que no obedecía a sus padres, todas y cada una de las palabras aquí descritas son desde su corazón y para su corazón, esperando que sea de su agrado.


Cuento Todo público.
Cuento corto
0
485 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

La visita de un amigo

Había una vez un niño llamado Joel, el cual tenía 9 años, aunque él tenía 9 años era un niño muy rebelde, sus papas eran amables y muy serviciales, ellos cada domingo asistían a la iglesia, desde pequeñito el niño siempre había obedecido pero desde que recibió el obsequio de su abuelo no quería más que jugar. Sus padres le animaban para que Juntos fueran a la iglesia, sin embargo por más que le insistían prefería quedarse en casa a Jugar con un videojuego que recién le había regalado su abuelito, los padres al ver que no obedecía no le obligaron y el quedo en casa solo.

Un día mientras él jugaba, perdió en el videojuego por lo que el tomo un balón y de coraje lo aventó a la ventana y este se rompió puesto que era de cristal, cuando vinieron sus padres, le preguntaron que había sucedido, pero el mintió diciendo, -Fue el viento que sopló muy fuerte y rompió el cristal, esa misma noche escucho una voz, que le decía -Porque has pecado. – El niño muy espantando, dijo con voz temerosa, - ¿Quién eres?

-Soy yo Jesucristo, hoy note que no querías ir a la iglesia, y no conforme con eso, has mentido a tus padres, ¿No te han contado quien soy yo?

-No, no he escuchado de usted señor.

-Pero ahora ya sabes quién soy, Yo estoy aquí para cuidar de ti, pero me pone triste el ver que no deseas saber de mí, sobre todo me pone triste que mientas de esa manera.

-¡Señor! Lo lamento mucho en verdad, yo estaba equivocado, y no volveré a desobedecer, a partir de ahora, seré un niño obediente.

Desde ese día el niño, no desobedecía a sus padres, y les ayudaba incluso en los deberes de la casa. Cuando este pequeño encontraba a otros niños, les contaba sobre Jesucristo, y los niños le escuchaban, también estaba muy entusiasmado en ayudar a otras personas, e insistía a sus padres en visitar a los ancianos para que no se sintieran solos.

12 de Noviembre de 2019 a las 19:41 0 Reporte Insertar 1
Fin

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~