Dioses mortales Seguir historia

P
Perla Gonzalez


El Dios de los Cielos ha decidido castigar a sus hijos y los ha mandado a la tierra para que entiendan el dolor humano. Los tres Dioses aprenderán a sobrevivir en sus cuerpos mortales sin saber las consecuencias que estaban por venir.


LGBT+ Sólo para mayores de 18.

#secta #239 #china #32816
2
590 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los lunes
tiempo de lectura
AA Compartir

00.- El Dios desea castigar

En el cielo, se encontraba un palacio de jade, donde sonaba la música y las mujeres danzaban con la melodía. Sus caderas se movían como la elegancia de una serpiente y sus manos acariciaban sus cuerpos. Sus miradas eran coquetas, sus rostros llenos de sudor era provocativo y llamaban con lujuria al hombre que las observaba.

El hombre sonrió mientras se dejaba toquetear por las otras mujeres que lo alimentaban, ninguna se quejaba de lo que hacía y es que estar con el Dios de la guerra Guan Yu era un placer servirle.


La música terminó y las mujeres inclinaron la cabeza al terminar su danza. El Dios de la guerra aplaudió y pidió de nuevo que bailaran.

Las chicas que lo alimentaban rieron y susurraron en su oído.-Deja que descansen y permite que nosotras bailamos para ti.-


.-Suena excelente ..¡Entonces que las bailarinas me alimenten!.-


Las bailarinas sonrieron e intercambiaron de lugar. El hombre tomó a una de la cintura y la sentó en su rodilla.


.-Aliméntame.-


La mujer rió y tomó entre sus dedos la fruta roja y se lo dio en la boca.


La puerta del palacio se abrió sin avisar, interrumpiendo la danza y la música.


Una mujer de cabellos negros entró a la sala donde se daba el acto.


El Dios de la guerra sonrió.- Hola, ¿Viniste a bailar para mi?.-


La mujer frunció el ceño.- ¿Es así como tratas a tu hermana?, ¿Como una cualquiera?.-


Las chicas la miraron y decidieron retirarse ante la mirada de la Diosa.


La Diosa de la luna Chang Ge, miró a su hermano con suma molestia.


.-¿Estás molesta? o ¿Estás celosa?, no te preocupes siempre serás mi favorita.-


.-No digas estupideces y levántate, padre....-


Guan Yu no esperó a que terminara de hablar y se levantó del sillón, camino hacia el pasillo y agrandó su sonrisa cuando tuvo a su hermana enfrente.


.-¿Ahora que quiere el viejo?-


.- Solo desea vernos... tiene algo importante que decir.-


.-No quiero ir.-


.-No es una pregunta.-


.-¿Es así?, bueno solo espero que no sea aburrido, ya que estaba divirtiéndome como ni te imaginas.-


.-Como si me interesara.-


Chang Ge agitó su cabello y salió de la sala. Su hermano se carcajeo y la siguió.


Los dos caminaron hacia el palacio de su padre, mientras los rayos del sol iluminaban sus rostros, el cielo no era diferente al de los humanos.


.-Buenos días hermano y hermana.-


Los hermanos voltearon y escanearon el pasillo. Su tercer hermano los miraba con una sonrisa en el rostro y se acercó hacia ellos.


.-Al parecer a los tres nos quiere ver.-


Guan Yu sonrió y palmeó la espalda de su hermano.- ¡Claro!, ¡Somos sus hijos!.-


El Dios de la abundancia Cai Shen, era el hermano gemelo de Guan Yu lo único que los diferenciaba eran los ojos ya que él los tenía rojos, mientras que los de su hermano eran color verdes.


Su hermana no había visto a su hermano desde hace tiempo y solo logró superar su consternación después que escucho a Guan Yu. Los fulmino con la mirada y siguió con su camino.


.-Hermana... ¿Le hecho algo malo?.-


.-No, ella siempre se enoja con todo el mundo.-


Cai shen sonrió.- Ella se enoja más contigo.-


.-Aun así me quiere, vamos o si no matara a alguien.-


El palacio de su padre estaba hecho de oro, ya que representaba la luz de la nación, las grandes puertas se abrieron ante sus presencias, había un hombre de edad avanzada sentado en el pasillo, su larga barba blanca llegaba hasta el suelo y vestía ropas extravagantes y en el lado opuesto estaban sentados unos hombres vestidos de Esmeralda. Debido a que los dioses aparecieron, toda la charla se detuvo y miraron hacia los hermanos.


Liu Bei sonrió cuando vio a sus hijos.- Me alegra que estén aquí.-


Los tres hicieron una reverencia.


Chang GE alzó su mirada y preguntó.- ¿A qué se debe su llamada padre?.-


El Dios rió, ante la pregunta de su hija.- Se que saben porque están aquí.-


Guan Yu alzó la mano.- Si supiéramos, mi hermana no hubiera preguntado.-


Liu Bei frunció el ceño y señaló a su hijo .- ¡Guan Yu!, ¡A ti es al que debo mandar solo!,¡Eres tan imprudente!.-


Chang alzó una ceja.¿Mandar? ¿A donde?.-


Su padre se aclaró la garganta.-A la tierra.-


El rostro de su hija se oscureció poco a poco.-¿Disculpa?.-


.-Disculpa aceptada, pero no es necesario.-


Cai Shen no había pronunciado palabra alguna, pero decidió preguntar.-¿Por qué?.-


.-Por varias razones, número uno, Cai Shen eres demasiado amable, siempre aceptas sin pensarlo dos veces, es tu mayor defecto. Número dos mi querida Chang Ge, eres demasiado altanera y muy sincera, eso puede lastimar a los demás y Guan Yu..¡Tu pequeño bastardo eres el peor de mis hijos!.-


Guan Yu rió histéricamente y extendió sus manos.- ¡Te volviste loco!, ¿¡Esa es tu manera de enseñarnos?!.-


.-¡Tienen que aprender a ser mejores dioses!.-


Guan Yu sacó su espada y señaló a su padre.- ¡Ni loco iré a la tierra! y si es necesario te mataré para detenerte.-corrió hacia su padre.


.-Eso ya lo veremos.- chasqueo los dedos.


Una luz los cegó, mientras sus cuerpo se desintegraba.

.-No tendrán sus poderes y sus armas, reencarnaran en cuerpos humanos para comprender.


Escucharon mientras sentían como sus almas eran desprendidas.


7 de Octubre de 2019 a las 20:05 0 Reporte Insertar 2
Leer el siguiente capítulo 01.-El Dios de la Guerra reencarna en un sinvergüenza

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 1 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión