Soledad...A Dónde Vas Seguir historia

shokugeki-nosoma1568478824 Shokugeki NoSoma

La vida pareciera maravillosa, cuando tienes la felicidad a tu alcance. Pero, una vez cierras tus ojos , te das cuenta que regresa la oscuridad. Y la soledad te envuelve, solo acompañada de espíritus que dan la fuerza para poder seguir adelante.


Fantasía Viaje en el tiempo Todo público.

#fantasia #guerra #amor #superación #odio #Fantasmasydemonios
0
408 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 15 días
tiempo de lectura
AA Compartir

PRÓLOGO

Mire hacia el cielo. Como si fuese absorbida por el profundo y oscuro que este era. Lo mire como si estuviese encantada por él. !Ahhhh! lanzo este gran suspiro.

Eso me hizo recordar a una historia que escuche hace un tiempo atrás. Si mi memoria no me falla uno de los líderes de “LEGION”, estuvo narrándola durante una noche que acampamos; mientras realizábamos nuestro trabajo.

Se trataba de una guerra civil en la época feudal, un pequeño poblado en el que vivía un maestro llamado Zen. Llegando la noticia de que un temible general se dirigía a su dirección para invadir y tomar la zona. Con la llegada del ejército toda la aldea huyó, con la excepción del anciano maestro. El general, tras encontrar la aldea prácticamente desierta y sabiendo de la existencia del anciano, ordenó que el maestro Zen se presentará ante él, pero este no lo hizo.

El general rápidamente se encamino hacia el templo donde el maestro descansaba. Furioso, sacó su espada y acercándose a la cara, gritándole que si no se daba cuenta de que estaba simplemente parado delante de quien podría atravesar en un instante. Con gran tranquilidad, el maestro Zen le contestó que precisamente el general estaba ante alguien que podía ser atravesado en un instante. El general, sorprendido y confuso, terminó haciéndole una reverencia y marchándose del lugar.

En algún momento de la historia menciono que esta reflejaba la cualidad del auto control emocional y el valor de tener la capacidad de mantenerse sereno en cualquier circunstancia. El caso es que “cualquier cosa” puede pasarnos en “cualquier momento”, perturbados ante ello no nos conduce a nada.

No sé por qué, me vino esa remembranza a mi mente en este preciso momento. Tal vez se deba a que me encontraba analizando el próximo movimiento que iba a realizar.

Tan pronto me di cuenta, ya había llegado una hermosa alborada, la cual indicaba otro día lleno de placeres cotidianos. Tan cotidianos que a veces pensaba ya eran parte de mi rutina diaria.

Una rutina que me aburría, y en ocasiones me llenaba de desesperación. De pronto comienzo animarme a mí misma diciendo: "LO HARÉ MEJOR LA PRÓXIMA VEZ”. Es una manera de mantenerme alerta, o tal vez por encima de lo opuesto a mi mente. Porque mi cuerpo tenía claro que el agotamiento era más allá de lo esperado.

¡Vamos a quien miento! es algo que ha estado dando vueltas por mi cabeza bastante tiempo. Debo de cargar con ese deber con el cual me convertiré en la Destrucción del Mundo, que se encuentra bajo mis pies.

¡Qué irónico, (chasquido)! Salvar al mundo. Nunca fue mi intención, ni jamás lo será. Pero, gracias a que perdí la apuesta, tengo que hacer algo que realmente no me gusta.

Y eso que varias veces escuché al anciano <<Servir y ayudar a la gente de este país>>. Ni que fuera idiota, si no me pagan por mi trabajo, se pueden ir a la mierda.

Dejando mis revoloteados designios a un lado, me levanto del lugar en donde me encuentro mostrando una pequeña sonrisa. Quizás es una forma para levantar mi ánimo.

Debo terminar lo que he de comenzado.

Soy Sword Mairen, residente de Cipreses. Profesión *Jäger* desde los 21 años. Aún sigo en este trabajo, no gano una gran fortuna, pero me permite sobrevivir con lo necesario. Lo que más me importa son los <<bezahlen>>, y el que YO cumpla con MI trabajo. El resto me da igual.

De nacionalidad mixta entre raza asiática y europea, mi físico extremadamente extraño causó confusión entre todos aquel que me ve.

Cabello rubio y largo, con un cuerpo voluptuoso, con gran fuerza física, ojos azul cielo que palidecen en contacto con la luz. A pesar de mi estatura promedio, parezco ser más alta debido a la figura delgada que tenía.

Antes de convertirme en *Jäger*, forme parte del ejército de mercenario más grandes de su época los Gurkha. ¿No tienes idea de que estoy hablando? ¿Cierto? Gurkha, era una especie de ejército militar que es una etnia nepalí conocida por su ferocidad en la batalla. Armados de su cuchillo curvado kukri, guardado en los cuerpos especiales.

Cierto que antes participaba con el grupo "LEGION", denominado como una tirajo el cual era un grupo de pequeña escasa que realiza sus labores solo por dinero. Otros les llamaban **νομάδε**.

A lo largo de estos senderos los cuales eran transitados por varios obstáculos para todos ellos. Su sueño era abrirse camino en el mundo, matando aquellos monstros y encontrando tesoros. Si podían ganarse una recompensa en su camino, sería mucho mejor. La verdad no era nada: los aventureros terminaban sus luchas y volvían a su vida cotidiana. Debían darse cuenta que todo tiene su momento y su lugar. Sin embargo, hay personas en estos lugares, que tenían sus manos llenas, aún conservaban su devoción y diligencia de preocuparse por otros. Esas personas se juntaban y creaban algo que era como los antiguos lugares de reunión.

En este momento me encuentro dirigiéndome hacia mi nuevo destino. Cada vez que realizo algún viaje de éstos, aprovecho a conocer lugares, cultura, comida, tradiciones etcétera. Ya dentro del bosque, me introduzco en él. Es en ese momento mi vista se desliza observando a un grupo de personas que se encontraban más allá de la esquina. Aunque los siga viendo, admito de no tener ningún amigo.

No es porque no me guste hablar con otras personas, o porque soy desconfiada, ni demasiado perezosa para relacionarme con los demás. Es como si yo quisiera voluntariamente evitar hacer amigos; en pocas palabras, simplemente soy incapaz de hacer cualquiera de esas cosas.

Apareciendo una media sonrisa y diciéndome a mí misma: “Ni siquiera fue tan impresionante que podía alejarlos.”

Mi vida todavía estaba llena de problemas. No podía haber alguna razón al irse solo en un viaje de ida, sin nada que ganar. Si por mí fuera no hubiese aceptado este trabajo. Pero, en realidad la cantidad a pagar es muy difícil el no poder rechazarlo.

Sin embargo, ya saliendo del bosque me encuentro con ciertas personitas que a medida que voy dando pasos por el estrecho camino de la cuidad de Chester han sido algo así de truhan.

Entrando ya a la cuidad cual se encuentra situada al noroeste de Inglaterra, en la frontera con País de Gales. Tiene ciudades vecinas tan importantes como Liverpool o Manchester. Llegar a ambas ciudades es bien fácil ya que está bien conectada por tren. Aunque la verdad preferí venir caminando; puesto que para mí es un ejercicio cómodo, me permite preparar el cuerpo para cualquier ocasión.

Actualmente en la capital del condado cuenta con una población de aproximadamente 120,000 habitantes. En esta época es cuando recibe más. Admito que es una ciudad amurallada mejor conservada de Inglaterra, quizás por sus ruinas romanas o quizás por sus encantadoras casas medievales que recorren un casco antiguo peatonal lleno de sabor y ambiente.

Durante mi caminar noté que en la playa había un arrecife de coral único en este lugar con forma de media luna. No llegue a ver si había puerto, eso significa que estoy un poco desconcentrada por el calor.

Para las personas que vivían aquí, su cultura al parecer tenía mucho que contar más sobre sus dioses. Menos mal que solo voy de paso. Uffff.

El colmo se me ocurrió llegar en esta temporada, la cual se ha convertido en un tremendo lío. Menos mal que apenas comienza el calor, pero este calor es el que me esta ¡MATANDO!

Cierto hay mucha gente, que no pueden obedecer órdenes del ejército, ya que estos mismo eran odiados universalmente, por la forma en que manejaban ciertos asuntos diplomáticos.

Bajo circunstancias normales, podían ser encarcelados o dados de baja deshonrosamente. Incluso aquel que no obedeciera, perdería su título de nobleza; si es que tenía alguno en su poder. Incluso rechazaban su propia existencia, sin importar los servicios realizados por ellos anteriormente.

Pensando en que vivimos en un mundo completamente algo obstinado, lleno de apariencias. Todos ellos están colocados por diversas posiciones sociales. En primer lugar estaban los magnates. Estos eran compuestos por marqueses, condes y duques. Eran propietarios de las grandes extinciones de tierras. Además vivían en el castillo y su ocupación principal era la caza.

En el segundo puesto están los nobles esos eran los del puesto de vizcondes, barones,… señoreaban extensiones de tierras más pequeñas.

Y por último los terceros rangos esos eran los caballeros. Estos, poseían solamente un caballo y un arnés (armas, armadura…). Vivían en un noble de rango superior y constituían la guardia personal.

La vida es y será siempre algo sin esperanza. Vivimos a oscuras a medida que nos aferramos a fragmentos brillantes que aparecen de vez en cuando, y luego pensamos volver a esos fragmentos con una sonrisa nostálgica en nuestras caras.

¡TONTA! ¡TONTA! y mil veces ¡TONTA! aunque intente entender a los humanos, ellos jamás lograrán acaparar mis sentidos. Probablemente no necesito explicar el por qué.

Escuche una historia en la cual habían pasado muchos años desde que la luna se volvió un mundo de la muerte. Vamos si realmente la luna, es la muerte ya todos estuviéramos expirados. Creo que esto es una idea ilógica de su parte. Aunque técnicamente para empezar era un mundo de la muerte para la humanidad, así que, quizá era más apropiado decir que había regresado a la normalidad.

Mire a mí alrededor, confundida y realmente asombrada de la esencia que había allí y de la nada estuviera en un lugar completamente habitado sin nada más que algunos jóvenes, porque la mayoría eran de edad avanzada.

Vamos, vamos tienes que caminar por aquello que se ha creado, un camino fangoso sin fin que no tiene ningún significado en absoluto, y que, naturalmente, no se te permite salir. Es un sistema de esperanza. ¿Creencias algo rara no? pero, es así. La humanidad me interesa un divino, lo único que necesito es vivir.

Tan concentrada estaba observando la cuidad, que me encuentro con un casi, joven atractivo, pero no era un hombre. O mejor dicho no es humano, es diferente al resto. Digamos que diferente de un humano...

"¿No puede ser... hoy también? Es que acaso no conocen dar algo de tiempo en mi propia vida.”

Bueno, sea lo que sea, espero que solo no haya venido a darme problemas. Porque vengo a resolver cosas que aún quedan al pendiente en esta ciudad. Sigo caminando en dirección a mi finalidad.

Al instante alzó la mano e intentó cubrir mis ojos del sol, pero la verdad era algo imposible. ¡Oh rayos! como podrías olvidar algo tan importante como esto.

"Todo es demasiado molesto."

No era como si lo encontrará desagradable, aunque se sabe que es un fenómeno completamente natural del Sistema Solar. ¿En realidad se sentía bien? Honestamente siento que estoy a punto de desmayarme.

No sé si será por este maldito calor o el hambre que me lleva a tener divagaciones. Podía estar cómoda o quizás ser egoísta, y tener un objetivo más claro.

Los rayos del sol están cayendo perpendicularmente sobre este lugar, obviamente ocupando su posición más alta en el cielo, exactamente arriba de nuestra cabeza, creo que a ese punto es llamado cenit; como consecuencia no se proyecta sombra alguna. Increíble, en buen momento arribe.

No había garantía para nadie, ni siquiera para mí el que el translucido calor infernal, nos salvemos de quemarnos. O secarnos como pasas. La única manera de sobrevivir es con inteligencia.

No importaba porque pase lo que pase me propuse una meta. Encontrarle. Debo encontrarlo a cualquier precio. <<¡LO JURO!>>

Desde la coyuntura, suelo fijarme sobre un árbol de manzanas. Parecía llamarme insistentemente o era el hambre que tenía mi estómago que comienza a gruñir.

Se veía desde la distancia donde me encontraba un pequeño camino que corría hasta el pueblo, al lado de los campos, ahora coloreados con la puesta del sol.

Al menos eso parece, o el hambre me está matando.

"¡Que manzanas más bonitas! Se ven deliciosas"- gritó tan fuerte como como mis pequeños pulmones pudieron.

"Deseas alguna de ellas visitante?"-fue el dueño de la granja.

Sorprendida miro al campesino que me ofrece la fruta del árbol.

"¿Puedo...?"- interesada le pregunto.

"Adelante." -me sonríe, transmitiéndome su felicidad.

Tome algunas llevándolas conmigo. Puesto que el viaje era "BASTANTE " largo. Aproveche la oportunidad y preguntándole al campesino por cierta dirección la cual me indico. Dirigiéndome al lugar, no sin antes agradecerle por las manzanas y su ayuda incondicional.

Estando en la Calle Eastage llenas de gente realizando sus compras, localizo la tienda anotada por *Smith*. No me había dicho era que esta cuidad perteneció a la edad media, y todos sus edificios eran prácticamente iguales. Por eso, me confundía a cada momento con algunas de las calles.

Perfecto, di con la tienda que buscaba The Widing Steirs, librería del Señor Parks quién era mi contacto.

Entre, tan pronto me vio tenía el paquete preparado. Recogiéndolo, voy de regreso a la calle; caminando hacia el lugar indicado en la caja.

Miré hacia el cielo, percibí "algo andaban mal". Las nubes comenzaron a balancearse adelante y atrás. Mi corazón empezó a latir más rápido. Mi presentimiento dio en el blanco.

"Está cerca."

De momento escucho una especie de voz, o más bien parecían gritos y aullidos eran tan terroríficos que podían helar la sangre de un dragón y el alma del mejor guerrero.

"Vete, humana."

La voz era muy resonante, tronadora sacudiéndome hasta lo más profundo. Era extraño escuchar esa voz, no sé porque, pero realmente me hizo muy feliz, tanto que esgrime una gran sonrisa.

"Vete. No me gustan los humanos".

Su voz era más bien de disgusto, odio... Odia a los humanos. Creo que nos llevaremos muy bien. Aunque la verdad tenía el cuerpo de un humano. La verdad es que yo también los odiaba. ¿Por qué? nadie veía mi valor. Ni siquiera mis propios compañeros. Muchas veces fui utilizada y traicionada. Solo existí para ensalzar la gloria de otra persona y sucedió a la sombra de esa persona.

Después de todo, seguí actuando por mi propia voluntad durante un tiempo, incluso después de que el Sacred Eclipse me poseyera. Esas cosas, fueron cosas que hice por mi propia voluntad……”

Al final ese ser daba a entender que aparentemente, había estado esperando en vigilancia en todo momento.

"¡Está bien! No soy como un humano normal."

Como todas las cosas que existen y existirán, en esta Tierra cosas que no vemos, cosas que no entendemos.

... ¿Cuántas veces me he hecho esa pregunta ya? La respuesta es la misma de siempre; no hay nada de qué preocuparse. Pero, ¿por qué estás tan obsesionada con esa pregunta? ¿Adónde quiero llegar realmente? Sabía la causa, pero aun así, este rápido cambio de actitud me dejó solo el mirarlo fijamente.

Solo yo, YO sí puedo entenderlas, puedo verlas y puedo enfrentarlas. Solo yo puedo abrazarlas y acabar con ellas. Por eso estoy lista y preparada para cualquier cosa llamada “EL FINAL”.

Es por ello que abro los brazos tanto como pude. Mostré las marcas henna en mis muñecas, las cuales indicaban que su rango en el mundo espiritual era alto. BINGO...creo es la hora de montar tribuna. Considerando todo, el que sea una buena guerrera; además de buena exploradora.

A pesar de su rapidez, indiferencia y su forma de andar que parecía bulliciosa, su armadura era extrañamente silenciosa. Puede que parezca un simple Geistein, sin pisar ni una rama, ni patear ningún objeto a la vista.

De momento el viento se abría paso a través de los árboles, tajante a través del aire como una guadaña, haciendo que mi corazón pareciese helado de miedo. La pesadez que se sentía en los alrededores podía describirse con solo una palabra: oscuridad. Sin embargo, no era oscuridad total.

Observe que las aves revoloteaban arriba en el cielo convirtiéndolo en forma nocturna, digamos que parecía casi tan brillante como si fuera una mentira. Hubo una luz provocada por los colores de la oscuridad brillasen más suntuosamente. Era de día, el bosque cual era de un lujoso verde, al llegar la oscuridad logró convertirlo en algo retorcido; parecían como tentáculos enredados entre sí. Tan embelesada quedé con lo sucedido que no me percate, estaba siendo atacada por el espectro.

"¡...Ugh!"

Al momento deje escapar un gañido, cuando sentí un dolor agudo, identificando de donde proveía. Miré la parte trasera de mi mano, la causa era una gran herida en mi cuerpo; en forma horizontal se lograba ver una línea roja que cruzaba mi costado. El muy desgraciado me había cortado.

Mis pies aun sosteniéndome con fuerzas, puesto que él era un ser mucho más fuerte y resistente que sus compatriotas anteriores. En mis hombros también tenían numerosas heridas entrecruzándose. El rostro reflejaba el dolor, más no lo mostraría a mi enemigo en lo absoluto.

"Jejejeje..."

Me río vagamente, lamiéndome la mano con sabor a sangre. Tenía un matiz salado cuando la toqué con la lengua, pero después se volvió tenuemente dulce. La piel humana está bastante buena, pensé por un momento.

Recordando que en la clase de ciencia, habían dicho que de hecho, la herida es «reparada» por tejido conectivo (cuya circulación sanguínea no es tan abundante) que en ocasiones no sólo es irregular, sino también menos elástico y resistente.

"Rayos tendré cuidado la próxima vez, o terminaré muerta antes de terminar la misión."

Mientras pensaba y analizaba la situación. De pronto sentí como los árboles y las hojas del bosque volaron hacia mi piel las cuales causaron nuevas heridas. Tener todas estas heridas me hace sentir cálida. En sus pensamientos se encontraba <<el sentir este dolor no es nada comparado con lo que he pasado hasta ahora>>.

Pensamientos, tranquilo estoy en medio de una batalla; no hay necesidad de que vayan más lejos de lo que van. Parecen como si fuera un auto a gran velocidad. Cuando intentas de frenar, este sigue adelante. Pero, ¿por qué ahora?

Suena sádico muy sádico. La verdad estaba muy feliz. Después de todo, era mejor sentir calor que frío. Está bien, está bien. Algo loco sin sentido, pero, es como me siento.

En ese momento, se levantó una rápida ráfaga y mi fino cabello revoloteándose como hierba mustia. Era un viento extraño. A pesar que hizo que mi pelo bailase, ni las hojas ni los árboles hicieron sonido alguno. Más bien eran sonidos sordos al oído humano. Con los ojos en blanco y las pupilas como guijarros de carbón, miró arriba hacia la dirección del viento.

Aquellas nubes....

Ahí estaban unas parejas perfectas. Juntos como siempre. Nunca están solas.

Mirando por el bosque, me preguntó cómo se verían desde la cima de un árbol. ...en realidad son preciosas.

Regreso inmediatamente mí vista hacia mi enemigo, ambos decidimos a enfrentarnos hasta que uno de los dos cayera. ¿Quién de los dos ganará? Solo el más fuerte, hábil, sabio e inteligente llegara al final de esta Guerra.

Ambos albergábamos el deseo de ganar quería luchar en su campo de experiencia, combate a distancia y salir vencedor allí.

"Es así. ¿Quieres pelear conmigo, entonces? Mientras esté en la mejor condición física, sin desventajas por mi parte."

Orlando estaba muy emocionado por las palabras de Babel, que se decían con una sonrisa bestial en la cara. Oh sí, definitivamente. ¿No es eso obvio? Quiero pelear contigo. Quiero arriesgar mi vida en tu contra.

Sin embargo, eso no puede pasar, ¿verdad? Aún así, si es posible, me gustaría que tuviéramos una batalla en la que ambos pudiéramos morir en cualquier momento. Así es como quiero pelear contigo. Sin embargo, Orlando permaneció en silencio. Eso fue porque sus instintos decían que no había manera de saber a dónde iría la bestia antes que él. Y de hecho, lo que Babel dijo después confirmó esos instintos. Es por eso que ahora esta.........

LA BATALLA DA COMIENZO

+

14 de Septiembre de 2019 a las 20:19 0 Reporte Insertar 0
Leer el siguiente capítulo CAPITULO 1: NAVIDAD EN PORTUGAL PARTE UNO

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 1 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión