En busca del tesoro perdido Seguir historia

angie-melisa-herrera1568056996 Angie Melisa Herrera

Una historia que empezó desde la niñez a convertirse en realidad



Cuento Todo público.
Cuento corto
1
626 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

EN BUSCA DEL TESORO PERDIDO

Desde niño quise conocer muchos paisajes y colores que revivan el momento de vivir.

Hoy encontré un gran sentido a la vida, recordé que cuando era niño mi padre me dijo que escondían los grandes grupos tesoros inimaginables y que él era uno de ellos, mi padre me dio un mapa. Así que decidí encontrarlos decía el pirata Mordick. Cuando ya era viejo.

Pues el mapa era muy viejo lo tenían la descendencia de su familia pero nadie ha podido encontrarlos. Así Mordick no se esperó más y decidió buscar el tesoro perdido.

Con la conquista del nuevo mundo ellos deciden conquistar otro nuevo horizonte, un nuevo mundo para ellos y para sobrevivir.

Ellos se aventuran con los prisioneros en un nuevo amanecer el atardecer en la penumbra y entre sombras apareciendo y desapareciendo, navegando en el viejo mar de día y noche buscando aquella isla marcada en aquel mapa, hasta que un día se les apareció un monstruo decían que era Kraken el monstruo de los siete mares.

Era un pulpo, tenía aletas muy grandes era como un monstruo, tenía ojos, pues vivía en lo profundo del océano.

Contaban con la ayuda del capitán Barbosa, “solo me quedan recuerdos en mi mente de ese momento triste y pálida de aquella noche oscura del día que nos asaltaron” decía Mordick, el pirata valiente y temible, pues en los años mucho más atrás.

Lo asaltaron a su barco y toda su tripulación, les cogieron todas sus pertenencias, su oro y riquezas y se quedaron sin ningún centavo, los cogieron y los volvieron como esclavos en el barco, el barco lo manejaban a su antojo, así que un día hubo un tornado, los malos piratas tuvieron que zarpar del barco, salieron saltaron al mar al océano, el océano se llevó todo su oro y pertenencias, arrasó con todo, así que Mordick recuerda como escapo de ese barco, y el cogió lo que era suyo y algunas joyas que eran de él. Pues los ladrones pobres lo cogieron preso. Pero al momento del tornado él pudo escapar.

En medio del océano tuvo que nadar tanto hasta que llego agotado al borde de la playa, allí lo cogió una sirena ella vio que estaba agotado así que lo recogió y entre sus pechos le dio agua para beber en su boca. Al despertar Mordick vio que algo se movía en el mar pero que de repente salió, nadie la ha vuelto a ver. Pues era una sirena.

Al llegar a la isla, al otro lado del pacifico ,no tenía nada, ni siquiera sus abrigos le quedaba lo poco lo que zarpo del barco, así que el Mordick, agotado no pudo ser más que otra cosa que pedir ayuda, auxilio, no tuvo más remedio que llorar pues así escogería su destino encontrar el tesoro perdido.

Pues, los alemanes invadieron a las tierras del pacifico, Mordick no sabía así que tuvo que irse, alejarse de sí mismo, con la brújula al lado, el sabia donde guiarse, con miedo en su interior, tuvo que irse a una taberna al pasar el tiempo conoció a un prisionero que estaba allí y borracho bailaba al son de la música de los prisioneros en el bar con muchachas bonitas con pechos muy grandes, y gritaban a la vez “somos los mejores buscadores, somos la jerarquía del pueblo, JA JA JA,, Somos………”

Con ayuda de sus compañeros allí se encontró con

Unos piratas que le gustaban encontrar tesoros, buscar tesoros con ayuda de los mapas marcados con una X los tesoros, ellos tuvieron que pasar tormentas, vientos navegando en el viejo mar. Se les aparecen el monstruo llamado Kraken mientras que navegan, encontrando algo parecido a algo a un porcelanita, como un farol parecido sus luces iluminaban la noche triste y oscura, las estrellas iluminaban la pobre noche nocturna pálida, tenía especias con lo cual podría sobrevivir en su comida, tenía un bastón y un loro, un perico que aullaba, tenía un parche en sus ojos, el pirata y los prisioneros que lo acompañaban desde el castillo hasta aquí, en busca de un tesoro. El mapa decía “cerca a la puesta del sol donde las mañanas interfacen su luz y los canarios cantan sus versos de amor entonando el silbido de las aves, después de las doce cuando el sol se posa al medio día ilumina el día que viene”.

Tenía un barco hecho de madera, un telescopio también de madera para ver las estrellas, tenía a sus prisioneros que eran personas que alguna vez hicieron alguna travesura, pues eran los más pobres de esa clase, , con barbas el capitán le decían “EL CAPITAN BARBOSA” por sus bigotes tan largos, Jack era un prisionero, el cual era muy atrevido y le gustaba mucho olgacenear e igual a sus amigos hasta que conoció a una Elizabeth bella joven dama era de una familia muy prestigiosa,

Rica, tenía dinero y su casa de colores pasteles rosados morados, blancos etc…., Jack estaba guardado en un calabozo en el barco, la joven le gustaba pintar y a Jack le gustaba dibujar, ellos se enamoraron, por primera vez al ver sus caras Jack el joven simpático, churro, Elizabeth era hermosa, pues eso decía Jack, Jack el simpático joven mimado iba en el barco, Elizabeth también y ahí es cuando se encontraron y se gustaron, pues era un verdadero amor secreto. Había gente de alta clase vestida muy formal con vestidos de colores, sombreros y chalecos de muchos colores. al encontrar el tesoro en la brújula marcaba norte, noroeste, su loro aulló decía tesoro tesoro, isla isla a la vista gritaban los prisioneros, el vio en su telescopio la isla la vio tan cerca y tan deliciosa de pasar ahí que se arre cuesto en su escondite en el barco, y saco un mapa, marco con su dedo índice con su pluma la guía del tesoro, los prisioneros como locos besaban el suelo decían aleluya estamos salvados, el capitán decía no sea tan pesimistas hay que seguir adelante a ver si encontramos algo el tesoro que es nuestro objetivo. Los prisioneros riéndose, Elizabeth también dentro del barco ella no rompe con su linaje familiar pues era una de los más afortunados que estaban en el barco, la isla y allí encuentran el tesoro

9 de Septiembre de 2019 a las 19:33 0 Reporte Insertar 0
Fin

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

Historias relacionadas