los olvidados del peral Seguir historia

nayadet-vargas1559366695 Nayadet Vargas

Un hospital psiquiátrico creado en 1927, para tratar a los del Manicomio Nacional.........EL PERAL....


Historias de vida Todo público.
Cuento corto
1
855 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Los Olvidados del Peral

Conoces el hospital psiquiátrico el Peral, un poco de historia, fue creado en 1927, para recibir pacientes incurables del manicomio Nacional.

Esa sola definición estalla en la imaginación una serie de patrones de personas, en la mente siempre veía ese hospital de manera lejana, quizás hasta caricaturesca, pero no sabía que tan cerca estaba....

  • Una vez a la semana debo llevar a mi hijo a terapia....a la misma hora sagradamente llega un furgón grande rojo.....bajan 5 a 7 personas de este... personas adultas, algunas ya podrían ser abuelos, la mayoría son hombres, hay solo una mujer, los veo de lejos en terapia, la cual es grupal, en un momento la cuidadora, quién está más preocupada del celular que del paciente que le toca llevar al baño, pesadamente lo manduquea con acento extranjero, yo sentada veo la escena, el viejo se queda detenido en la mampara antes de entrar al baño, me mira me dice:" ¿Cómo te llamas?", la cuidadora lo reta, lo amenaza, ¡ya apurate, no ibas al baño! ¡NO MOLESTES ! mientras lo jala, me levanto rápidamente del asiento y me acerco, primero me dirijo a ella y le digo, en tono más desagradable, "No te preocupes, no me molesta, quédate tranquila",sobre la misma le estiro mi mano al viejo que anda con ropa limpia pero a la vez roñosa, sonrío le digo mi nombre, y le preguntó con tono suave: " y tú ¿cómo te llamas?" ; gato, me dice, con una sonrisa, es un apodo genérico, como si no existiera.
  • Agudizo mis sentidos cada semana a la llegada de estos adultos, los terapeutas son dulces, y los tratan cariñosamente pero siento que los manejan como niños, no como los hombres adultos que son.

Me fijo un poco más en cada uno de los personajes que llegan en ese furgón, "EL GATO", podría ser cualquier adulto mayor, cualquier abuelo, es prácticamente el único que me saluda, esta pendientes de todos, para caminar deben cargarlo entre dos, la mujer del grupo, su sonrisa, con pocos dientes apenas que se asoman entre sus labios, es temerosa y en tono serio y de broma le atribuyen amores con los otros pacientes, es bajita y necesita de un brazo o un apoyo para caminar, debe tener sobre sesenta años.

Entre ellos hay uno más bien bajito, que tiene sus piernas malas, no se puede mover bien, pero no le gusta que lo ayuden, es como si de niño le afecto la polio... hay uno que es muy alto, pero es un verdadero niño en un cuerpo de un adulto de algo más de cincuenta años, se mea en el pasillo, porque la cuidadora de ese turno, no lo pescó, no sabe si hizo mal o bien, el otro personaje es más de carácter serio, casi cascarrabias, no le gusta que le digan nada, se enoja hasta si lo saludan, así transcurre varios meses, interactúo muy poco con ellos, a lo más recibo de ellos un hola tía, un chao tía...

Una tarde al final de una de las terapias y arriba de mi auto le digo a la auxiliar, que prefiero que salga primero el furgón, ya que por espacio era más fácil, que ellos hicieran la maniobra, "claro que salgan los del Peral" me contesta, la miro y hago un recuento mental de todas las veces que los veía, todas las veces que desde lejos los miré....¿Son del Hospital EL PERAL?...Le digo entre pregunta y asombro, la auxiliar me responde, claro, de allá vienen....los miro irse arriba de ese furgón rojo, contentos, lejos de todas las preocupaciones y maldades de este mundo, son los últimos, los que no conocemos, los que sus familias olvidaron, los que sus padres ya murieron, son los olvidados de este mundo, donde un grupo de personas los atiende, si tienen suerte alguien que no los trate mal, ni los grite, ni los hiera, y en parte tampoco importa si es así, porque probablemente no guarden rencor, entiendo porque sus ropas viejas, sus ropas feas, limpias pero feas, pero no entiendo que a pesar de todo aún sonrían, aún se ven felices....Si,.......... ellos son los loquitos del hospital, los dementes, los rayados, los psiquiátricos, los del manicomio, .........al final...............los veo irse felices en el furgón rojo, y me doy cuenta que los enfermos somos otros........





30 de Agosto de 2019 a las 02:48 0 Reporte Insertar 2
Fin

Conoce al autor

Nayadet Vargas CAMINOS RAROS, TIEMPOS LARGOS, QUE APROVECHO A RECOGER LAS HISTORIAS BOTADAS, HISTORIAS SILENCIADAS, ALGUNAS LLEGAN A MIS MANOS DE MANERA MÁGICAS, OTRAS LAS ARRANCO DE LAS MEMORIAS AÑEJAS DE MIS INTERLOCUTORES.......DE ESO ESCRIBO .......

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~