Cuento corto
0
3.1mil VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

UNA VIDA NACE UNA VIDA MUERE

1

Una mujer divaga. Vaga. Vaga. Vaga. Cortinas azules o moradas. Cortinas negras o con bordados en oro plastificado. Cortinas color violeta que dan larga vida al rey. Por lo menos hasta lo quince. Emm. Amm. Amm. Emm. Si fuera por quince menos más los desayunos al medio día y el almuerzo en plena noche… serían unos diez por lo menos. Y restando la arrogancia de una profesión detestable nos daría singularmente una persona despreciable por todas las ecuaciones posibles y existentes en este mundo pero con un niño o niña (preferiblemente preciosismo) pero con padres desiguales.

Algún menudo c… hace preguntas impropias solo por preguntar… ¿querida? ¿Querida? Respuesta simple, sí, sí, sí. ¿Quién es ese de las botas elegantes? Ojeando el periódico. Mirando por la ventana. Haciéndole guiños a la señora del frente. ¿Él? Ignacio, hombre de negocios, con una belleza como esposa y unos hijos adorables… ¿una vida convincente verdad? lo suficiente, lo suficiente. ¡Relájate! Le pasa la mano por el cuello y dice… se necesita más de eso… para conocer aquello Querido. ¿Y bien? Y bien que… ya sabes… ¡oh por Dios! (disgusto facial) no hay en el mundo personas más ineptas, ¡mira quién sale en la primera plaza! ¡Válgame el santísimo que desgracias más ocurrentes! Se han negado. ¿Qué porcentaje Querido? Es un ochenta llegando a setenta una suma absurda para gentes que no saben usar la cabeza. ¡Imagínate! ¡Ah! ¡Si tan solo pensáramos un poco más seguido! (luego una figura femenina en un cuadro de cuatro por cuatro) en este año tampoco habrá sorpresas pues alinear perfectamente los intereses y las ansias de poder en los insensibles es… muchos prefieren en régimen personal que la vida grupal misma.

En el periódico local, Argentina dos Perú dos. En el periódico mundial Alemania 3 Polonia 3, ¿tú que piensas? Me desagradan las reparticiones en partes desiguales. Cuando mides con la misma vara, sería como dar positivo Emm, Amm, Emm. Lindo sería una niña, con sus boticas y sus coleritos color rosa caminando infatigable por la pradera escarlata y sus ojitos y sus piernitas ¡lindo sería una niña! ¡Qué alegría una niña! Más adelante es inaudito la desigualdad entre la vara y los centímetros diametrales de un vientre y la elegancia de un semanal poco concurrido. Deberíamos llamarla Damaris Alejandra o tal vez como las estelitas del norte. Y como será cuando ande de punticas por las calles de París o de Londres inundada de elegancia y magnifica belleza superior a las diosas del divinal olimpo, rivalizando con las divinales planetarias y cosmológicas. ¡Lindo sería una bella niña! Pero dos por dos vendría siendo una camioneta, o más bien una limitada enseñanza matemática sin pies ni cabeza. Limitada por supuesto ¿porque que más frágil y débil que la lógica homosapica? El consuelo de mucho y desgracia para millones ¿Qué piensas Querido? ¿No puedes decidirte? ¡Oh por Dios, cuantos imbéciles sabelotodo en un solo cuadro! ¿Querida que intentas decir? Los mequetrefes ahora veo que inundan la prensa radial o escrita, sería mejor que se ocupasen de cultivar alguna papa o alguna papaya (eso sí sería trabajo y… ¡ustedes, agricultores, trabajadores del campo; ustedes, pioneros pacíficos de toda una obra de civilización!, ¡ustedes, hombres de progreso y de moralidad! Y… hablando de perezosos y citas rebuscadas en libros famosos, fama que me falta. Fama que me labro a la costilla de otros)

Mañana visitaré a esa mujer… mira no más que puto arrogante, parece que le pica el culo al momento de sonreír, porque en su miserable vida no podrán ser poco más agradables… arrogancia que ocupa página y media por supuesto, eso irrita más que cualquier cosa. Periodos del nuevo siglo. Comida rebuscada entre el más infame basurero ¿y todo esto que es? En resumen unas páginas mal gastadas en personajes ficticios de las redes en las nadas. ¡Por favor! ¡Por favor! ¡Agua! ¡Agua para el sediento! ¡Historias endebles para los periodos! ¡Comida chatarra para el periodista! ¡Vida y más vida a los escritores de verdad! XX o YX variaciones en números finitos y combinaciones posibles, también relacionado con los intervalos en las finitas operaciones matemáticas. Algo muy limitado como… tú… ya… sabes… déjame ver un poco más. Konrrat y Malory la boda del año y todo el mundo celebra sus nupcias en el centro de Dublineses, a que importa lo superfluo, ¡que viva el lujo y la locura desmedida y desorbitada! ¿De qué va esto? ¿A nadie le importa? Muchos mueren de hambre o en la desgracia de ser ignorados por las demás personas o por pedazo de pan. Ignorados por un pedazo de pan. Vaya que si es triste. ¡Boda real y los mundos están de fiesta! ¡Qué lindo sería una niña fiesta, fiesta, fiesta!

Por otra parte aquel de cabello crespo, luce muy bien su peluquín rosa y morado (cuando crees que saldrá) curiosos anuncios donde menos te lo esperas. Cure la impotencia sexual y la eyaculación precoz en pocos instantes. ¡Pare de sufrir! Satisfacción garantizada y una erección que dura por horas ¡por horas! Anuncios curiosos que aparecen en páginas bastante curiosonas. El lameculos el soplanucas el sabelotodo el… cerdo visitando una vez más el templo de laions esa sería una magnífica noticia ¡magnifica su esposa! A lo lejos se ve la prensa maricona, anunciado en los basureros locales e internacionales (se ha declaro homosexual el hombre más rico del mundo, noticial mundial) a menudo se le ve trasfigurado en bares y locales de malísima reputa…cion y ¡vaya compañías que le hacen honor a sus perversidades! ¡Si ya me imagino a la prensa rosa! Noches enteras en orgias y libertinajes inimaginables… no es más que un pillo insignificante. (Título de miedo, seis, seis, seis) déjame ver… Indígenas de cierta comunidad indígena, alrededor de ochocientos viven lamentablemente en las calles del área metropolitana… las calamidades sociales, no lo sé pero últimamente tienen un segundo plano aquí y donde sea. Cualquiera diría que se lo han ganado pues muchos no aceptan la mano gratificante de su siempre dios y delatado gobierno. ¿Una vida nace, una vida muere? ¡Vaya chorrada, chaval! ¡Jodete por siempre chaval! De clases sociales vivir en el palacio de Versalles o en el palacio de las calles, según la perspectiva del hambriento o del endeudado ¿Qué prefieres? (aquí va otro) trabajo en casa aporta el tres por ciento del pe i be del país ¿distrito metropolitano? Querida tan solo es el comienzo. ¡Hombre sabio y perspicaz! Arriendo oficinas. Arriendo casas. Arriendo almas muertas. Arriendo esclavos de corbata o sin ella por el mismo precio. Arriendo mi vida por unas monedas. Casa con capacidad, cien personas dos por dos. Arriendo mi dignidad por una noche de dolor placentero. Arriendo mi vida por la pantalla luminnoza. ¡Comuníquese con su corazón ahora mismo! XXXXX porque mejor no se dice arriendo cuerpo nuevo o usado… arriendo mi alma a dios o al diablo que eso y lo mismo da igual nadie sabe quién es o tampoco los conoce ya pregunte y me dice que ya nadie vive acá adentro (golpecitos uno, dos, tres) ¡ya nadie vive acá adentro! Un momento ¿Qué? ¿A dónde qué? ¿Qué mujer?

2

De madrugada y poco antes de que Eos de rosáceos dedos despuntaba el primer rayo del día, nuestra heroína ya montaba en su velera oscura y brillante nave de incontables caballos (presunción, presunción) rumbo al Barrio latino. ¿Por qué una mujer de alta estima y de valor incalculable en sus vestidos, decide descender a los más oscuros barrios del olimpo magnifico? ¿Por amor? ¿Por sacrificio? ¿Un amante tal vez? ¡Los dioses también se mezclan con los divinales hombres aunque no lo parezca! ¡Querido amigo! Las cosas más apremiantes ofrecen un desespero indescriptible. Dudas. Alegrías. Infamias. Tristezas y algo más. Pasando por el barrio Novo Horizonte da rienda suelta al sexto sentido cual caballo salvaje. Música baile, colores y sabores indescriptibles pasan por al frente de un parabrisas negro triste y humillado.

- ¡viva eu carnaval!

- ¡viva!

-¡viva eu carnaval!

Un sin número de personas y sus trajes al aire se aproximan indefiniblemente por la calle más opuesta por la calle mas olvidadiza y ridícula (villa rica) los presentes se hacen más ausentes al aproximarse en el corazón de nuestra Querida.

- ¡ven a baila conmigo!

- ¡eu disfrutá conmigo!

- ¡viva eu carnaval!

Gritando al universo ¡viva, viva, viva!)

La mente se despeja después de evocar días deliciosos y pasados, mientras se dirige a su destino lentamente entre las carrozas y comparsas, entre la alegría y poca nostalgia. Adelante, adelante. Tienda Nova Tienda Imperial. Lugar de muerte y diversión. ¡Ni que fuera el primero del día o el primero de la noche! ¡Hasta que salga el sol! ¡Hasta que salga el sol! Luego de haber distraído los sentidos con tremendo festín ella se dirige a una pequeña cabaña recubierta de oro y sensible mármol. ¡Cuánta riqueza, que opulencia! Primer lugar un parqueadero lleno de caballos y camellos, algunas cebras tigres leones panteras elefantas y uno que otro oso polar. En la segunda planta, esta vez recubierta de hermosa esmeralda con incrustaciones finísimas de rubíes y amatista. Suena una campanilla. Tilín tilín. Tollón tolon.

- que tal el viaje mi Señora…

- un espectáculo como siempre, usted sabe…

- ya, ya, ya. En estos días el barrio está de fiesta.

- ¿nuevamente? ¿No es muy frecuente?

- Señora, no hay excusas en el Barrio Latino.

A saber del porque la visita de esta Querida Señora, insinuando cortesía y ofreciendo los más sinceros respetos a su honorable anfitriona. Mas siendo tan amable, la visitante se da el lujo de rechazar los presentes que se sirvieron en la mesa. Un categórico ¡no se moleste! Fue suficiente… ¿Qué sentido tiene? “tus números mi voluntad” esta situación se resume a cosas banales.

- ¿y bien?

- ¡ah claro! Sisisisi ¡por supuesto! ¿Cuándo fue la última vez que nos vimos?

- quince o veinte días supongo más seis meses quizás.

- ¿y que ha cambiado hasta ahora?

- hasta ahora… hasta ahora… hasta ayer… por el momento nada mi marido sigue siendo un idiota desconsiderado. ¿Y usted qué tal?

- el Señor es un despreocupado y un idiota también, parece que no somos mujeres de mucha suerte verdad.

- …

Se cruzan algunas miradas y sonrisas indecisas. El hemisferio sin concluir de que. También al concluir que. Una lagrimita empieza a resbalarse por una magnifica cera con sabor a piel húmeda. Sollozos quejas lamentos y demás se apoderan de un alma fuerte de voluntad férrea. ¡No hay manera eso es seguro! Las historias de aquellas revistas, repugnancia y autoflagelación se reúnen en un solo cuadro matices verdes azules amarillos y violetas. Nuestra Señora atrapada en medio de las lágrimas encontró como método de escape un vaciado finto de corazón. ¿Pero? ¿Quién hallara la razón de tales desventuras? ¿Será una búsqueda irracional a razón de una mejor posición social sin medir las posibles consecuencias? ¿Divertimiento? ¿Simple masoquismo? Sin lugar a dudas los alcances de las gentes nefandas son imposibles de calcular. (Al ver que su Señora abría un poco el corazón la infatigable anfitriona también se estremeció muy en el fondo al escuchar tales confesiones) nunca se imaginó que una vida una recta o cuadriculada pudiese tomar formas tan diversas a medida que los vicios se apoderasen del cuerpo y la mente (Querido y adorado por supuesto) siguió. Un día, después de haberme entrevistado con algunas colegas y también de oír algunos rumores respecto a tales situaciones preocupantes. Ahí estaba él, con esa mujer y su disfraz ¡que repugnante! Justo como me lo había imagino ¡vaya escena ni por donde huir! Tampoco critico sus deficiencias medicas pero arrastrarse en el lecho marital con una persona (por decirlo así) de tan cuestionable vida y reputación deja muchísimo que desear… ¿fetiche? ¿La nana del aseo? ¿La secretaria de la oficina? ¿Tal vez la colegiala que conoció en X lugar? ¿Juguetes sexuales muy atrevidos? ¡Pecado! ¡Pecado! ¿Buscar ayuda? ¡No imposible! ¡Dedicar mis horas a un degenerado! ¡Qué desdichada soy!

El Señor luego de varios entretenimientos se levanta y coge el diario, ¡y bien que lo hace! Se retuerce en la silla se duerme se despierta, bosteza se ríe y a veces llora. Le echa un vistazo a la sección de deportes. Nada importante. Economía. Igual. Cultura. Igual. Farándula ¡me dejo bastante fatigado! ¡Oh! ¡Distracción para jóvenes! Ciertas relaciones clandestinas poco decorosas, máxima diversión. ¿Cómo se sentirá eso o aquello? ¡Quiero probarlo ahora mismo! ¡Distracción para jóvenes!...

- ¡no hables a la ligera!

- ya no importa.

3

En el infinito anhelo de ciertos desdichados por escalar algunos peldaños en esta infame sociedad. Incontables sacrificios vacíos y de poco merito se han llevado a cabo por la causa menos justa por la causa más absurda en que un ser humano puede emplear sus máximos esfuerzos infructíferos. Miles de héroes y también heroínas han caído a lo más bajo a lo más fangoso y maloliente posible en busca de algo superfluo en busca de algo superficial. Inevitablemente aquellos miserables incapaces de controlar los instintos primarios en su ser, ellos son los que se aventuran desmedidamente. Allí en Señor y la Señora. Querido y Querida. En busca de empresas perdidas. Idioma inútil que ya nadie recuerda ¡oh imbécil! Porque te esfuerzas de esa manera, en revivir algo sepultado por los siglos, por el paso del tiempo ¡oh insensato! Desfallecimiento de cuerpos y de ánimos. Ridículo. Inevitable al ver que sus esfuerzos han sido en vano. ¡Oh mujer! ¡Oh hombre cruel! Juntados a conveniencia sin prever sus consecuencias. Físicas espirituales intelectuales irracionales racionales psicológicas antropológicas demenciales vivenciales económicas y a fines. ¿Cómo? ¿Cuándo? ¿Dónde? Tales preguntas a no existen… ni el mínimo ¿Por qué? Es incorregible. No se soportan. Al mirarse fríamente en las mañanas, uno al otro lado de la cama. Al otro lado del mundo (¿Cómo se puede estar tan lejos?) solo un instante bastaba para despertar en ellos la bestia. Inconformidad deseo detestable. Vidas que nacen, vidas que mueren en el mismo instante… ¡eh tú jodete chaval por siempre y para siempre! Situación imposible de aceptar estando tan cerca de familiares y amigos. Camino corto. Camino más lejano. ¿Para qué odiarse por más tiempo? ¿Acaso en ese instante se maquinaban más que odios y repulsiones? ¡La muerte señores! ¡Qué barbaridad! Camino divino para la salvación. Luz en la oscuridad, oscuridad que ha teñido los rincones más olvidados, las cuevas más profundas de este mundo con hermosos colores llenos de inmunda superficialidad. Sin embargo… la reflexión… ¿se debe acusar a estos dos miserables? ¿En verdad son dignos de tal humillación? ¿Somos culpables de la maldad, de tal atrocidad? ¿Es culpable el hombre actual de tan lamentables sucesos o más bien es algo de milenios atrás? ¿Podemos hablar de víctimas? ¿Podemos hablar del inocente y la ingenuidad? Cada quien es responsable de su respuesta o de las respuestas según su nivel en vultuosidad según su carácter. El valor de éstas se evaluara implacablemente y según… se dividirá se multiplicara se restará o se sumara. Por supuesto para bien o para mal inclinara la balanza derecha o izquierda ¿Cuál es el camino? ¿Qué escogerías?

Al sentirse intocable éste mueve sus hilos indiscriminadamente cual marioneta violenta, (sin dulce ni color, aroma sin amor) se decepciona. ¡Pues es esfuerzo inútil, esfuerzo de un hombre! encadenado al dolor decide despojarse de aquello que le duele (la medicina, había confiado mucho, le ha fallado) y desgarra en medio de mujerzuela ¡ah damas de baja reputación nunca mueran, alivio del dolor, goce del corazón! También de hombres dispuestos a dejar sus más infames caricias por el brillo de pocas monedas. ¡Vendo mi cuerpo en excelente estado, de segunda o primera mano! ¡Maldito diario! Cuerpos sin alma sin vida socorren al desdichado, brazos piernas y manos dispuestos a todo, por algo de placer, algo de carne para morder. ¡Vaya hombre ni lo detesto ni lo aborrezco! ¡Pero su falta de voluntad y su escaso aplomo es un verdadero problema! ¡Si por providencia tiene salvación, que así sea! ¡Que así sea!

No por tratarse de la creación la máxima, no por ser Venus. Causal de tragedias o guerras. No por ello se le excluye del juicio en balanza maravillosamente labrada en oro e incrustada en magnifica esmeralda. ¡Oh dama mía! ¡Qué has hecho para merecer tal juicio! Pocas esperanzas le aguardan a los ojos del aborrecible. Mi Señora me es imposible que acepte su oferta, pues no puedo traer al mundo una criatura inocente. Pasará las desdichas de un padre libertino y las crueles desgracias de una madre incapaz de ser fecunda.

- ¡no es posible! ¡Acepte! ¡El dinero está completo! ¡Cumpla con nuestro acuerdo!

La Querida señora dentro de las comodidades. Dentro de su agradable estercolero se revuelca da tumbos una y mil veces llora grita desahuciada gime se desespera el dolor no desaparece va en aumento vuelve a sufrir se vuelve a retorcer muerde su fina tela su cuerpo tallado en cera se derrite una vez más ante la negativa de otra mujer. Dolor. Nunca acaba. No puedo darle un hijo a padres sencillamente insensibles. El dinero como ya se lo había dicho, no lo necesito pues dispongo en este momento del necesario. No se preocupe mi Querida Señora los cincuenta mil billetes ya ¡no los necesito! Si bien es cierto que en aquella ocasión mataba por una mísera blanca. El rio más caudaloso no hubiese bastado para calmar mi necesidad. Mi Señora sé que fui escogida entre muchas y quizás no era de su agrado ¡pero ya ve así son las cosas! No puedo dejarle sin más una nueva vida a disposición suya. ¡No se moleste en hacerme pensar lo contrario! Pues no me conmueve el hecho de que su majestad Mi Reina no puede dar a luz ni mucho menos en su vientre puede albergar vida. ¡Perdóneme! Sus decepciones son mi alegría, usted no es digna de tan magnifica bendición. Usted no puede. ¡Rogare por usted! Ahora tome su dinero y los presentes que me ha ofrecido, suba a su auto y no vuelva a comunicarse conmigo. ¡Ah y otra cosa más! La lluvia pronto cesara.

POR: TheNixx.

26 de Julio de 2019 a las 14:58 0 Reporte Insertar 0
Fin

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~