Tengo un secreto... Seguir historia

p
paula tellería


Tengo un secreto. Soy diferente a los demás. No por la manera de ser ni nada así, es por algo que me pasa cada luna llena. Lo peor, es que no se bien que es. Me empiezo a encontrar mal, extraña, y hasta me mareo. Pero es que cuando me desmayo, no me despierto ni en el mismo sitio, ni siquiera en mi casa. Es algo muy raro...


Fantasía No para niños menores de 13.

#teen
0
594 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los lunes
tiempo de lectura
AA Compartir

𝐽𝑢𝑒𝑣𝑒𝑠 18 𝑑𝑒 𝑚𝑎𝑦𝑜

Me llamo Alexa, y tengo un secreto. Hasta hace dos meses me consideraba una chica normal, pero todo cambió aquel 2 de Mayo.


{𝐷𝑜𝑠 𝑚𝑒𝑠𝑒𝑠 𝑎𝑡𝑟𝑎́𝑠}


Mis amigas y yo quedamos en el centro del pueblo como cada jueves, para luego ir a un banco que hay en el bosque. Siempre vamos allí porque podemos hablar de lo que queramos sin que nadie nos moleste ni nada. Total, que al día siguiente no había clase porque la mayoría del instituto estaba de excursión y nos dejaron a los de bachillerato el día libre. Así que mis amigas y yo nos quedamos en ese banco hasta las tantas hablando y de más. De repente una amiga mía que se había quedado dormida, se despertó chillando; diciendo que había escuchado a algún ruido o algo por el bosque y que tenia miedo. Evidentemente nos hizo mucha gracia y no le hicimos mucho caso. Pero ella seguía diciendo que no era seguro estar allí y que mejor marcharnos, y claro, tampoco le hicimos caso. Así que minutos más tarde, un lobo rabioso salió de los arbustos y se dirigió directamente hacía mi.

Me desperté al día siguiente ingresada en el hospital con una venda enorme en la cintura y claramente, no recordaba nada del día anterior. Mire alrededor de la habitación y no había nadie. Así que me levante y abrí la puerta que daba al pasillo. Allí vi a mis padres hablando con un doctor. Cuando mi madre me vio me abrazó y me preguntó si estaba bien. Le dije que sí, pero que no recordaba nada de lo que me había pasado. Así que volvimos a entrar en la habitación, y el doctor me contó que un lobo o un perro grande me había mordido en la cintura. Yo me sorprendí mucho y luego recordé a mi amiga gritando y diciéndonos que no era seguro seguir en el bosque. Tal y como mis padres y el doctor salieron de la habitación, llamé a mi amiga:

- ¿Anna?-

- ¡Alexa! ¿Estás bien? Me tenias preocupada...-

- Eh... Sí... Supongo...-

- ¿Que te pasó?-

- Me mordió un lobo... ¿No lo visteis todas ayer?-

- ¿Cómo iba a ver nada? Ni siquiera estaba allí... ¿Y como qué todas?-

- Pues las otras chicas...-

- Oye, ayer no quedamos ninguna. Nos dijiste que tenias que ir con tus padres y no nos vimos... Oye Alexa, enserio, ¿estás bien?-

- ¡No! Pues claro que quedamos... ¿Sabes qué? Déjalo, nos vemos el jueves que viene. ¡Adiós!-

- Eh, ¡vale adiós!-


Y así me quedé, sin entender nada.





15 de Julio de 2019 a las 00:00 0 Reporte Insertar 0
Leer el siguiente capítulo 𝐴𝑖𝑑𝑒𝑛

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 1 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión