Al otro lado del aqueronte Seguir historia

hilliamdusk hilliam dusk

historia corta , sobre un hombre que deja atrás a su esposa y marcha hacia el campo de batalla por su señor feudal .


No-ficción Todo público.

#realista #drama #acción
0
4655 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 15 días
tiempo de lectura
AA Compartir

La despedida

Bajo por las escaleras antiguas y húmedas hacia la planta baja , que chirrían cada vez que pongo un pie sobre ellas . Entro en el comedor donde mi esposa me espera en una silla sentada con lagrimas en los ojos.

- ¿Ya debes marcharte... ?- dice la mujer con un tono de voz tembloroso hasta el punto de parecer que se va a romper .

- Sí - respondo brevemente , mientras me quedo mirándola en silencio . La oscuridad no me deja ver bien su rostro .

El ambiente se vuelve más oscuro y pesado , las palabras no salían aún si nos miramos aunque siento que todo lo que sentimos puede salir expresado en llantos.

Seguimos unos segundos más en silencio , hasta que ella rompe a llorar mientras cae de la silla de rodillas hacia el suelo llevándose las manos a la cara .

Tras esto mi corazón recibe una gran sacudida y suelto el equipaje que llevo en mi hombro y mano haviendo que caiga al suelo seguido por mi en dirección de mi desamparada mujer .

Pongo mis manos en sus hombros y la abrazo con todas mis esfuerzas , enterrando su cara en mi pecho a la vez que ambos lloramos desamparadamente.

Después de apaciguar nuestros sentimientos uno con el otro, ella se separa de mi pecho y levanta la mirada hacia mi cara . La miro yo a ella también , viendo sus finos cabellos oscuros tapar su fina piel blanca como la blanca nieve . Con mi mano aparto los pelos de su rostro dejándome ver sus ojos de color azul , tan profundo como los mares que a dirás penas podríamos ver una vez en la vida. El hecho que tuviera los ojos rojos resaltaba mas su hermoso color , pero captò mi atención la lagrima que corría por su mejilla hasta llegar a sus labios ,dirigiendo mi atención al color rosado de estos, los que antes nunca parecieron estar tan muertos como lo están ahora.

Coloco mi mano sobre su mejilla , limpiando el restante de sus lagrimas con mi pulgar , tras esto apoyo mi frente contra la suya y la beso apasionadamente con todo mi amor sin titubeo , ya que es lo único que puedo ofrecerle para calmarla por ahora.

Segundos después , me levanto y le ofrezco mi mano .

-Prometo que volveré - sonrio mientras ella toma mi mano y la ayudo a levantarse . Acto seguido me doy la vuelta y recojo mi equipaje .

Ambos nos dirigimos hacia la salida de la casa , yo me adelanto unos pasos y salgo al exterior , pero mi esposa , se queda en la entrada viéndome desde ella .

El cielo se ve gris y el suelo blanco , ya que la nieve se había apilado en el camino . Pareciera como si algo hay arriba estuviera mostrandome ese paisaje con finalidad de marcar más el dolor de mi partida.

Tras ver a mi alrededor , me giro y miro hacia mi esposa que está mirándome desde la puerta con sus manos en su vientre . Le sonrió y rápidamente antes de que decida quedarme a su lado me doy la vuelta y empiezo a caminar .

Ella me despide con unas palabras que me motivan a querer volver lo mas pronto posible . - Vuelve pronto .... te estaremos esperando -

Una lagrima cae por mi rostro hasta caer al suelo y hacer una pequeña fisura en la nieve .

26 de Junio de 2018 a las 13:47 0 Reporte Insertar 0
Continuará… Nuevo capítulo Cada 15 días.

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

Historias relacionadas