Cuento corto
0
3.8mil VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Parte 1

Me encontré con el bufón, me dijo que me ha mandado muchas cosas que me han podido matar, que no lo tome en mis manos, que se lo deje a la casualidad. Que no hay prisa fue lo primero que me dijo. Que tengo razón, que soy un personaje trágico, que cuando estoy con él sólo me detengo en el éxtasis intelectual y no pido información para este mundo. También me dijo que le gusta molestarme, por eso me habla con formas y no con palabras. Es perverso, como yo. O soy perversa como él. Esa es nuestra verdadera naturaleza. Le gusta la belleza, y cree que la belleza es triste, trágica, dolorosa. Yo creo lo mismo, es lo que nos gusta.

Es bien perverso. Todos ellos son así, son muchos, muchas veces.

Mi abuela se suicidó ese día en el baño? Sí tuvo una aneurisma, que ella misma había pedido para ser fulminada de una sola vez. Y así fue, a los 63 años. Mi pelota de la teta es mi suicidio consentido. Saltamos una generación, pero mi historia es más trágica, mi agonía será más larga. Pero voy a morir como soy ahora, bonita. Pero va a ser más lento, ese es mi destino trágico, la historia es más bella si no me suicido, pero se me concede como un premio intergeneracional que aquí acaba. sufro un poco más aún. Ese era mi superpoder después de todo, pedir morir y que se me concediera. Mi abuela pensaba que se lo había ganado, cómo me lo gané yo?

El bufón también me dijo que siga haciendo lo que estoy haciendo.

Me acuerdo del día que le abrí la puerta. No fue casualidad, yo le di mi consentimiento. Esa misma puerta la cerré muchas otras veces, pero esta vez la sentencia ya se ha dicho.

Hay otras cosas que me han podido matar y habrán más, me enseñó la pelota de la teta. Es pura casualidad, podría ser cualquiera lo que me mate antes de que yo no pueda más.

4 de Julio de 2022 a las 15:50 0 Reporte Insertar Seguir historia
1
Leer el siguiente capítulo Parte 2

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 1 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión