shiber Kim Jiwoo

-¿Entonces te veo en los casilleros? -Si, le diré a Choi que hoy no me iré con él. ¿Choi?, así que cuando está con Hongjoong él es como un desconocido.


Romance Suspenso romántico No para niños menores de 13.

#seonghwa #chaeyoung #Taekwoon #Woossan #kpop #ateez #hongjoong #wooyoung #san
0
214 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los miércoles
tiempo de lectura
AA Compartir

1

- ¿Sabes qué es lo que más me molesta de ti? -Dijo Wooyoung frustrado y harto.

- ¿Qué?

-Que eres un maldito coqueto, no me gusta que estés coqueteando siempre con las enfermeras, sabes que me molesta demasiado, somos pareja y parece que no te importa. - Wooyoung cruzó sus brazos. - Y lo que más me pone mal es que lo haces en frente de mis narices, ni siquiera tienes una pizca de vergüenza.

-Pues si tanto te molesta deberíamos de terminar, ¿no?

- ¿Así que todo lo que hemos tenido nunca te ha importado?

-Wooyoung, desde el principio sabías bien como era y aun así accediste ser mi pareja.

-No digas idioteces, tú me rogaste y me dijiste que no serías así nunca más.

-Pues ya retiro lo dicho, yo seguiré siendo así y si no te gusta podemos dejarlo todo aquí.

- ¡Pues bien idiota!

Wooyoung dejó la sala de descanso para seguir con su trabajo de todos los días, tenía tantas ganas de llorar y gritarle a todo el mundo lo tan enojado que estaba, sólo quería llegar a casa y acurrucarse en su cama y dormir, y dejar de pensar en el idiota de su ahora ex novio.

- ¿Qué pasa Woonie?

-Terminé con Hongjoong.

-Sabía que no durarían más.

-No digas eso Seonghwa, lo amo mucho y lo que más me duele, es que sea así conmigo y le haya dado igual que hayamos terminado.

-Cariño sabías bien que Kim nunca cambiaría y aun así estuviste con él.

-Pues sí, pero él me lo prometió. Y todos merecemos una oportunidad. - Dijo Wooyoung tallando su ojo derecho.

-Wooyoung, Wooyoung mira ahí, ¿verdad que es guapo? -

Wooyoung volteó a ver hacia atrás para ver lo que su amigo le decía que mirara.

- ¿Quién es él?

-Es Choi San, el nuevo Doctor quirúrgico, apenas entró hace tres días, pero en tan poco tiempo se llevó la atención de éste lugar y es que ve, es tan guapo.

-Sí quizás. Un poco.

-Pero no más que mi guapo esposo.

- ¿Quién te entiende?

Después de un rato de estar atendiendo a los pacientes que llegaban o los que ya estaban, Wooyoung fue a la sala de descanso para poder tomar un café y seguir despierto, pues estaba demasiado cansado, no había dormido lo suficiente.

Y su horario no era tan bueno que digamos.

Entró a la sala tranquilamente, fue directo a la cafetera para poder agarrar un poco de café.

-Aún no está listo el café.

Wooyoung paró de inmediato un poco asustado porque no había visto a nadie cuando entró.

-Lo siento, sólo venía a ver, es que quiero un poco. - Volteó sorprendiéndose al ver al famoso "Choi San el guapo doctor quirúrgico".

-Falta poco, si quieres puedes sentarte y platicar un poco, no hay mucho que hacer ahora.

-Claro.

- ¿Es tranquilo éste hospital o están todo el día atareados?

- ¿Eres nuevo? - Wooyoung no quiso que supiera que ya sabía de su existencia.

-Mm, sí, hace tres días me integré.

-Ooh, con razón nunca te había visto.

-Sí, soy Choi San. ¿y tú eres...

-Cierto cierto, soy Jung Wooyoung, soy enfermero.

-Supuse, y en ¿en qué área estás?

-En pediatría. ¿y usted?

-Quirúrgica.

-Vaya, el área prohibida.

- ¿Por qué?

-Bueno aquí le décimos área prohibida, porque bueno, es el área de mayor restricción, ahí se llevan a cabo las operaciones.

-Cierto, tiene sentido ahora. - Choi rió, tenía lógica lo que decía.

Y Wooyoung quedó encantado con esa sonrisa, al menos lo hizo reír.

-Creo que el café ya está. - Dijo Choi.

- ¿Puedo agarrar un poco?

-Claro adelante Wooyoung.

-Gracias. - Wooyoung le sonrió agradecido.

Sirvió café en su refractario, y sorbió un poco.

-Bueno San, nos vemos.

-Adiós Wooyoung.

Los dos se despidieron para poder seguir con sus labores, y a Wooyoung se le bajó un poco el enojo que llevaba él mismo desde hace ya rato.

Después de un arduo trabajo en el hospital, los enfermeros y doctores del horario de 9 a.m. a 9 p.m. salieron disparados a sus lockers para ya irse a sus casas a descansar.

Pero Wooyoung y San estaban destinados a encontrarse por el pasillo, los dos cruzaron miradas y se sonrieron, a la vez saludase y acercándose cada vez más el uno al otro.

San abriendo su lockers, y Wooyoung a lado suyo pues ya había agarrado sus cosas.

-Hola. - Habló primero San con una sonrisa en su rostro.

-Hola Choi, ya ha descansar después de un día tan cansado.

-Sí, ¿siempre has trabajado en éste horario? - Dijo San tomando sus pertenencias para después cerrar el lockers.

-Mmmh. Sí, es un poco cansado, pero, ya puedo resistir.

-Yo en el hospital en el que estuve, estaba de 6 a.m. a 4 p.m., me costaba un poco levantarme, pero ya después me acostumbré. -

-Bueno, me tengo que ir.

-Wooyoung. - San llamó antes de que el mencionado de fuera.

- ¿Sí?

- ¿Quieres ir a tomar algo, o cenar algo?

-Es un poco tarde, ¿no crees?

-Será rápido, lo prometo.

-Está bien, pero tú me llevarás a mí casa.

-Lo juro. - San levantó su mano derecha y la izquierda la puso en su pecho, haciendo que los dos rieran.

Los dos salieron del hospital en que trabajaban para que San los guiara a su auto.

San abrió la puerta de Wooyoung para que subiera, haciendo que Wooyoung lo viera con burla.

-Yo puedo abrirla San.

-No pasa nada si un día eres amable demás.

Wooyoung negó con una sonrisa en sus labios rosados.

Ya estaban arriba del auto y San comenzó a conducir, Wooyoung se preguntaba a donde lo llevaría, aparte de que apenas lo había conocido, no estaba seguro si San fuera una buena persona.

- ¿A dónde iremos? - Preguntó Wooyoung con curiosidad.

-Conozco un lugar que te encantará, es como un bar, pero también restaurante.

Volvieron a estar en silencio, hasta llegar a donde San había dicho, era un lugar bonito.

-Listo, entremos.

Bajaron del auto, rumbo al restaurante, la persona de recepción les otorgó una mesa.

- ¿Quieren ordenar de una vez, o esperarán un rato?

-Mm, pues de una vez.

El de recepción llamó a un camarero para que pudiera anotar la orden.

San pidió Mapache, que está conformado por batata, carne, diversas verduras y fideos, con toque de salsa soja y un poco de azúcar.

Wooyoung decidió pedir lo mismo, y de tomar pidieron dos copas de vino de uva.

El camarero anotó lo dicho y se retiró dejando a San y Wooyoung solos.

-Pensé que no podría acoplarme a éste hospital. - Habló San recargando su barbilla en su mano.

-Es fácil después de un tiempo.

- ¿Cuántos años tienes? - Miró a los ojos de Jimin.

-Veinticinco, ¿y tú?

-Treinta y tres. -

-Eres un viejo. - Rió Wooyoung.

- ¿Y me veo viejo?

-Sí, pensé que tenías cuarenta.

-Estás de broma. - Carcajeó San.

-Sabes que sí, de hecho, creí que tenías no sé, ¿veintisiete?, te ves joven para la edad que tienes.

-Tú igual, pareces de veinte.

-Es porque soy guapo. -Rió de nuevo Wooyoung.

-Sí eres.

Esas palabras ocasionaron que Wooyoung se sonrojara un poco, los dos se quedaron viendo, cada vez acercándose, estaban a punto de tocar sus labios, pero, el camarero los interrumpió, llevando a la mesa los platillos pedidos.

-Listo, disfruten de su comida, si necesitan algo, sólo llámenme.

-Gracias. -"Por interrumpir" pensó San.

En cuanto el camarero se fue, Wooyoung se acomodó en su lugar, comenzando a comer ya un poco incómodo por lo antes ocurrido.

Estaba completamente tenso el momento, y entonces San decidió hablar.

-Lo siento Wooyoung, no fue mi intención, sólo quería traerte a cenar, no a querer besarte, te pido una disculpa. - Pero claro que en ese momento a San le dieron unas inmensas ganas de probar esos labios carnosos.

Wooyoung abrió por completo sus ojos, estaba avergonzado y nervioso.

-No te preocupes San, fue un impulso, a parte yo también me estaba acercando.

Se miraron y después dirigieron sus miradas a sus respectivas comidas para continuar comiendo, y después entablar una conversación.

21 de Octubre de 2021 a las 20:19 0 Reporte Insertar Seguir historia
1
Leer el siguiente capítulo 2

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 3 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión