yisha_alin Yisha Alin

A cambio de un vial de sangre de dragón para salvar la vida de su hermano, Park Jimin se ofrece a sí mismo como sacrificio a uno de los clanes asiáticos de cambia-formas dragones. Ser un sacrificio significa firmar un contrato para vivir con los cambia-formas dragones por seis meses para tratar de concebir un hijo. Sin embargo, el hombre dragón que le es asignado es todo menos fácil. Es alto, serio y alfa hasta los huesos. Debido a que los cazadores humanos de dragones mataron a su madre, Min Yoongi desprecia a los humanos. Desafortunadamente, su clan está en la desesperada necesidad de crías para repoblar sus números y es su turno de servir a un omega de esa clase. A pesar de sus planes de tener sexo y alejarse, su dragón interior tiene otras ideas. El humano tienta a su bestia interior como ningún otro. Autora: JD Yoonmin +18


Fantasía Fantasía urbana Sólo para mayores de 21 (adultos).

#dragones #pelea #yoongi #jimin #clanes #yoonmin #mpreg #omega
15
862 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Capítulo 1

Park Jimin estaba sentado en el área de recepción de la oficina de Asuntos de Dragones de Corea, tamborileando su dedo contra su brazo y deseando que se apresuraran de una buena vez. Había estado sentado allí por casi una hora y con cada minuto que pasaba comenzaba a dudar de su idoneidad. Si no calificaba para sacrificarse a uno de los clanes asiáticos de cambia-formas dragones, su hermano menor moriría; solamente la sangre de un dragón podía curar la infección CRE resistente a antibióticos de su hermano.

Una omega usando un traje gris salió de la puerta más alejada y caminó hacia él. Cuando llegó hasta Jimin, esta preguntó:

—¿Eres Park Jimin? —él asintió y la omega se dio la vuelta—. Entonces sígueme.

Esto es. En unos minutos, sabría si su hermano Jihyun tendría la oportunidad de vivir o no.

Él se frotó las manos contra sus pantalones negros antes de ponerse de pie y seguirla. Bajaron por un corredor aburrido y pobremente iluminado y luego giraron a la izquierda por otro. La omega del traje gris finalmente se detuvo frente a una puerta que decía “Enlace de Sacrificios Humanos” y giró el picaporte. En vez de entrar, ella se movió a un lado para indicarle a Jimin que entrara. Obedeció y en cuanto entró a la sala, la puerta se cerró detrás de él.

Un alfa no mucho mayor que él estaba sentado en un escritorio con pilas de archivos y papeles. El cuarto no parecía más grande que tres por tres metros, pero se sentía mucho más pequeño ya que cada espacio disponible en las paredes estaba decorado con diferentes mapas del mundo. Algunos estaban divididos en secciones, mientras que otros tenían pines fijos en ellos. No tenía idea lo que indicaban los pines, pero uno de los mapas dividido en cinco secciones representaba los cinco clanes de cambia-formas dragones de Asia: uno en China, Indonesia, Corea del Sur, Tailandia y Japón.

Uno de esos pronto podría ser su casa por los siguientes seis meses.

El alfa se aclaró la garganta y él movió su atención de las paredes hacia su cara. Cuando se encontró con sus ojos, dijo:

—Mi nombre es Choi Woobin, tome asiento por favor.

Jimin se sentó en la descolorida silla de felpa frente al escritorio y decidió qué esperar era la mejor estrategia. Tenía una tendencia a decir lo equivocado en el momento inadecuado y aunque por lo general le tenía sin cuidado, en este momento podía acabar costándole la vida a su hermano.

El Sr. Choi recogió un archivo y repasó algo en el interior con sus ojos y luego lo bajó. Él quiso que le dijera los resultados, pero no podía molestarlo. Después de todo, este alfa tendría la palabra final sobre su destino.

El Sr. Choi finalmente comenzó a hablar.

—Sr. Park, los resultados de la prueba genética dicen que es compatible con el ADN de cambia-formas dragones y no debería haber problema en concebir a uno de sus hijos. También salió perfecto en todas las exhaustivas pruebas psicológicas. Si sigue interesado en sacrificarse, podemos comenzar la entrevista final.

Jimin parpadeó. A pesar de las posibilidades de ser uno entre mil que podía engendrar a un niño cambia-formas dragón, calificó. Su hermano menor recibiría la sangre de dragón que necesitaba y sería capaz de vivir una larga vida libre de dolor; ahora él tenía un futuro.

Las lágrimas punzaron en sus ojos y los cerró para evitar derrumbarse.

Recobra la compostura, Minnie.

Llorar era lo último que quería hacer en este momento. No podía darle al alfa alguna razón para descartarlo como candidato.

—¿Sr. Park?

Jimin abrió los ojos y le dio una débil sonrisa.

—Lo siento. Simplemente estoy aliviado de que mi hermano vivirá.

—Sí, sí, el intercambio. Pero tendremos mucho que cubrir antes de llegar a las especificaciones del contrato, así que si está bastante compuesto, seguiré —Jimin se enderezó en su silla y asintió. El Sr. Choi siguió—. Correcto. Cumple con los seis requerimientos necesarios para calificar que son: ser omega, fértil, sano, genéticamente compatible, soltero y no ser virgen. Esto significa que irá a vivir con el Clan Stonefire por un período de seis meses y le será asignado un alfa temporal. Consentirá las relaciones sexuales y si queda embarazado, entenderá que su estadía se extenderá hasta después de que nazca la criatura. Si tiene preguntas, cualquiera, ahora es el momento de hacerlas.

Había escuchado lo básico de esto antes, pero ahora que había pasado todas las pruebas, tuvo un momento de pánico. Por más que quisiera salvar a su hermano, y lo salvaría, ser asignado para tener sexo con un cambia-formas dragón desconocido daba un poco de miedo. En especial, dado que los omegas que daban a luz a los bebés mitad dragones no sobrevivían en su mayoría.

Si el aspecto de morir al tener un bebé no era lo bastante malo, estaba poniendo su vida en espera al hacer esto. Jimin estaba a una tesis de ganar su doctorado en Antropología Social. Si quedaba embarazado y sobrevivía el parto, no estaba seguro de poder renunciar al bebé y marcharse. La mayor parte de los omegas sacrificados que sobrevivían al parto lo hacían, pero sin importar lo diferentes que los cambia-formas dragones eran de los humanos, Jimin no sería uno de ellos. La familia lo significaba todo para él.

Y si no renunciaba a su hijo, tendría que renunciar a sus sueños con el fin de pasar el resto de su vida con el Clan Stonefire.

Respiró hondo y recordó a su hermano Jihyun, pálido y delgado en su lecho y su preocupación se disipó a un nivel tolerable. Incluso si se volvía padre antes de lo planeado, lo haría tres veces con tal de darle a Jihyun la oportunidad de pasar su cumpleaños número quince.

Sin embargo no iba a dejar pasar esta oportunidad para hacer algunas preguntas. Los cambia-formas dragones eran extremadamente reservados, pocas veces compartían algo sobre ellos con el público.

—Entiendo lo del consentimiento a la actividad sexual, ya que mi principal propósito es ayudar a repoblar a los cambia-formas dragones, pero ¿qué garantías hay para asegurarse de que no soy abusado o descuidado?

El alfa se reclinó en su silla y juntó las puntas de sus dedos frente a él.

—Entiendo su preocupación, pero el Departamento de Asia de Asuntos de Dragones lleva a cabo inspecciones de rutinas y entrevistas. Aparte de la mortalidad relacionada a dar a luz, en los últimos diez años, sólo un sacrificio ha recibido un trato duro entre cientos.

Con colosal esfuerzo, él consiguió no pensar en la posibilidad del cincuenta/cincuenta de sobrevivir al parto.

—¿Y qué hay de mis amigos y familia?¿Puedo comunicarme con ellos?

—La comunicación está prohibida por las primeras seis semanas. Después de eso, depende completamente del alfa asignado a usted si puede comunicarse o no. Por experiencia, los que han hecho grandes esfuerzos por concebir fueron recompensados con más privilegios.

Correcto. Así que si se volvía un dios del sexo, podría hablar con su familia. Cómo iba a lograr eso, sus novios anteriores le habían dicho que era “bastante bueno” pero nunca fantástico. Pero cruzaría ese puente cuando llegara el momento.

—Y por último ¿cuándo recibirá mi hermano su tratamiento y cuándo me marcharé hacia el recinto de los dragones?

—Una vez que nuestro representante legal haya repasado el contrato con usted y haya sido firmado y atestiguado, una copia le será enviada al Clan Stonefire. Ellos deberían aprobarlo en cuestión de días y entregar el vial con sangre de dragón al médico de su hermano. Normalmente, se esperaría que usted llegue en una semana. Sin embargo, en el caso de familiares moribundos, tiene dos semanas para poner en orden sus asuntos y asegurarse que su hermano se está recuperando. Nuestra oficina le notificará de las especificaciones en los siguientes cinco días.

El Sr. Choi recogió una lapicera y firmó algo dentro del archivo manila sobre su escritorio. Levantó una hoja de papel y se la entregó.

—Dado que ha tenido una conversación racional sin que se quebrara o estallara en llanto, creo que eres mentalmente lo bastante sano para ser sacrificado. Si no tienes más preguntas, puedes proceder al departamento legal.

Incluso a esta altura en el proceso de aplicación, ahora entendía como algunos candidatos podrían espantarse. Escuchar sobre no tener comunicación con el mundo exterior al igual que como dar a luz a un bebé mitad dragón que podría matarte era demasiado para asimilar. Pero Jimin no estaba haciendo eso por el mismo; lo estaba haciendo por su hermano. Jihyun había tenido unos últimos años de mierda al luchar contra el cáncer sólo para derrotarlo y terminar con una infección resistente a las drogas que lo estaban matando lentamente.

Su gracioso e inteligente hermano se merecía una oportunidad de vivir y disfrutar la vida.

Alargó la mano y tomó la hoja. Dijo:

—Gracias. Sigo interesado. Por favor, dígame dónde está ubicado el departamento legal e iré allí directamente.

Él le dio las indicaciones. Jimin agradeció al Sr. Choi antes de dejar su oficina y hacer los giros necesarios. A medida que se aproximaba a la última vuelta, bajó la mirada al papel en sus manos. Hacia el final de la hoja, el alfa había marcado la opción de “aprobado” y firmado con su nombre. Viéndolo en blanco y negro comenzó a hacer que toda la situación se sintiera mucho más real.

En menos de dos semanas, se iría a vivir con los cambia-formas dragones y se esperaría que tuviera sexo con uno de sus alfas.

Respiró hondo y contuvo la sensación de pánico. No fue obligado; había sido voluntario. Mientras que no sabía cómo su cambia-forma dragón asignado lo trataría, había una cosa que debía esperar; se rumoreaba que en su mayoría ellos estaban en forma y eran musculosos. Por una vez en su vida, Jimin dormiría con un alfa fuerte y sexy. Solamente esperaba que no se tratara de un completo bastardo.

( . . . )

Min Yoongi llamó a la puerta del líder del Clan Stonefire. Cuando escuchó un amortiguado “Adelante”, giró el picaporte y entró.

Kim Namjoon, el líder del Clan Stonefire y amigo de Yoongi, se sentaba detrás de un viejo y robusto escritorio de roble que había sido usado por los líderes de este clan por más de cien años. Estaba bastante gastado con más de unos cuantos rayones de cambia-formas dragones jóvenes probando sus garras. Yoongi pensaba que se veía como la mierda, pero a los dragones les gustaban las tradiciones y el líder del Clan Stonefire no era la excepción.

Namjoon le indicó que entrara y se sentara en una de las sillas de madera frente a su escritorio. Él cerró la puerta y obedeció.

Aunque tenía el presentimiento que sabía sobre qué trataba esta reunión, preguntó:

—¿Querías verme?

Namjoon apartó los papeles que había estado leyendo y alzó los ojos hacia él.

—Es hora, Yoongi.

Mierda. Había esperado que no fuera esto.

—¿No pueden tomar ese turno alguno de los otros voluntarios? Ponerme con un humano es una mala idea, Namjoon y lo sabes.

El líder se recostó en su silla y sacudió su cabeza.

—No. No puedo arriesgarme a que el acervo genético se haga demasiado pequeño. Ni tú ni tu hermano han tenido crías y dado que eres el mayor, eres el primero en la fila. Odio ser autoritario, pero si te niegas a emparejarte con el último sacrificio humano, tendré que echarte del clan.

—Correcto y ponerme a merced de los cazadragones. De verdad no tengo opción ¿no?

Namjoon negó con la cabeza.

—No. Pero dado que soy tú líder y también tu amigo, esperé hasta que un candidato decente llegara antes de escogerte —revolvió a través de una pila de papeles, encontró lo que estaba buscando y se lo entregó a Yoongi—. Lee su pequeño resumen.

Park Jimin es un omega de veinticinco años. Su razón para ofrecerse voluntario como un sacrificio humano es sanar a su hermano de una enfermedad que amenaza su vida. Actualmente es candidato a doctorado de Antropología Social en la Universidad de Seúl. Su principal interés es la historia de las relaciones humanos-dragones. Su entrevista psicológica lo mostró como un individuo decidido, determinado y leal que pone a su familia por encima de todo. La oficina de Asuntos de Dragones de Corea recomienda emparejarlo con un alfa igualmente fuerte para evitar manipulación involuntaria.

Alzó los ojos.

—Así que, ¿en vez de darme a un sacrificio que me dejará follarlo y dejarlo, me vas a dar al que probablemente luchará conmigo a cada paso del camino? ¿Estás seguro de que eres mi amigo?

Namjoon sonrió.

—Será bueno para ti. Un humano débil de voluntad que te dejaría follarlo y marcharte impediría que superaras tu prejuicio contra ellos.

Yoongi entrecerró sus ojos.

—No traigas a colación a mi madre muerta en esto.

La sonrisa del líder desapareció.

—Es mi trabajo ayudarte y por ende, fortalecer nuestro clan. No puedes ocultarte por siempre al pasar todo tu tiempo entrenando a dragones jóvenes. Han pasado diez años, Yoongi. Tienes que dejarlo ir y concentrarte en lo que puedes hacer aquí y ahora, lo cual es ayudar a nuestro clan y a todos los cambia-formas dragones de extinguirse.

—No es mi maldita culpa que nuestros números sean tan reducidos. Los humanos nos cazaron por miles de años. La única razón de que los gobiernos humanos hayan creado protecciones para nosotros en las últimas décadas es el trato que hicimos cuando expusimos el secreto de nuestra sangre, para terminar la epidemia del SIDA de 1950. Hasta este día, ellos solamente nos aprecian por las propiedades sanadoras de nuestra sangre y están dispuestos a arrojar omegas en nuestra dirección y posiblemente matarlos al concebir a nuestras crías.

—No me importa nada de eso. Deja que nos aprecien por nuestra sangre. Mientras tanto, los cambia-formas dragones necesitan repoblar para que un día no necesitemos depender de este sistema de intercambio para sobrevivir —Namjoon lo taladró con su mirada azul—. Ahora, lee el maldito contrato y fírmalo. Nuestros sanadores están esperando por ti para poder extraer la cantidad necesaria de sangre para completar nuestra parte del acuerdo.

Yoongi podía negarse y marcharse. A pesar de las probabilidades de mierda, probablemente haría eso si se tratara solo de él. Pero no podía abandonar a su único hermano; especialmente cuando él era la única familia que le quedaba.

Y maldito Namjoon, era consciente de ello.

Él alargó la mano. —Dame el maldito contrato. Pero si piensas que esto mágicamente va a curar mi odio por los humanos, te vas a llevar una sorpresa.

El líder le entregó los papeles.

—Ya veremos, Yoongi. Ya veremos.


Yisha

6 de Septiembre de 2021 a las 22:05 0 Reporte Insertar Seguir historia
3
Leer el siguiente capítulo Capítulo 2

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 22 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión