M
María Valentina


A veces nos preguntamos que haríamos sí... Y hay tantos escenarios posibles que no le dejamos espacio a la realidad ni a la imaginación; un suceso inesperado cambió mi vida y cambió todo en general a mi alrededor, pero siempre hay maneras de sobre llevar la vida hasta en el peor de los escenarios, un poco de mi experiencia y hasta aventuras si así lo quieres considerar no le vendría mal las personas. Un recorrido por la vida de alguien que tuvo la mala suerte de sobrevivir, espero nunca te pase a ti.


Post-apocalíptico Todo público.

#LaMSdeSobrevivir #
0
37 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los sábados
tiempo de lectura
AA Compartir

Antes de todo

Más felicidad no podía tener esa tarde con la familia, reunidos riendo de todo aquello que saliera de la boca de algún participante, el tío Joseph contando sus aventuras de joven cuando aún no se había casado con la bellísima Carolina una muy pulcra mujer de al menos unos 10 años menor que él, y sobra decir que él no era exactamente un jovencito sin embargo tenía la mala costumbre de enojarse cuando le preguntaban su edad, tema del que no se hablaba a causa de ya unas anteriores discusiones; era bastante divertido contar las historias de cuando antes predominaba la alegría en los recuerdos, no me quejo de mi vida, la verdad siempre lo tuve todo desde lo que necesitaba hasta lo que quería, y creería yo que un poco más de cada cosa. Mi mamá la mujer más dulce y sentimental que se pudiera conocer, capaz de llorar una cantidad inimaginable de veces al ver la película "buscando a nemo" sí, siempre llorando cuando se lo llevan en la bolsa pero también cuando lo rescatan, y ni hablar de mi papá, aquí entre nosotros ni siquiera sé si está bien o al menos respirando, y no es que no me importe solo que me rendí hace mucho tiempo cuando comprendí que tal vez una de sus decisiones más significativas fue formar su familia pero en otra parte y con otras personas.



Mi familia era realmente grande, y si me pongo a describir a cada integrante posiblemente no acabo, aunque solo se escucharía sobre lo buenos que son y sus cualidades más bonitas, más allá de cómo eran o cómo se comportaban, eran sus historias de vida lo que realmente emocionaba cada vez que había una visita, no puedo asegurar que cada una de las historias fuera real o pasara al menos de la forma exacta en que eran narradas pero sí les puedo asegurar que era demasiado entretenido; las mascotas de la casa como en cualquier lugar, eran ruidosas, escandalosas pero también muy cariñosa, dos perritas con bastante diferencia de edad eran también a veces el centro de atención por la confianza que podían llegar a tener como si supieran que esas personas nuevas son familia, era todo muy bueno para ser real y no es por ser pesimista pero tanta felicidad y perfección debía ser balanceado con cosas malas, vuelvo y afirmo, no es que sea pesimista pero finalmente así el la ley o lógica de la vida, por algo bueno también hay algo malo.



Finalmente, no hay mucho que contar sobre como se era antes de ese "suceso", sin embargo sí sobre lo que pasó ese primer día, ese desgraciado día cuando tuve la mala suerte de sobrevivir.

17 de Julio de 2021 a las 00:34 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Leer el siguiente capítulo Mi hogar

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 1 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión