winter_pooh Min Danielle

Seokjin siempre veia winnie de pooh con su madre antes de dormir. Convirtiéndose en un gran Tigger, siendo muy feliz con ella. Llegando un efelante en su vida, dejándolo temblando de miedo, tal como recordaba al pequeño puerquito de dicha serie.


Drama No para niños menores de 13.

#Fanfic # #Taejin
1
75 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 15 días
tiempo de lectura
AA Compartir

Capítulo I

Hoy tristemente era el último día de vacaciones, mi tía y mamá me pusieron el uniforme para ver como lo lucía.

Tía me enseño a amarrar los cordones, mientras que mami arreglaba mi mochila.


Yo saltaba de la emoción, conocería amigos nuevos, profesores y por fin subiré mi primer piso en la escuela.

Ya no estaré con los de kinder, seré un niño grande para...

Ahí esta el problema, mi mami no quiere conseguir pareja, siempre pone su trabajo y a mi en primer lugar.

Pero me encantaría tener ese padre con quien jugar a la pelota, que me ayude a escalar lugares altos y que mami tenga con quien hablar en las noches.


Tan rápido como me pusieron el uniforme yo me lo saque, hoy mi tía me prometió ver un capítulo de winnie the pooh antes de dormir, así que saltando rebusque en mi pieza mi querido pijama de... ¡Tigger!

Es mi personaje favorito en todo el mundo, mundial.

Mami siempre me compra cosas de Tigger, dice que me veo muy bonito saltando con una colita detrás mío.


Mi tía me acostó en la cama, y se acurrucó junto a mi y mi mamá.

¡Yei! Mami siempre pone mi capítulo favorito.

"Como ser un Tigger"


Tia me comenzó hablar, me dijo que le buscará novio a mami, uno guapo, alto, inteligente y con mucho dinero.

Mi mamá es muy bonita, y ella debe conocer a su príncipe azul.


Al terminar el capítulo, mami y mi tía durmieron conmigo.

Soñamos cosas muy extrañas.

Yo sentia como me ahogaba y como lentamente me convertía en una pequeña semilla de un gigante árbol.


— Puedo jurar, que eras la flor mas linda del jardín, corazón. Tan solo fue un mal sueño


Mi mami se expresó con una gran sonrisa en el rostro. Yo imite su acción mientras estaba tomando mi desayuno.


— mamá, en el colegio, ¿No hay efelantes?

— No, cariño. Y si hubieran Christopher Robin ya hubiera puesto un cartel diciendo que podrían haber efelantes.


El menor asintió convencido y con el ceño semi fruncido, su tía se había ido demasiado temprano a su trabajo, dejando unos ricos panqueques con miel encima de nuestra mesa.

Menos mal que pooh cuido este territorio para que las wartas no comieran nuestro desayuno.


—Cierto, pooh. — le comentó a su oso de peluche.

—Cariño, en que piensas.

—En nada, con pooh somos buenos haciendo eso.


La madre solo sonrió, dejándole un beso en la frente de este, tomó calmadamente su café con crema, mientras esperaba a Jin que terminaba de untar su dedo en miel.


— ¿Mamá?. — miró curioso a la puerta, como si estuviera esperando a alguien.

— ¿Que sucede?.— observo el rostro de su hijo.

— ¿Por qué el cielo cambia de color?.— le devolvió la mirada a su madre llevando a su boca su dedo para terminar de comer.

—Sabes, el cielo es tal cual que los humanos... Asustadizos, risueños y muy hermosos. Y cada uno de nosotros es distinto, por lo que cada día es distinto.

—Entonces, ¿Los días se distinguen por el cielo?

—Si, así sabemos cuando es de día, de noche, cuando está triste o radiando felicidad. — divirtió a su hijo haciendo diferentes gestos con cada característica que nombraba.


Los dos rieron y saltando como un Tigger, se fueron a vestir.


...


Una pequeña casa de un solo piso, un pequeño patio de metro y medio. Y una entrada llena de plantas.

Solo un cuarto, un baño y la cocina.

Solo eso necesitaban, Jin no notaba en la clase social cual vivía hasta que entró a su nuevo colegio.


Los grandes salones, el campus y los niños todos bien ordenados llegando a sus clases.


—Mamá, se parece al internado de Christopher Robin.— Dijo susurrandole al oído, y se escondía en su pecho.


No quería entrar.

A él todavía le gustaba jugar en el bosque de cien acres.


—Corazón, se te hará tarde, mejor entra. — Lo soltó con suavidad mientras lo tomaba de la mano y seguían caminando.


Su madre lo fue a dejar dentro de la sala, entregándole su mochila del rey león y su identificación en un listón rosa.


—Mírame, cariño. — El menor se forzó a contemplar el rostro de la madre. — Aquí, está tu nombre y apellido, mi número de teléfono y la dirección de la casa. Cualquier cosa que pase siempre ten esto en la mano y busca ayuda.

—Seré un niño grande.— hizo unos adorables puños con sus diminutas manos.


Luego de una larga despedida, se sentó en el primer asiento cerca de la mesa del profesor, los niños ya se conocían. El era el único nuevo o eso pensaba.

Estando un poco temeroso prefirió sacar su libreta de dibujo de pooh.

Este contenía pegatinas y unos dibujos para colorear.

Sintiéndose más a gusto en el establecimiento, se decidió a hacer amigos, pero la campana sonó haciendo aparecer al profesor como por arte de magia, en el marcó de la puerta.


—Buenos dias queridos estudiantes, por este año escolar seré su mejor profesor de literatura. Me presento, Soy Kim Taehyung, pero deben llamarme profesor Kim.

Un hombre adulto, camina a totalmente recto hacia la pizzara, escribiendo su nombre en ella mientras dejaba un corazón y unos tentáculos debajo de eso.


—Pro-profesor Kim, ¿Que es eso? , lo que dibujo alli.— El pequeño Seokjin hablo con la mano levantada, para luego apuntar la inusual silueta.

— Digamos, que es como mi amigo imaginario. —Le contestó al infante, para luego expandir su voz para toda el aula. — Esta criatura que ustedes ven aquí, jóvenes artistas, se llama "Tata" Él nos enseñará, las magníficas letras y frases que veremos el día de hoy, pero antes de eso, como introducción, quiero que me digan ¿Cuál es su animal favorito?

— ¡Tigger!. — Respondió con suma alegría, mientras comenzaba a saltar en su asiento.


Un grupo de niños comenzaron a reír, Seokjin se escondió entre sus hombros, tímido.


—Chicos silencio. No deben burlarse de los gustos de los demás. Pídale perdón a su compañero.


La sala en completo silencio, se escucharon unos vagos murmullos de "lo siento"


—Que no se vuelva a repetir.— Agregó su profesor.— Bueno, ¿Todos conocen su animal preferido?


Un si, se escucho en unísono. El profesor sonrió y dio la siguiente actividad.


—Quiero que dibujen aquel animal y escriban su nombre al lado, muchos no saben escribir, por lo que iremos practicando de a poco.— los chicos solo asintieron. — Todos los que se sepan el abecedario levanten la mano.


Se expresó con su mano levantada, siendo imitado por todos los niños del salón.


—Muy bien, excelente ahora díganme el animal que dibujaron.


Entre perros, gatos, una pequeña ardilla hasta un extraño Tigger fueron anotados en la pizarra.

Siete animales distintos fueron anotados allí, y siete chicos distintos se pararon de su puesto para señalar cuáles eran las vocales.


Mientras que los niños dibujaban su preferido animal, él profesor Taehyung tenía los cuadernos de caligrafía de cada uno de sus estudiantes, pasando por puesto entregando cada uno de ellos.


—Como verán el día de hoy practicaremos con los círculos, estrellas y cuadrados, anotarán su nombre en el libro que le acabo de entregar y luego harán la actividad uno y dos. Los que terminan me muestran para que lo firme y se van a recreo.


Sin necesidad de leer decifras fácilmente lo que había que hacer, uno dibujar las figuras y en las otras pintar.

Kim se iba paseando por los pasillos asegurándose que todos trabajen.

Vio como los niños pintaban con colores nítidos dentro de las figuras.

Llegando de nuevo al frente, se encontró con unos círculos pintados con rayas, una mitad roja y otro amarillo, uno rosa con orejas y un extraño color entre gris y celeste que tenía una colita.

Seokjin apuntó de tomar el lápiz rosa para el listón de Igor. Su profesor se agachó para mirarlo.


—¿Quiénes son?. —Apuntó las obras del pequeño.

—El es Igor, ahí está pooh y piglet. Son algunos personajes de mi serie preferida, profesor Kim. —Sonrió en grande mientras terminaba de pintarlo. —¡Termine!


7 de Abril de 2021 a las 01:10 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Leer el siguiente capítulo Capítulo II

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 8 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión

Historias relacionadas