historiastg Elizabeth Thor

Después de un deseo de cumpleaños todo cambiara para siempre


Ficción adolescente Sólo para mayores de 21 (adultos).

#cambio-de-cuerpo
0
629 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 30 días
tiempo de lectura
AA Compartir

Cap 1 Un deseo

Comenzó el nuevo día y la chica rubia, de aspecto rudo dormía profundamente, su pelo rubio su figura entre frágil y dura se mantenía en una fina linea. Una habitación entre ropa interior tirada por el suelo, posters de grupos de rock duro y una pequeña muñeca que le recordaba siempre a Eiden que era aun una mujer, una adolescente problemática. La chica poco a poco se levanto de la cama, llevaba una camiseta de tirantes y unos pantalones muy cortos. Se rasco el trasero y bostezo, estaba algo zombie al despertarse y se movía torpemente por la habitación. Primero se fue contra la pared de la habitación y comenzó a palpar buscando el pomo de la puerta, negó con la cabeza y bostezo, ella juraría que hay estaba la puerta del servicio. Siguió andando hasta tropezarse con la puerta de la salida de la habitación, podría ser que le enrarecía todo aquello, pero su mente estaba tan dormida que no se daba cuenta de nada, puede ser que su mente se estuviera despertando poco a poco, arrastro los pies por el pasillo y sonrió:

-Menudo cumpleaños..

El frio del ambiente hacia que los pezones de la chica se endureciera poco a poco, después de no acertar encontrar el servicio, la chica se llevo la mano a la vejiga ya que necesitaba orinar. Se dio bastante prisa hasta encontrar el servicio, se paso frente al retrete y se metió la mano dentro del pantalón muy corto. Sus ojos comenzaron abrirse como platos al no encontrar lo que estaba buscando su pene. Se asusto muchísimo y se miro por de bajo de los pantalones, asustada vio que no tenia su ¡¡¡PENE!!! Se miro las manos asustada y vio que eran mas pequeñas, esos dedos tan finos con las uñas largas y pintadas de negro. Se llevo las manos a los pechos sorprendida, ese no era su cuerpo era a hora una chica. Se llevo la mano a su rostro y toco ese pelo tan largo y rubio.

-¡¡¡QUEEEEEEE!!!

Se llevo la mano a su frágil garganta y se comenzó a asustar a un mas:

-No puede ser soy una mujer ¿Por que me suena tanto esta voz?

Se miro al espejo y comenzó a gritar asustada, era Eiden Martins, una chica bastante problemática del instituto, se quito la camiseta de tirantes asustada y vio esos pechos, se los apretó y comenzó a negar con la cabeza:

-Es una pesadilla, es una pesadilla, yo estoy aun en mi cama…..

Eiden se pellizco un brazo y cerro los ojos, abrió los ojos y miro a su alrededor:

-No estoy en mi cama, no puedo ser una mujer…

La chica semi desnuda fue andando por la casa ya que no la conocía, lo miraba con curiosidad ya que nunca habia estado en ese lugar, entro en la habitación de la chica y se sentó en la cama, comenzó a pensar “Yo me acosté con mi cuerpo y me desperté en este cuerpo ¿Por que?” Se volvió a mirar los pechos y asintió con la cabeza ya que ese tacto le gustaba, comenzó a bajarse los pantalones “Bueno puedo preocuparme luego pero antes” Cuando fue a tocar su sexo alguien comenzó a picar sin cesar a la puerta. Eiden asustada se puso los pantalones y fue al servicio para coger su camiseta de tirantes, la chica se quedo en silencio cuando dejo de tocar al timbre. Estaba muerta de miedo. Pero comenzaron a picar mas insitentemente para que le abrieran. Eiden trago saliva y se froto el brazo:

-Eres Eiden, eres Eiden dile cualquier cosa borde y te metes en tu cuarto…..

La chica rubia bajo por las escaleras y se acerco a la puerta, suspiro centrándose en la chica que tenia que ser, abrió la puerta y vio a su cuerpo masculino Jake, el chico vio su cuerpo femenino, los dos comenzaron a gritar sin cesar, hasta que el chico le dio un pequeño puñetazo en el rostro, la chica se llevo la mano a la nariz y dio un paso hacia atrás:

-Pego, pego que ases, mi nari…

El chico miro a chica:

-Ese es mi cuerpo devuélvemelo…

La chica se miro la mano y vio que tenia una gota de sangre, Eiden le dio una patada en la entre pierna:

-¡¡¡Y TU TIENES MI CUERPO, ME DESPERTÉ AQUÍ!!!

Eiden le miro cuando el chico de su edad se retorcía de dolor:

-Espera idiota, espera Eiden podemos hablar antes de seguir pegando yo no tengo la culpa de estar en tu cuerpo….Joder mi nariz.

El chico se levanto poco a poco y le miro a los ojos:

-Ayudame a sentarme no sabia que los chicos tuvierais algo tan frágil entre las piernas…..

Eiden ayudo a sentarse a Jake, al ayudar que se sentara en el sofá, ella se lanzo contra el chico y le cogió de la camiseta y le miro a los ojos muy enfadada, por que razón el estaba en un cuerpo femenino, por que razón ella estaba en un cuerpo masculino:

-¡¡¡DÍMELO, DÍMELO POR QUE ESTOY EN TU CUERPO EIDEN!!!

El chico le miro con lagrimas en los ojos, la chica se habia emocionado tanto que habia apoyado su rodilla en su ya dolorido sexo masculino:

-Por favor la rodilla…

Eiden se levanto y el chico se volvió a retorcer de dolor en el sofá, la chica se cruzo de brazos y le miro enfadada, le miro a los ojos furiosa:

-¿Que has hecho Eiden para que termine en tu cuerpo? Siempre estas metida en líos, pero que narices he hecho yo para que termine siendo una delincuente en potencia como tu…..

El chico trago saliva y le miro limpiándose las lagrimas:

-Joder con los chicos que cosa mas sensibles tenéis entre las piernas, yo no tengo la culpa me desperté en tu cuerpo esta mañana……

Eiden negó con la cabeza al escucharle:

-¿Entonces que hemos hecho?

Jake negó con la cabeza:

-Si lo supiera te lo diría estúpido….

Toda la mañana lo intentaron todo para volver a sus cuerpos, pegándose fuertemente las cabezas, frente a frente, mirándose fijamente a los ojos, hasta pegándose un cabezazo en que los dos terminaron tirados en el sofá tocándose la cabeza dolorida, con un chichón en la cabeza. Eiden se sentó en la taza del bater para orinar mientras que Jake le miraba:

-Puede, puede ser algo mágico, puede ser como en las películas, es muy cómodo orinar sentado….

Jake intento volver a orinar se bajo la cremallera y como la primera vez no supo como cogerse el pene, termino orinando por todos lados, no lo podía controlar, tras de el estaba Eiden que lanzaba un largo suspiro:

-Cogela con dos manos, apunta a donde cae el chorro, intenta acertar y si no aciertas es cosa de hombres ¿Un deseo?

Jake suspiro al escucharle y miro el reloj:

-Mierda dentro de veinte minutos llega mama, me iré a tu casa y recuerda se borde con ella para que no piense nada raro de nosotros ¿Vale?

Eiden se cruzo de brazos pensativa y vio como Jake se fue de casa, se froto la barbilla y recordó algo que habia pasado la noche anterior:

-Un deseo, recuerdo que yo deseaba que Marla se enamorara de mi ¿Pero que tiene que ver Eiden con Marla?

Eiden se tumbo en la cama y se quedo pensativa intentando recordar por que estaba a hora en el cuerpo de una mujer ¿Un deseo? Habia estado con sus amigos en casa de su madre tomando unos refrescos y recordaba como habia visto pasara a Marla, la vio en el instituto y recordó como suspiro por ella, recordó que a su lado estaba Eiden. Sus recuerdos se terminaron cuando el soplo las velas de la tarta de cumpleaños, deseo que Marla estuviera a su lado, que se enamorara de el, pero lo mas seguro que el destino se riera de el y dentro de su extraña mente todo conectara si llegaba a su corazón desde el cuerpo de Eiden, la rubia era amiga de Marla y todo extrañamente encajaba. La chica se dejo caer encima de la cama:

-El destino esta loco, como se puede enamorar Marla de mi si estoy en el cuerpo de Eiden, es una locura, se están riendo de mi, es una locura…

levanto un poco su mirada y vio esos senos, poco a poco fue levantando su camiseta de tirantes y vio esas dos joyas remarcadas con dos pezones redonditos, miro a todos lados y paso sus manos por esos pechos, a hora eran suyos pertenecían a su nuevo cuerpo, las apretó y las acaricio, sintió que eran muy sensibles, cerro los ojos al sentir placer y puso un divertido gesto al sentir esos dedos. Mientras las tenia entre las manos sintió como se humedecía las bragas, mientras que con una mano tocaba un seno fue bajando poco a poco hasta meter sus dedos por de bajo de su pantalón corto. Lo tenia muy humedecido y pringoso, comenzó a frotarlo sin cesar hasta que sintió como si fuera a explotar, al sentir placer entre sus piernas, al sentir placer al apretar el pecho, se puso bizca al unir esos dos placeres y comenzó a gritar de placer. Al terminar ese orgasmo se miro los dedos con sus yemas arrugadas y no puedo quitarse la sonrisa de su rostro, dejo caer sus manos sobre la cama y lanzo un suspiro de placer de su primer orgasmo femenino. Se puso bien la camiseta de tirantes y apoyo sus manos entre sus piernas, lanzo un largo suspiro ante lo que habia pasado, negó con la cabeza ya que no tenia que acostumbrarse a ser una mujer, solo tenia que pedir otro deseo, pero lo peor de todo es que tendría que esperar un año por su cumpleaños. Lanzo un largo suspiro. Se abrió la puerta y vio el rostro de una mujer de unos cuarenta años, de pelo oscuro y ondulado, físico delgaducho y rostro cansado por el duro trabajo de la noche. Era Esther su madre:

-Hola cariño ya he llegado ¿Quieres comer algo antes que me valla a dormir?

Eiden le miro y pensó lo que le dijo Jake donde estaba el espíritu de la propietaria de su cuerpo, tenia que ser una borde rebelde y la típica adolescente:

-Anda pirate a dormir y no me cocines nada que me da asco….Pero gracias mama descansa.

Esther cerro la puerta y suspiro al escuchar lo que dijo su hija, era como siempre muy borde con ella, negó con la cabeza pensando que era el sueño “Le dijo gracias” la mujer se llevo la mano a la frente:

-Debo estar cansada….

Eiden suspiro y se tentó en volver a seguír tocándose, pero recibió un mensaje al móvil y al mirarlo vio que era Marla “Te espero en el centro comercial” Se quedo avergonzada por unos segundos, trago saliva y pensó en la chica que le gustaba, quería que se vieran y seria algo violento si a hora era una mujer.

Jake comenzó andar por la calle y se dio cuenta que andar como un chico era muy sencillo, no tenia que llevar un sujetador, aun teniendo eso entre las piernas no era incomodo para demostrar lo duro que era, se miro el reflejo de una tienda y sonrió:

-Bueno sera por poco tiempo pero ser un tío me esta gustando….

Jake sonrió ya que ese cuerpo le gustaba, no tenia que ser tan ruda siempre para demostrar que era violenta y para que le respetaran, siguió andando por la calle y se encontró con Marc Theers y sus chicos, el chico de pelo largo y cuerpo desgarbado, bastante musculoso, tenia con Jake y su cuerpo masculino mucho odio, le gustaba tener muerto de miedo a muchos chicos a quienes les robaba el dinero, cualquier cosa de valor.

-Hola Jake te veo con ganas de recibir……

Eiden estaba en ese cuerpo y no tenia miedo a Marc, al escuchar esa voz cerro con fuerza el puño y sonrió, sin pensarlo dos veces le dio un puñetazo en toda la cara al matón. Marc recibió el golpe y dio un paso atrás, se llevo la mano a la cara y miro a sus compañeros:

-Cogerlo joder…..

Jake sonrió y se preparo a seguir dando golpes, pero cuando lo iba hacer, los hombres de Marc le cogieron de los brazos, Eiden se dio cuenta que Jake no era musculoso y no podía con ellos, no podía mover sus músculos, no podía hacer nada para quitárselos de encima, Marc le comenzó a dar golpes en el estomago:

-Sera, mejor que aparir de mañana me des 10 dolares cada vez que me veas, pedazo de idiota, solo quería acojonarte un poco, un puñetazo y ya esta pero me has pedido violencia, yo puedo darte lo que quieras………………..IDIOTA.

Jake termino dentro de un cubo de basura, donde solo sobresalían su piernas, Marc se acerco a esas piernas que se movían sin cesar y le dio un golpe en la entre pierna, una patada y comenzó el cubo a correr por la cuesta hacia a bajo.

-Pobre imbécil, la próxima vez sera peor….

El cubo se estrello contra una farola saliendo disparado Jake, el chico con una cascara de platano en su cabeza, estaba tirado en el suelo con las manos en sus partes:

-Joder, ser un tipo duro siendo chico sera duro, joder no puedo respirar mis pelotas…

Eiden se metió en el servicio y se comenzó a duchar, era bastante complicado para ella, eso de enjabonar su cuerpo desnudo era demasiado para un chico como el, nuevamente se volvió a tocar mientras se mojaba su cuerpo. Se miro al espejo tras ducharse y volvió a ver su cuerpo desnudo, se miro sus dedos y respiro con calma:

-Si fuera por mi me pasaría todo el día tocándome, tranquila, tranquila coño tienes que ser una chica dura y que nadie se de cuenta de eso…..Que hay un chico en su cuerpo.

Negó con la cabeza y volvió a bajar su mano, se mordió el labio al sentir sus dedos:

-Bueno un poco mas no pasa nada….

Eiden se puso una camiseta sin mangas negra, unos pantalones tejanos oscuros apretados y unas botas, salio de casa para dirigirse a ver a Marla, al salir de casa se encontró a Marc el matón, apoyado contra la pared y apagando el cigarrillo que se estaba fumando, esta vez no estaba con sus chicos:

-Hola Eiden….

Eiden negó con la cabeza y forzó una sonrisa, no podía ser cierto la historia que Eiden tenia una relación con Marc:

-¿Que?

Marc le cogió de la cintura y le miro a los ojos:

-¿Porque rompiste conmigo?

Jake dentro de Eiden estaba muerto de miedo, no sabia que la violenta chica habia estado saliendo con el matón que tenia muerto de miedo a todo el instituto, trago saliva muerta de miedo al sentir como bajaba su mano a su culo y se clavaban sus dedos, sentía como sus carnosas nalgas sobresalían entre sus dedos. Consiguió que la soltara y dio un par de pasos, solo podía ver esos ojos clavándose en su rostro, ese chico que le habia metido muchas palizas estaba enamorada de ella, intento pensar en algunas comedias o dramas románticos que habia visto y pensar alguna frase, alguna escena para que le dejara tranquila:

-Marc, Marc no eres tu soy yo, no siento nada por ti, el amor se fue para siempre…..Piénsalo y piensa en lo que hiciste….

Marc se quedo pensativo y comenzó a pensar en las cosas que habia hecho, en la relación que tuvo con ella, en esos días que se escondían de todos para besarse, se escondían para que nadie supiera que tenia una debilidad. Eiden salio corriendo con todas sus fuerzas ya que no quería estar allí, no quería que le preguntara cosas de su relación, no tenia ni idea de nada de eso y no quería que siguiera metiéndole mano. Siguió corriendo con todas sus fuerzas esperando llegar a los grandes almacenes, bajo un poco su mirada y vio como votaba muchas partes de su cuerpo, los pechos, su culo, suspiro al pensar que en ese momento podría volver a masturbarse, pero negó con la cabeza ya que eran cosas que no hacían las mujeres, menos la matona de Eiden. Al llegar a los grandes almacenes y al ver como se abrían las puertas automaticas, ella se apoyo contra un escaparate y mientras cogía aire se dejaba caer poco a poco. Al coger algo de aire vio a Marla la chica que siempre habia amado, por ella pidió un deseo y por ella termino en el cuerpo de Eiden. Se levanto y la saludo, se acerco a ella, pero cuando estaba apunto de llegar hacia ella apareció Jake y le cogió del brazo:

-¿Tenemos que arreglarlo? Me entiendes imbécil….

Eiden hizo que la soltara se puso bien el escote y negó con la cabeza:

-Fue el maldito deseo de cumpleaños, quería estar mas cerca de tu amiga Marla y el destino se rio de nosotros, la persona que esta mas cerca de ella eres tu y por eso cambiemos de cuerpo…..Te sugiero que vallamos a ver a Marla y pensemos como pedir un deseo……..

Jake negó con la cabeza al escuchar a Eiden ¿Un deseo de cumpleaños? Era una locura, un maldito cumpleaños pasaba una vez al año y no quería estar así tanto tiempo, Eiden quiso acercarse a Marla pero cuando mas la veía frente a ella, cuando la veía mas cerca sentía como las piernas le pesaban, era la timidez que podía con ella, sentía como una gota de sudor se le caía por la frente, sabia que cuando comenzara hablar no cesaría de tartamudear. El chico se acerco a ella y le cogió de la mano haciendo que se parara en seco, se giraron rápidamente para poder hablar:

-¿Espera un deseo de cumpleaños a ti te gusta Marla? Pero pobre idiota que esta en mi cuerpo no sera capaz de comportarte como yo y aras que ella se separe de ti, ella esta contigo o conmigo por lo dura que soy….

Eiden negó con la cabeza y le miro a los ojos:

-¿Me quieres acompañar? Recuerda que soy un marginado y te quieren dar una paliza siempre, no me hagas pensar que te hayas podido acostar con Marc, que toco este cuerpo, que asco….

Jake negó con la cabeza forzando una sonrisa:

-Ja,ja no me hagas reír yo no soy fácil, el me consiguió un par de cervezas y creyó que podría ser su novia, no digas tonterías….

Eiden le dio la mano a Jake:

-Hagamos un pacto, seremos amigos hasta conseguir volver a nuestros cuerpos….

Jake suspiro mirándole a los ojos:

-Vale, vale pero te enteraras si me fastidias mi fama de chica dura…..

Marla se quedo mirando como ese marginado de Jake estaba hablando con su amiga la tipa dura de Eiden, era extraño ver que ellos estaban tan juntos, normalmente su amiga no soportaba a nadie y siempre terminaba dando golpes a los chicos. La pareja de intercambiados se miraron el uno al otro y Jake se acerco al oído de Eiden, le contó lo que le gustaba hacerle Marc en la cama. Directamente el chico que estaba dentro de aquella chica puso cara de asco y un escalofrió recorrió su cuerpecito, no podría imaginar esa postura y esa forma de sudar. Marla les miro a los dos y se llevo el dedo a los labios pensativa:

-Mmm, hola Eiden ¿Que haces con este chico? Es Jake.

Eiden y Jake se miraron a los ojos la chica se quedo pensativa pensando en mil películas, en mil libros intentando sacar algo creible, le dio un golpe en el estomago a su cuerpo masculino y sonrió:

-Este imbécil me a pagado para que sea su guarda espaldas, pero no sabe cuando le daré una paliza, así soy de mala…

Jake le miro a los ojos a su cuerpo femenino:

-Claro, claro..

Eiden le comenzó a pinchar con el dedo el pecho de Jake, intentando meterse en el papel de chica dura:

-Si no te comportas imbécil te cortare las pelotas y te las meto en la boca….

Marla corrió hacia un escaparate para ver la ropa que habia, Jake miro a Eiden a los ojos:

-¿Espera no te has pasado idiota? Es la primera vez que tienes tetas y te vuelves gilipollas….

Eiden negó con la cabeza:

-Vale, vale, intento ser como tu pero no me puedo meter en el papel ¿Nada de hablar de genitales?

Jake suspiro:

-Eiden nunca habla de genitales, te puedo mandar a la mierda, te puedo prometer que te asesinare pero ojo que me corto cuando hablamos de pollas o coños…

Eiden y Jake se acercaron al escaparate donde estaba mirándolo Marla, la ruda chica suspiro al ver tanta ropa, ya que si era chico y no le gustaba comprar ropa masculina menos comprar ropa femenina, pero vio una bragas negras y se quedo atontada:

-¿Que alguien me diga por que me gusta esas bragas negras?

Marla le miro:

-Es tu color favorito..

Jake sonrió:

-Es lo único que te hace ser mujer como las demás que te gusten la ropa femenina.

Eiden y Jake se sentaron a una mesa de la heladeria, mientras esperaban a que le trajeran lo que habían pedido, la chica rubia y de fuerte carácter que por dentro era un chico bastante tímido, intentaba con todas sus fuerzas parecer lo que se suponía que era ser ella, el chico con apariencia frágil por dentro intentaba calmar a la chica de mal carácter. Marla les habían dejado a solas un momento para poder ir hablar con una amiga de su madre, Jake se dio cuenta que Eiden estaba nerviosa, por eso le miro a los ojos:

-Tenemos un maldito año o un próximo cumpleaños para pedir un deseo para arreglar todo esto, tenemos un años para entendernos y para soportarnos ¿Por que estas tan nerviosa?

Eiden negó con la cabeza:

-Pues estar con Marla es la mujer de mi vida, la amo, no puedo decir otra cosa…

Jake le dio con el dedo en la nariz y le miro a los ojos:

-Esa forma de hablar tía, tienes que tener mi carácter y Eiden no es lesbiana, es una chica dura que cuando quiere una cosa lo coge, por eso tienes a Marc.

Eiden quería contestarle por que no soportaba a Marc, era un matón y pensar que se habia tirado ese cuerpo que tenia a hora le ponía enferma. Marla vio aquel ataque de Jake a Eiden, los dos se giraron y la rubia se dio cuenta que Marla esperaba que ella se defendiera que no se dejara tocar por un friki estúpido, por eso Eiden le dio un puñetazo a Jake. El chico se llevo la mano a la cara y la bajo, mientras que unas lagrimas se derramaban por su rostro:

-Joder gracias, defender mi reputación duele, pero eres un gilipollas, ni siquiera has dado bien un puñetazo.

Sentados a la mesa y comiendo un helado estaban las dos chicas hablando sin cesar, Eiden asintia con la cabeza sin saber lo que quería decir su amiga, no habia vivido nada de eso, aparte solo se fijaba en su rostro, en esos labios, ojos que le enamoraban totalmente, Jake se dio cuenta que Eiden se estaba poniendo colorada y estaba poniendo sus labios como para darle un beso, por eso le dio una patada por debajo de la mesa. La rubia le dolió y miro a Jake, se dio cuenta lo que pasaba, por eso asintió con la cabeza. Marc entro en el centro comercial con sus amigos y se sorprendió al ver a Jake con Eiden y Marla. Estaba furioso y los puñetazos serian peores. Eiden se fijo en el y miro a Jake:

-Sera mejor que salgas corriendo, te va a romper una pierna, esa mirada es de rabia homicida…

Jake trago saliva y se levanto de su silla, se metió las manos en sus bolsillos y comenzó andar, hasta que Marc lo vio y salio corriendo hacia el, la chica que estaba dentro del chico sabia que Marc estaba furioso con el y lo sabia por su mirada, sabia que no controlaba bien su cuerpo masculino y tendría las de perder.

Eiden asentía con la cabeza, volvía asentir con esas palabras de su amiga, no tenia ni idea lo que quería decir, pero esos labios, esos ojos, esa nariz, cuello, escote, sentía como sus fantasías volaba y sentía como se humedecía las bragas.

Marla suspiro al ver que todo volvía a la normalidad cuando vio que Jake se iba, no llegaba a entender por qué Eiden era amiga de ese fracasado, pero esperaba que su mejor amiga se lo explicara. Negó con la cabeza al ver que estaba en el centro comercial Marc, que aún había cortado con Eiden aun quería volver juntos, aun teniendo esa extraña relación entre los dos, ni amor ni nada, solo unas cervezas. La chica miro a su amiga Eiden y sonrió:

-Me puedes contar lo que paso con Marc, es una cosa que jamás me has contado.

Eiden negó con la cabeza ya que no tenía ni idea, el chico dentro del cuerpo de la chica rubia, solo sabía que habían tenido un rollo por unas cervezas, tenía que a ver preguntado más a Jake para saber a lo que había llegado por cervezas, porque habían cortado y todo eso, un chico habla poco de sus relaciones, pero una chica siempre veía esas cosas y todo lo veía con el corazón.

-Pues no se yo, fueron tantas cosas que no sé qué decirte Marla..

Marla sonrió señalando a su espalda ya que se acercaba Marc que veía a su ex con una sonrisa, era un acosador y no dejaría a la chica para nada, estaba sordo para todo lo que podría decir, hasta las últimas palabras que le dijo cuándo se vieron. Eiden trago saliva al verlo, quería salir corriendo. Pero el chico se sentó a su lado paso su mano por su espalda y fue para uno de sus pechos, agarrándolo como si lo fuera arranca. La chica rubia cerro un ojo al sentir la presión, se la tenía agarrada con fuerza, hasta sentir como mojaba un poco su sujetador.

-Vaya, Marc tú por aquí-Dijo Marla.

Marc sonrió al verla y beso a Eiden en el rostro, levantando un poco su brazo estirando el pecho hasta el limte de su resistencia, la chica rubia asintió con la cabeza:

-Si, hola Marc tu por aquí, me estas haciendo daño…

Marla sonrió perversamente y miro a los ojos a Marc, quería sacarle más información a ese matón de poco cerebro:

- Marc, Marc me podrías decir que paso el día que os liasteis y que paso cuando cortasteis….

Marc sonrió al escuchar a Marla ya que quería volver con Eiden y explicaría su versión para que se diera cuenta que se equivocaba al cortar:

-Pues mira estaba con unos amigos y apareció ella, Eiden mi princesa dijo “Aria lo que fuera por unas cervezas” Yo le conseguí seis cervezas, por eso ella me lo agradeció comiéndome la polla y follemos como locos en el coche de mi padre……

Eiden trago saliva sentía escalofríos al pensar que este cuerpo había pasado por Marc que había hecho el amor con él, pero más que asco sentía dolor, su teta estaba siendo apretada con tanta presión:

-Mi teta Marc déjala me la vas arrancar joder, quiero explicarme yo por favor.

Marla sonrió al escuchar a su amiga, la chica dura que aria todo por una cerveza, hasta tener sexo con un chico, era tan fuerte y tan alocada, que quería escucharla:

-Vamos hacer una cosa le sueltas la teta a Eiden y ella se explica….

Marc le soltó el pecho y Eiden aliviada se miró los pechos, se los toco dolorida y vio como esa mano de Marc termino en su entre pierna, el chico quería sentir el calor de la entre pierna de su ex. La chica rubia respiro con calma e intento quitarse la mano de su entre pierna, sentía como le apretaba su sexo con fuerza y era algo incómodo. Le dio un trago a su bebida y miro a Marla, tenía que inventarse algo para quitarse a Marc de encima, tenía la información que le faltaba:

-Bueno estaba muy borracha, seis cervezas hace que una mujer este muy mal, el casi me violo por que me emborracho.

Marc levanto la ceja al escucharle y le apretó más la entre pierna, Eiden llevo la mano a su entre pierna para quitarse esa manaza de encima, le pellizco para quitársela de encima. El chico quito la mano al sentir el pellizco y miro a Marla:

-¿Estabas borracha cuando tú me bajaste los pantalones?

Marla miro a los ojos a Marc:

-Si ella dice que tú la violaste, ella tiene las de ganar, todos la creerán a ella, aunque tú digas que ella se abalanzó sobre ti…

Eiden abrió los ojos como platos ya que Marla tenía razón:

-Si, es cierto no es que casi me violas, me violaste e iré a la policía si no me dejas tranquilo, digo tranquila…

Marc se levantó de la mesa y se metió las manos en los bolsillos, se fue por donde vino, Marla miro a Eiden:

-Eres una cabezona, te has acostado con tres o más chicos por unas cervezas y jamás me lo cuentas, no me lo cuentas hasta que aparecen, odias que te saque de ese marrón con el mismo teatrillo, pero siempre me lo agradeces.

Eiden trago saliva, no sabía en el cuerpo que se había metido, realmente el fuerte carácter de la chica rubia le había metido en muchos problemas, él estaba metido en esos problemas porque él era ella. Miro a Marla a los ojos y forzó una sonrisa ya que le costaba meterse en ese papel, la verdadera poseedora de este cuerpo le había explicado cómo ser, pero a él le costaba ser ella. Negó con la cabeza:

-Marla necesito estar más con mi mejor amiga y poder olvidar esta vida que tengo, seguro que si esta noche estoy sola saldré y me acostare con el primer chico con cervezas ¿Puedo estar contigo esta noche?

Era increíble pero había tenido valor para decirle aquello a la chica que quería, a la chica de sus sueños, Marla le miro a los ojos y suspiro:

-Perfecto una noche de chicas, todo sea para que aprendas a comportarte Eiden.

Eiden sonrió al escucharla y Marla se levantó de su mesa, le cogió de la mano para que se levantara:

-Vamos a comprar un pijama, sé que siempre usas ese gastado tan feo, esta vez te regalare uno….

Eiden sonrió y asintió con la cabeza y recordó el pijama que llevaba puesto cuando entro en ese cuerpo esa mañana era cierto estaba gastado y tenía muchas manchas, mas manchas tenia de las veces que se había tocado durante todo el día.

-Sí, si hace tiempo que tengo ese pijama.

Las dos chicas fueron a una tienda de ropa y Marla con su amiga fueron buscando un pijama para Eiden, encontraron uno perfecto y fueron a los probadores. Eiden en ese cubículo del probador se quitó la ropa que llevaba puesto y se puso ese pijama de tela tan ligera y suave, camiseta de tirantes y pantalones muy cortos, se vio en el espejo y si no estuviera allí con Marla seguro que se volvería a tocar. Se corrió la cortina y Marla vio como le quedaba el pijama a su amiga:

-Hija de puta tienes un cuerpo perfecto ¿Cómo lo haces?

Eiden sonrió y salió del probador:

-No lo sé será mi genes de esos…..

Marla entro en el probador y se probó el pijama que había cogido, Eiden esperaba fuera y cuando se corrió la cortina y vio a la mujer de sus sueños con ese pijama tan apretado, ella sintió que se iba, se sintió muy caliente.

-Estas perfecta Marla y yo creo que entrare en el probador para retocarme con el pijama.

Eiden entro en el probador corrió la cortina y se sentó en una silla, se metió una mano por dentro de su corto pantalón de pijama y paso se cogió un pecho, cerro con fuerza los dientes para que no se escuchara lo que estaba haciendo, se estaba masturbando nuevamente, solo por a ver visto a Marla con ese pijama.

Se corrió la cortina ella se había puesto su ropa de calle y entre sus manos llevaba el pijama:

-Bueno ya podemos irnos a casa….

Eiden estaba nerviosa ante esa idea de pasar la noche con Marla, aquello le puso muy nerviosa y no sabia como pasaría la noche con el amor de su vida, cada paso a su lado era complicado intentando ser como una chica, intentando ser femenina, intentando femenina y con carácter pero a Jake le costaba bastante. Marla le hablaba sin cesar pero solo podría pensar en una cosa, en dormir con ella en la misma cama. Al llegar a casa de su mejor amiga se metieron directamente en su habitación, donde se cambiaron poniéndose los pijamas, la chica rubia se quedó con la boca abierta al ver ese cuerpo de Marla, sus pechitos tras ese sujetador verde “Madre mía estoy en el paraíso, estoy tan cerca de ella, la quiero tanto” Marla la miro sonriendo mientras se bajaba los pantalones para ponerse los pantalones del pijama:

-Vamos Eiden cámbiate, sabes que para ser una chica tan dura estas muy bien dotada..

Eiden sonrió y se tocó los pechos, muy bien dotada y aparte las había tocado bastante:

-Sí, si muy buenas tetas…

Marla se terminó de cambiar y le dio un azote el culo a su amiga con mucha simpatía, sabiendo que la amistad entre las dos amigas podría con todo, esa complicidad femenina podría con todo. Saliendo de la habitación para ir a la cocina.

-Vamos voy a preparar palomitas.

Eiden sonrió mientras se ponía los pantalones del pijama, le había azotado la chica de sus sueños, era tan agradable tan sexy sentir esa manita en su piel suave y sedosa:

-Creo que me ha dejado muy mojada.

Las dos chicas se quedaron hablando mientras comían palomitas y veían una película romántica, a Eiden le importaba poco ya que lo mejor de todo era estar con Marla, aparte esas películas le aburrían demasiado:

-Marla ¿Tienes novio?-Pregunto Eiden.

Marla sonrió al escuchar a su mejor amiga:

-No soy como tu Marla que cuando estas borracha y cachonda se acuesta con cualquiera hasta con Marc.

Eiden suspiro al escucharla “Sigo teniendo remordimientos al pensar que toco este cuerpo” La chica rubia sonrió al escucharla:

-Si, si claro ¿Pero no tienes novio?

Marla sonrió al escucharle:

-No tengo novio por a hora….

Eiden cogió palomitas y se la llevo a la boca, algunas palomitas se colaron por el cuello de su pijama, cayendo entre sus pechos, pero eso le dio igual ya que podría venderle a Jake y cuando volviera a su cuerpo podrían ser novios:

-¿No te gusta Jake? Es una idiota gracioso…

Marla negó con la cabeza al escuchar a su amiga al nombrar ese nombre:

-Mmm, es un idiota, demasiado idiota para mí….

Eiden se llenó la boca de palomitas:

-Pego seguía tu iota…..

Marla comenzó a reír:

-Bueno podría ser un idiota para los días tontos, podría ser yo la que mandara en la relación, mi negado y fracasado…..

La chica rubia intento aguantar el sueño con todas sus fuerzas, se llevó la mano a la cara intentando que sus ojos no se cerraran, suspiro por aguantar tanto, miro a su lado al escuchar unos leves y encantadores ronquidos. Al girarse vio que Marla estaba profundamente dormida. Eiden se tumbó a su lado y sintió su calor contra su cuerpo, ella suspiro aliviada ya que si fuera un hombre ya tenía la bandera levantada. La tenía tan cerca de ella, era el sueño de su vida estar en la misma cama de ella. Quiso acariciar sus caderas pero sus dedos se pararon a unos milímetros de ella. No quería despertarla y menos que su relación amistosa se rompiera. Se levantó de la cama y se cruzó de brazos “Creo que me voy un momento al lavabo y me hago unos dedos para no arruinar nuestra relación” Fue al lavabo y cerro con el cerrojo, se sentó al borde de la bañera y comenzó a masturbarse. Al salir del lavabo salió algo más aliviada, pero al volver a ver a Marla con ese pijama tan estrecho hacia que sus jugos vaginales comenzaron a hervir como una olla Express, no había nada que pudiera detenerlo. Se mordió el labio y cerro los dientes con fuerza, cerro sus puños y miro el techo de la habitación “JODER, JODER TAN CERCA Y NO PUEDO HACER NADA” Corrió hacia la puerta de la casa y cogió una chaqueta que estaba en el perchero, algo de aire fresco le enfriaría o eso esperaba. La chica por debajo de la chaqueta solo llevaba ese apretado pijama.

Comenzó andar por la calle, estaba frustrada ya que podría estar más cerca del amor de su vida, pero era a hora su mejor amiga, esta cabreada consigo mismo, estaba furiosa, maldito deseo. En el parque donde pasaba cada día para ir al colegio se encontró en un banco con Marc que tenía un pack de seis cervezas. El chico se le quedo mirando, por un lado estaba muerto de miedo, era un chico duro, una persona que solo conocía las palizas, pero el tema de una denuncia por una violación le perturbaba demasiado.

Eiden le miro y suspiro, era a hora una mujer y ese matón no le aria nada, recordaba que el chico se había follado su cuerpo femenino y de una forma u otra le respetaba y le quería muy en el fondo. No tendría que saber que realmente era el chico que disfrutaba dándole palizas.

-Hola Marc no quiero hablar sobre cuando lo hicimos, solo quiero saber si tienes unas cervezas para mí.

El chico asintió con la cabeza y le hizo un gesto para que se sentara a su lado para beber juntos:

-Si nena, pero no hablemos sobre aquel día.

Los dos chicos bebieron sin cesar, poco la charla comenzó a surgir entre ellos, una charla entre cortada por cada trago de alcohol que bebían y la felicidad comenzó a nacer, una felicidad conseguida por su borrachera.

-Crees que, crees en el intercambio de cuerpo, je je joder que borrachera llevo encima- Dijo Eiden.

-Si puedo intercambiar mi puta vida con una ricachón ja ja ja.

Eiden sonrió y movió sus piernas, sentía como se calentaba por dentro, en esos momentos cualquier cosa para satisfacer su cuerpo le valdría, hasta el cuerpo robusto, musculoso de Marc, los dos se miraron atontados. Ella cometería una tontería, el chico que llevaba en su interior quería experimentar porque su mente estaba muy ida por el alcohol.

-¿Tienes?

Marc le enseño un condón que tenía en su cartera, ella sonrió quitándose su chaqueta:

-Esplendido.

La chica se había quitado los pantalones del pijama, se había levantado la camiseta del pijama para mostrar su pechos, mientras estaba tumbada en el banco Marc se había bajado los pantalones y le tenía cogido de las caderas, le comenzó a penetrar, la chica sonrió al sentir los empujes de su matón, al sentirse penetrada por su amante, era tan agradable.

Era increíble sentir aquello, era increíble sentir como la penetraban, para el chico que estaba dentro de esa chica descubrir el sexo hetero le estaban volviendo loca, el sudor que se resbalaba por su cuerpo, el llegar poco a poco al orgasmo era tan increíble para ella. Sentía como entraba dentro de su cuerpo, como aquel nuevo cuerpo que tenía no era virgen y le entraba perfectamente el pene de Marc, se había ahorrado el dolor de perder la virginidad.

Llegar al clímax fue como explotar por dentro para ella, sonrió al sentir como se lubricaba su sexo, Marc también estaba saciado y fue sacando poco a poco su pene dela vagina de su amante. Se sentó en el banco y cogió su chaquetilla vaquera y cogió un paquete de tabaco, Eiden se incorporó y le cogió un cigarrillo a su amigo para premiarse por el sexo. Se lo puso en sus carnosos labios y después de ver como el chico se encendía el cigarrillo vio como le encendían el suyo, sus ojos se pusieron bizcos mirando fijamente la llama que encendía el cigarro. No sabía si su cuerpo femenino estaría preparado para tragar humo. Pero el humo le entro perfectamente, su cuerpo, sus pulmones estaban ya preparados para eso.

-Entonces nuestra relación??

Eiden soltó todo el humo de sus pulmones, a hora podría ser la chica mala, sabía que tenía todas las de ganar con él, solo tenía que elegir sus palabras, no era el chico que ese matón maltrataba “Aja sabes una cosa soy Jake el chico que tanto odias y te lo has follado ja ja ja” Pero negó con la cabeza:

-Nuestra relación es solo sexo y si quieres insistir gritare tan fuerte que los movimientos feministas te aplastaran.

Eso era lo bueno de tener algo de cultura y saber cómo andaba la cosa por internet y por el mundo. El chico duro asintió con la cabeza:

-Me basta.

La chica se levantó del banco, se puso bien los pantalones y se puso bien la chaquetilla, sonrió intentando mantenerse en el papel de chica dura, aunque después se sintiera que su carácter pesaba una tonelada difícil de mantener:

-Bueno yo vuelvo a la cama, gracias por este apaño..

La chica rubia volvió a la casa de Marla y dejo su chaqueta en el colgador, sin hacer mucho ruido se fue hacia la habitación de su amiga, la vio allí durmiendo y se tumbó a su lado. Sintió su cuerpo tan caliente a su lado y ella suspiro porque estaba muy saciada de todo, por ese polvo que había echado hace un rato “Gracias Marc, no sabía que tenía una polla de ese tamaño y es increíble que me cupiera entera” Asintió con la cabeza y se acarició el ombligo, era increíble su cuerpo femenino.

Jake llego a casa bastante enfadado ya que no tenía su cuerpo, por dentro estaba la rebelde chica rubia atrapada, el abrió la puerta de malas maneras y la cerro con todas sus fuerzas ya que estaba muy cabreado con todo. Observo su casa, su oscuridad, su silencio estaba totalmente solo. Paso a paso fue andando por el pasillo de su casa y llego a la cocina y vio una nota de sus padres “Cariño estaremos un par de días fuera, por negocios, tienes la comida en la nevera y en el congelador” El chico suspiro y abrió la nevera, sonrió al ver que había un cuarteto de cervezas, seguro que los padres del chico pensaban que podrían dejar estas cosas y que el jamás lo tocaría. El chico sonrió y se froto las manos:

-Jake es buena persona pero la chica que lleva dentro necesita mucha cerveza.

El chico subió a su cuarto y se quedó sorprendido al verla, la chica rubia que tenía en su interior no había tenido tiempo al ver esa habitación, todo fue tan impactante para ella ser el, se sentó en la silla frente al ordenador y suspiro:

-Mañana te arrancare la piel para que pidas un deseo y volvamos a nuestros cuerpos.

Se abrió una cerveza y se puso en frente del ordenador, todos los ordenadores eran tan sencillos solo tocar un botón y se ponía en marcha, el que tenía ella estaba desfasado y plagado de virus. Lo encendió y vio lo que tenía guardado entre tragos y tragos de cerveza:

-Va-vale, vale juegos de frikis y que guardaras Jake en esta carpeta.

Negó con la cabeza ya que vio que el chico había conseguido muchas fotos de Marla, ella frunció el ceño:

-Pervertido como abras conseguido las fotos de Marla……..Estarás en la gloria tan cerca de mi amiga.

Vio una carpeta en el escritorio bastante escondida y la abrió, al abrirla vio cientos de videos, sonrió al pensar que podría ser, era tan predecible el chico que tenía antes este cuerpo:

-¿Porno?

Puso un video y se cruzó de brazos quería ver si le pasaba lo mismo que a los chicos, quería sentir lo mismo que ellos, sonrió al ver como la pareja hacia el amor tan gráficamente, como ella con tetas enormes era penetrada, El chico se miró la entre piernas y sintió como el musculo se comenzaba a hinchar, en lo más profundo la chica le gustaba lo que veía, sexo duro sin cariño. Se abrió los pantalones para saber cómo estaba ese musculo y vio su polla tan dura y llena de venas:

-Joder Jake no sabía que estabas tan bien dotado.

La cogió con una mano y sintió, el calor, como latía y lo dura que estaba, fue bajando la piel y vio el capullo, esa fresa carnosa que estaba encima del musculo, lo toco y sintió como escocia, era como tocar un musculo sin piel. Sin pensarlo dos veces fue subiendo y bajando la piel, se estaba masturbando, la chica que tenía en su interior disfrutaba mucho el chico gemía de placer. Hasta que exploto. El chico vio en su mano el semen que había salido propulsado de su polla. La olio con asco y rebusco entre los cajones hasta encontrar un rollo de papel de váter. Se lo limpio:

-Creo que será una noche divertida, pajas y cervezas.

Jake estaba agotado ya que la chica rubia que tenía en su interior había descubierto que la masturbación masculina era agotadora, sentía que estaba sin fuerzas y su polla había perdido fuelle y no podía ponerse más dura. Sonrió al ver la habitación llena de trozos de papeles de váter por todos lados.

-Puff estoy agotado, la masturbación masculina mola cuando te ves al otro lado, pero no puedo ni mover los brazos, joder.

El chico bastante borracho se fue a dormir, dio un par de pasos y cayó derrotado en la cama, sería una noche tranquila, hasta que comience la lucha para volver a su cuerpo, demasiadas ideas estúpidas pasaban por su cabeza por culpa del alcohol que corrían por sus venas, hasta que sonó el móvil. El chico refunfuño al escucharlo ¿Qué narices querían? Solo quería dormir. Hizo un esfuerzo y fue a coger el móvil. Negó con la cabeza y se froto los ojos era Ed un amigo íntimo del chico.

Jake intento recordar ese chico que iba a veces con él, la chica que llevaba dentro recordaba vagamente al mejor amigo de su cuerpo masculino, si colgara el móvil y lo lanzara muy lejos ¿Le dejarían tranquilo? Pero seguía vibrando el móvil sin cesar, con esa odiosa canción. Suspiro y cogió el móvil para saber lo que quería ese chico:

-¿Hola Ed que quieres?

-Hey tío me han dicho que estas solo podríamos quedar hoy en tu casa….

Jake suspiro y negó con la cabeza no quería soportar a ningún amigo de su cuerpo masculino, no quería hablar con nadie hasta volver a su cuerpo, negó con la cabeza y se quedó pensativo por unos segundos, tendría que intentar llevar una vida aunque fuera de ese fracasado, seguro que si era antisocial las cosas serían más complicadas:

-Vale, vale hay cerveza en mi casa….

El chico fue al servicio para pegarse una ducha para refrescarse y tener las ideas más claras e intentar ser más sociable, se desnudó y se miró su pene, al tocarlo un poco vio que se volvía a poner erecto, sonrió y se metió en la ducha:

-Una más bajo la ducha….Ja ja ja.

Al salir de la ducha fue desnudo hacia su habitación, saco algo de ropa y se miró al espejo después de ponerse unos calzoncillos, sonrío ya que era un chico no estaba del todo mal, para estar en ese cuerpo a la fuerza tendría que encontrar algo bueno:

-Bueno estoy delgado y tengo algo de musculatura, poca pero hay, aparte no estoy mal dotado.

Se puso unos tejanos y una camiseta de manga corta, miro su habitación y entre cerro los ojos:

-¿Este tío tiene tabaco?

Ed llego a la puerta de la casa de Jake y pico al timbre, escucho unos pasos y se escuchó como se abría la puerta poco a poco, los dos chicos se miraron a los ojos. La chica que estaba dentro del cuerpo del chico y aun con el efecto dela cerveza sonrió al ver que no era tan feo ese chico, imberbe, delgaducho y hasta algo guapo.

-¿Qué pasa tío? Pasa, pasa.

Ed sonrió al entrar dentro de la casa y miro a su amigo que parecía que estaba algo raro, seria por su mirada o por su forma de comportarse:

-¿Cuántas cervezas llevas?

-Pues tío llevo dos, pero hay bastante para ti….

Jake y Ed se sentaron frente a la televisión con unas películas y unas cervezas, la chica rubia estaba aburrida de esas Peliculas estúpidas que estaban viendo, no entendía las cosas de frikis y solo sabía alargar las conversaciones hasta darle la razón, sin saber lo que quería decir a veces. Le daba otro trago a la cerveza y sonrió, no estaba nada mal su amigo, hasta su lado femenino estaba sintiendo algo por él. Quiso experimentar aun pensando que todo terminaría en puñetazos, poso su mano en su pierna y Ed le miro extrañado. También el efecto de la cerveza le hacía efecto:

-¿Qué haces Jake?

Jake no lo pensaba dos veces y le dio un beso en la boca, Ed se sintió extraño y se aferró con fuerza a su amigo en un fuerte abrazo, la chica que estaba dentro del friki se sorprendió al ver que fue tan sencillo, que su amigo se sintiera atraído por él y que tuviera esa homosexualidad tan escondida.

La chica rubia quería experimentar con aquello, quería saber cómo era el sexo homosexual, tenía todo aquello que a ella le gustaba, los chicos y los chicos con cervezas. Sin pensarlo dos veces le quito la camiseta y pudo ver su palmito delgaducho, hasta atractivo sin un pelo en el pecho, con esos bonitos pezones. Jake se quitó la camiseta ayudado por Ed, se bajaron los pantalones y después continuo la cosa. Sexo homosexual que complacería a Eiden.

Eiden estaba con Marla tan cerca, estaba en un sueño, sintiendo su calor, sintiendo su cuerpo femenino con el suyo, el chico que estaba dentro estaba excitado, estaba en el cielo. Hasta que recibió un mensaje al móvil, ella estiro la mano y lo cogió, su rostro se quedó petrificado al ver aquello, su cuerpo masculino Jake desnudo junto a Ed, que estaba durmiendo pegando su cabeza contra su pecho. Había hecho que su sexualidad había cambiado totalmente.

Jake se encuentra con su mejor amigo e intentara que le ayude, Eiden ira a casa de Marla a pasar la noche y al ver que no consigue nada se emborracha y se vuelve a encontrar con Marc y se deja hacer el amor.

Eiden se quedó despierta por unas horas ¿Cómo podría volver a su cuerpo si a hora piensan que es homosexual? La chica de levanto poco a poco al poco rato de ver cómo podía ver los primeros rayos de sol del día, se levantó y se puso la ropa, dejando el pijama encima de la cama, rebusco un poco por el cuarto y cogió una hoja y un bolígrafo, para poder dejarle una nota a Marla “Tía voy a buscar una cosa a mi casa después nos vemos” La chica salió de casa de su mejor amiga y sintió el frio de la mañana, a primeras horas antes que saliera el sol se podía sentir algo de deseado frescor en el ambiente que hacía que sus pezones se pusieran muy duros, antes de volver el bochorno. Ella no lo pensó dos veces y se dirigió a su casa. Al llegar a la puerta de su casa rebusco en unas cuantas rocas de cerámica y encontró la llave para abrir la puerta. La chica entro a la casa y fue buscando a Jake, lo encontró desnudo junto a Ed, la chica se sentó en una silla y espero que se despertara su cuerpo masculino. Ed al sentir que le observaban y al escuchar el sonido de una respiración furiosa abrió los ojos poco a poco, al ver a la chica se asustó, rápidamente Eiden le hizo un gesto para que no hiciera ruido:

-Lárgate…Lo se todo.

Ed cogió su ropa y comenzó a vestirse había descubierto su homosexualidad y no le apetecía hablar con nadie. Se vistió rápidamente y salió de la casa, Jake escucho el ruido de la puerta y abrió los ojos un poco viendo a su antiguo cuerpo femenino a su lado muy enfadada:

-Mmm, eres tu ¿Dime pervertido te lo has pasado bien masturbándote con mi cuerpo?

-Sí, lo disfrute un montón ¿Lo disfrutaste y por qué te acuestas con un hombre? Me has fastidiado la vida.

-La masturbación masculina es muy sencilla y solo te diré una cosa, me siguen gustando los hombre y la que jodo es tu vida.

Jake miro a Eiden a los ojos mientras se iba vistiendo, los dos se pusieron en pie y el chico le superaba en altura a la chica, se miraban casi desafiándose:

-Pues devuélveme mi cuerpo.

-Nos hace falta un año para un cumpleaños, para un pastel con velas….

Jake se puso la camiseta y sonrió:

-Espera pasteles y velas ¿Por qué no hacemos pasteles de cumpleaños?

Jake entro en la cocina con Eiden detrás suya, la chica quería explicarle a su cuerpo masculino que era una estupidez, solo valdría el día de un cumpleaños, que aunque hiciera un pastel y soplara las velas no era el día ni la hora para eso:

-Espera, solo vale para un cumpleaños y no es el mío ni el tuyo.

-Déjame hacerlo, venga harina, azúcar, huevos y todo eso vamos, vamos.

Jake le dio un bol a Eiden y los dos comenzaron a batir la masa de dos pasteles, ella sabía que no pasaría nada y el chico estaba convencido que eso sería la solución para volver a sus cuerpos:

-Vamos, vamos tía.

Los dos se quedaron mirando el horno mientras se horneaba uno de los dos pasteles, la chica miro a su amigo negando con la cabeza:

-Así no es….

-Cállate un poco…

Entre los dos prepararon los pasteles, mientras que la chica estaba pensativa porque aquello era una estupidez, el chico estaba emocionado, volvería a su cuerpo. Cuando encendieron las 16 velas se miraron a los ojos y el sonrió:

-Venga piensa en volver a tu cuerpo y sopla.

Los dos soplaron a la vez, el chico se dio cuenta que no pasaba nada y se sintió frustrado, la chica negó con la cabeza mirándole a los ojos:

-Ves.

El chico cogió nuevamente el bol y comenzó amasar la masa, le dio otro a la chica:

-Pues hagamos más pasteles a ver cuál funciona….

Al rato tenían 20 pasteles de cumpleaños y con velas, los dos se liaron a soplar las velas pidiendo siempre el mismo deseo, al no pasar nada el chico se frustraba más, la chica enfadada le miro:

-¡¡¡TE LO DIJE!!!

Jake sonrió:

-Si nos comemos los pasteles..

-Más de veinte pasteles, estás loco….

Pues al final entre los dos se comieron los pasteles y terminaron tirados en el suelo, con la boca llena de nata, artos de pasteles, con los pantalones abiertos y las camisetas levantadas, tenían el ombligo muy hinchado de comer tanto dulce de cumpleaños, el chico miro a la chica:

-Pues será que no.

-Tu como chica eras muy dura pero un poco cabezona ¿No crees?

Se quedaron allí tumbados durante un rato, esperando que pudieran levantarse del atracón de pasteles, la chica rubia miro al chico y suspiro:

-Mmm, que es lo que más te gusta de ser chico?

-La masturbación….

Ella sonrió al escucharlo:

-Si es lo más ¿Pero el sexo es una locura?

Jake asintió con la cabeza y miro a su antiguo cuerpo femenino y le paso un dedo por la nariz para limpiarle la nata, se lo llevo a la boca y rápidamente los dos se comenzaron a besar apasionadamente.

La chica se aferró con sus fuerzas a la mesa con los pantalones bajados, mientras que tras de ella el chico le había metido la polla por el ano y se la estaba follando, la chica al sentir el empotramiento sonrió:

-Es increíble me estoy follando a mí mismo….

-Me estoy follando a mí misma joder….

Los dos desnudos se tiraron encima de la mesa de cocina y siguieron con su lujuria, ella tenía cogida con fuerza a su antiguo cuerpo masculino y sentía como entraba su antigua polla en su coño, el sentía su polla entrando en su antiguo coño, estaban disfrutando.

Fui un polvo un poco agotador ya que estaban con sus estómagos llenos de bizcocho, de nata y cualquier decoración dulce que llevara esos 20 pasteles que habían devorado para saber si podían pedir un nuevo deseo para volver a sus cuerpos. Eiden miro a Jake llevándose la mano a la boca ya que los ardores y los eructos comenzaron:

-¡¡¡JAKE,JAKE PUEDES PARAR TENGO TANTO BIZCOCHO, NATA EN EL ESTOMAGO QUE CREO QUE SI ME SIGUES EMPUJANDO VOY A VOMITAR!!!

Jake le miro a los ojos y la siguió penetrando un poco mas hasta que llego al orgasmo, sacando su polla antes de correrse dentro de su antiguo cuerpo femenino:

-Claro, quería saber lo que se sentía al tener un orgasmo masculino, dentro de una vagina, de mi vagina.

Eiden le miro a los ojos forzando una sonrisa:

-Pues tenias experiencia con follar a pelo y el retroceso….

Jake asintió con la cabeza:

-Bueno es que Marc le gustaba hacer eso…

Eiden volvió a tener un escalofrió en su cuerpo, no sabia que tenia ese matón para que la propietaria de su cuerpo le adorara y por que le utilizo para apagar sus mas bajos instintos, era una inexplicable para su vida, lo odiaba pero no podía vivir sin el, maldita sea:

-Que tendrá ese matón, joder.

El chico sonrió al mirarle a los ojos:

-El siempre esta hay cuando le necesitamos para lo que sea…..

Los dos chicos comenzaron a recoger la cocina mientras se daban las pautas de como seria el colegio para ellos dos, tenían que comenzar sus vidas como chicos intercambiados y tenían que tener unas normas. Eiden sonrió:

-Me quedare con Marc para que no te pegue una paliza, aparte también pudo utilizarlo para que haga algún trabajillo, también intentare que Marla me quiera, te quiera o lo que sea.

Jake le devolvió la sonrisa a su amiga:

-Creo que Ed seguirá siendo mi amante, tu seras bisexual yo quiero seguir disfrutando del sexo con los chicos, aparte sentí mucho vuestro punto G…..

Se acercaron el uno al otro, la chica rubia y el chico se miraron a los ojos, se cogieron de sus dedos pequeños, solo querían una norma mas para ellos dos:

-Tendremos sexo entre los dos una vez al mes, me entiendes pringado -Dijo Jake.

-No te pases a hora soy una chica dura, eso quiero ser, un chicazo…..

Eiden asintió con la cabeza:

-Y todo esto hasta nuestro próximo cumpleaños..

29 de Junio de 2020 a las 13:47 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Continuará… Nuevo capítulo Cada 30 días.

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~