lotusvowmoon Kimberly García

Un día mientras paseaba se abrió un portal y decidió atravesarlo, del otro lado lo que vio lo había cohibido de cierta manera, allí estaba el niño que muchas veces había visto en sus sueños, pero ya no era un niño, ahora era un joven adulto muy apuesto y entonces el pequeño hado supo que había estado viajando en sus sueños hacia la realidad, hacia el amor. A partir de ese día, cada noche y cada tarde de cada solsticio el pequeño ser, escribía una carta a aquel muchacho

#microrrelato4
  10 de Octubre de 2019 a las 21:49
AA Compartir

Comenta algo

0 Comentarios
Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!

Más microrrelatos