Brooklyn Baby Follow story

pryxy-misel PryxyMisel Sánchez

Después de tantos años, al fin pude regresar a Londres pero no todo es como me lo esperaba. Viejos amigos, nuevos lugares, una rivalidad y tal vez un... ¿Amor de verano? Definitivamente Brooklyn era todo menos lo que yo esperaba.


Romance Young Adult Romance All public.

#amordeverano
0
134 VIEWS
In progress - New chapter Every Tuesday
reading time
AA Share

Londres


-¿Estas emocionada?-pregunta mi madre.

-Más que nunca.-respondí mientras cerraba mi maleta. Este verano volveremos a Inglaterra después de 9 años. Lo he extrañado mucho y más que nada la casa del lago, es lo que más me emociona de volver a mi antiguo hogar.

-Me alegro, querida. Cuando termines, baja a cenar. 

Terminé de empacar justo a la hora de la cena. Al bajar, me encontré en las escaleras con mi hermano menor, Timothy (timmy, de cariño). Tal vez era quien más feliz estaba por el viaje, hasta podría decir más que yo pues nunca ha ido, se ha tenido que conformar con las historias que le hemos contado Robert y yo, quien es mi hermano mayor.

Al llegar al comedor, mamá estaba sirviendo la cena y papá el vino. Robert estaba usando su teléfono hasta que Timmy tomó asiento a su lado. Tomé asiento y mamá por igual dando comienzo a la cena.

Me encantan estos momentos, todos juntos cenando en familia. Mientras reían, me aseguré de capturar la escena en mi memoria: papá contando sus chistes malos, Robert y Timmy riéndose y mamá mirando la escena con una sonrisa, al igual que yo. En un momento nuestros ojos se cruzaron y me dedicó una de sus cálidas sonrisas, esas que me reconfortaban. Al final del verano, las noches de cena en familia cambiaran, Robert entrará a la universidad y se mudará hacia otra ciudad, New York. Y después yo lo haré. Al final solo quedaran nuestros padres y Timmy, quien por suerte, aún tiene muchos años por delante.

Al terminar la cena, Robert y yo ayudamos a mamá a recoger y lavar los platos. Todos nos fuimos a dormir de una vez pues tenemos que levantarnos temprano para llegar a tiempo al aeropuerto. Inglaterra está a varias horas de distancia de Florida.

(...)

El reloj sonó a las 3 am, despertando a todos. Después de levantarme, tomé una ducha caliente para calmarme, el agua me abrazaba relajando mi cuerpo y mi mente. Ayer estaba muy emocionada por el viaje pero hoy estoy un poco nerviosa. Al terminar de alistarme, bajé las escaleras encontrándome con todos esperando por mí. Robert tomó mis maletas y las entró en la cajuela de su auto. Timothy aun dormía, papá lo tenía en brazos. Robert y yo nos fuimos adelante, mientras que nuestros padres y mi hermanito irían en el auto de papá.

Al llegar al aeropuerto, me sorprendí con la cantidad de personas que había en él. Sé que al ser verano muchas personas viajan por las vacaciones pero al ser tan temprano, no llegué a pensar que pudiera haber tantas personas. Mientras nuestros padres hacían el papeleo, mis hermanos y yo fuimos a Krispy Kream por unas donas y un café calientito de desayuno. Minutos después nuestros padres se unieron y nos quedamos conversando hasta que la hora de abordar se acercó. Al pasar por la puerta y hacer todo el procedimiento, llegó la hora de abordar el avión.

En el transcurso del vuelo, me traje varios libros para leer en lo que las horas pasan; Robert, quien está sentado a mi lado, ve películas en su iPad, mientras que Timothy quien esta con mamá volvió a dormir mientras nuestros padres conversan.

Han pasado 9 años desde que estuvimos en Inglaterra. Muchas cosas han debido pasar en ese tiempo. He extrañado bastante a mis viejas amigas, gracias a las redes nos hemos podido volver a comunicar y mantenemos contacto pero igual ansío mucho verlas. Otra de las personas que más extraño es mi tía Helen, la hermana mayor de mi padre, una mujer un tanto extravagante pero de buen corazón.

Pero si hay algo que más anhelo volver a ver (o visitar en este caso) es la casa del lago. Mi familia no es millonaria pero si vivimos bien acomodados. Cuando mi padre, Arthur se había independizado del dinero de su familia, empezó a trabajar desde cero. Al principio no tenía mucho pero poco a poco fue construyendo una pequeña casa pintoresca cerca de un lago, tierra que le heredó su abuelo al morir. Al conocer a mamá, Margaret, y posteriormente casarse, empezaron su vida juntos en esa pequeña casa. Juntos fueron avanzando con el paso del tiempo, papá entró al mundo de los negocios quien era bastante hábil con las personas mientras que mamá trabajaba en una pequeña repostería del pueblo. Al nacer mi hermano, Robert, mamá abandonó su trabajo para dedicarse al hogar, dos años después nací yo. Las cosas en casa iban viento en popa. Papá resulto ser bastante exitoso en su trabajo y mamá estaba esperando a su tercer hijo, Timothy. Debido al gran éxito de papá, decidieron que expandir su negocio era la mejor opción por lo que emigraron a Estados Unidos, en donde nació mi hermanito y el lugar en donde vivimos actualmente. Despidiéndonos por una larga temporada de Londres, mis amigos y la vida que ya tenía allá.

Jan. 9, 2019, 7:51 p.m. 0 Report Embed 1
Read next chapter La Mansión GrandChester

Comment something

Post!
No comments yet. Be the first to say something!
~

Are you enjoying the reading?

Hey! There are still 1 chapters left on this story.
To continue reading, please sign up or log in. For free!

Related stories