Short tale
0
4816 VIEWS
Completed
reading time
AA Share

Carta


Para ti, que tienes Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad:

Sé cómo te sientes. Esa frustración al sentirte tan diferente al resto, la sensación de ser inferior en las cosas qué haces. Sé que es difícil poner atención, o simplemente quedarte quieto, o incluso pensar antes de actuar. Es difícil sobre todo tratar de explicar que no es tu culpa. Entiendo todo esto y más sobre ti. ¿Por qué?, tal vez preguntas. Es sencillo: por qué soy como tú.

Duele sentirse diferente, sentirse menos. Y, por más que uno lo intenta, parece una tarea imposible terminar un trabajo sencillo. Sé que has tenido algún momento en tu vida con baja autoestima por estas razones, por qué yo y muchos más como nosotros lo hemos vivido. Y también sé que esto puede empeorar si tienes hermanos que no lo padecen, pues los padres nos llegan a comparar con ellos... jamás olvidaré la mirada de mi padre al decirme "deberías ser más como tú hermana".

A veces, tus personas más allegadas no logran entenderlo. Recuerdo que en la preparatoria tenía un novio. Me decía que me iba a presionar para que lograra poner atención. Cuando traté de explicarle que no estaba en mi, me comentó que todo estaba en mi cabeza, que solo tenía que esforzarme. Tenía razón hasta cierto punto, pero fue unos años después que entendí por qué me pasaba esto.

Tienes que entender algo: el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad es causado por un desequilibrio químico en el cerebro de algunos neurotransmisores. Entre ellos está la dopamina, serotonina y noradrenalina. Esto hace, entre otras cosas, que las recompensas a largo plazo no sean tan atractivas como lo son para el resto. Es por esto que algunos de nosotros estamos medicados. El metilfenidato no "apaga" a la persona, sino que regula esto en el cerebro.

Ya dicho esto, hay algo que el mundo debe entender: este trastorno que tenemos es real. No es "un invento para medicar a los niños y tenerlos controlados". Es increíble la cantidad de personas que piensan esto... cuanta gente cree que es una simple decisión el hacer hasta las cosas más cotidianas. Tú y yo sabemos que no es así, pues el esfuerzo que hacemos para hacerlas es grande.

Desde niña, mi madre se sentaba a mi lado para que hiciera la tarea, llegaron a ser horas las que pasaba sentada en el comedor con ella. Recuerdo claramente sus gritos al creer que no me interesaba, o que simplemente no quería trabajar. Por el hecho de que tardaba en terminar los trabajos en clase, los maestros creían que era "de lento aprendizaje". Solo hubieron dos maestros que creyeron en mí, que entendieron por lo que pasaba. Lamentablemente, no todos aquellos como nosotros han corrido con la misma suerte.

Es difícil no poder explicarle estás inseguridades a alguien más por miedo a lo que piensen. Pero es peor sentirse solo cuando estás rodeado de seres amados... ¿lo has sentido? Si, me pasa seguido. Y puedo decirte esto: Estoy contigo.

Pero, hay algo que debes saber: está confirmado que las personas con TDAH, personas como tú y como yo, tenemos un alto coeficiente intelectual. Somos capaces de hacer varias cosas a la vez (y hacerlas bien) si nos organizamos en su momento. Si, a veces es difícil, pero vale cada segundo cuando aprendes a aceptarlo en tu vida.

En el momento que te escribo esta carta tengo 21 años, y estudió psicología. Entre a esta carrera por qué quiero ayudar a personas como nosotros a entender lo mismo que te he estado diciendo todo este tiempo: conozco tu dolor, y créeme, tú puedes con esto. Es posible salir adelante, solo tienes que levantarte y dar un paso a la vez. Poco a poco, el camino se formara frente a ti. Si, a veces pienso que hubiera sido mejor no nacer con este padecimiento, pero esto solo significa que soy más capaz de lo que los demás ven, por qué (al igual que tu) vivo con una lucha diaria contra mi misma; contra la impulsividad, la hiperactividad y el déficit de atención. Si, es difícil... pero verás como al final todo habrá valido la pena.

Sé cómo te sientes, por qué soy como tú. Y es por eso que te digo lo que jamás me dijeron a mi cuando más lo necesitaba... no estás solo.

Nunca más.

Ana K. Murillo.

Correo: anak.murillog@gmail.com

P.d: si conoces a alguien con TDAH, hazle llegar este mensaje. Tal vez lo necesite.

Nov. 9, 2018, 2:04 p.m. 0 Report Embed 1
The End

Meet the author

Comment something

Post!
No comments yet. Be the first to say something!
~