0
4992 VIEWS
Completed
reading time
AA Share

Sábado

Al parecer siempre sufrí de hipofrenia, no sabía cómo explicar a veces esa tristeza que me invadía. Luego te conocí y creí en ese principio del Yuanfen, ese que define amores que nacieron predestinados, al parecer fue una serendipia, buscando un amigo, conseguí algo mucho mejor; ese amor que nosotros llamamos sempiterno o eso esperamos que sea. Entonces nuestra relación se volvió un poco ramé, ¿qué dualidad no? pero en sí somos diferentes, ¿qué se puede hacer? 

Cuando me empezaba a sentir afligida o un poco ensimismada, necesitaba un poco de aliento y te hacía preguntas, te pedía que me dijeras "te quiero" o te pedía una explicación de cómo te sentías conmigo, pero luego me di cuenta que lidiabas con la alextimia, así que decidí pedirte algo escrito y ahí empecé a ver tus dotes. Así en vez de hacerte preguntas, sólo me acostaba y tu me hacías cafuné, eso que siempre se siente tan bien.

Aunque a veces te creas que no eres suficiente o que tal vez no seas la mejor persona, y a pesar de todo lo que hagas o digas, siempre he visto en tus ojos y he sentido lo acendrado que eres, lo fácil que te sale una sonrisa a mi lado, lo fácil también que una lágrima cae cuando te sientes desolado. Y así yo te diga 21 veces al día que eres un lilipendo, tú sabrás que lo que te quiero decir es piwkenyeyu.

June 9, 2018, 4:32 p.m. 0 Report Embed 0
The End

Meet the author

Comment something

Post!
No comments yet. Be the first to say something!
~