masalinascebo Miguel Angel Salinas

Roberta descubre que el coche aparcado la noche anterior en una calle de su barrio no está. Alguien se lo ha llevado. Pronto halla una pista inequívoca. Con un enfado iracundo se dirige a recuperarlo, por las buenas o por las malas. (Relato perteneciente a la serie «Tolerancia cero»)


Thriller/Mystery All public.

#justicia #humor #drama #tolerancia-cero #misterio #suspenso
Short tale
1
2.2k VIEWS
Completed
reading time
AA Share

¡Al ladrón!

Roberta se había levantado tarde, una vez más. Desconocía qué le ocurría recientemente. Sentía una profunda apatía por cuanto la rodeaba.

Odiaba maquillarse. Y no se trataba de la acción en sí, que también. Mientras se contemplaba en el espejo, se formulaba preguntas a modo de letanía, «¿Por qué todos los días son iguales?» «¿Cuándo cambiará mi vida?». Al no obtener respuestas, seguía lanzando dudas a la pobre desgraciada que la contemplaba con cara de pasmo, disimulada un tanto por las capas de potingues.

Una vez se hubo acicalado, marchó con el tiempo justo, sin desayunar; lo haría en un hueco de la mañana.

Fue en busca del coche. De normal lo aparcaba unas cuantas manzanas más allá de su portal; resultaba muy complicado encontrar espacio en unas calles tan estrechas y concurridas. Recordaba que lo había dejado delante de una farmacia. No siempre ubicaba el lugar de una forma instantánea, pero ese día sí; justo al poner los pies en el suelo, se encontró a la vecina abandonando la botica y mantuvieron una breve e intrascendental charla.

Descubrió en el suelo la firma inequívoca del ladrón, un triángulo de color llamativo y con su matrícula anotada en el centro. ¿Por qué? No era la primera vez que le ocurría y, evidentemente, esto la ponía de muy muy mal humor. En la última ocasión estuvo a punto de estrangular al dueño de una tienda de ultramarinos; avisó a la grúa porque su utilitario no permitía el paso a los posibles clientes.

«¡Dios!», estaba fuera de sí. Intentó controlarse sin conseguirlo, la ira la poseyó con rapidez y eficacia. Se dirigió a su casa y por el camino se preguntaba si ella había robado alguna vez algo al Ayuntamiento (no se preguntó si había robado alguna vez algo a alguien). Su mente circulaba a mil por hora. Desordenadas, atropelladas y puede que ligeramente faltas de razón, le surgían preguntas que pretendían conformar un marco de sensatez y lógica. «¿Por qué tenían que robarle su vehículo?» «¿Ellos cumplían sus promesas electorales?» «¿Ella los denunciaba por no cumplirlas?» Una filosofía elemental, básica y simplista si se quiere, pero no carente de cierto sentido.

Entró en su cuarto, abrió el cajón de la mesilla y agarró con precipitación un revolver ensortijado con otros cachivaches. No hablaremos de su origen. Por un lado no tendría una fácil explicación y por otro, le pondrían a Roberta las cosas peor de cómo ya estaban, o mejor dicho, de cómo iban a estar en unos minutos.

Lo introdujo en el bolsillo de la chaqueta y se dirigió al depósito de vehículos. Sin mediar palabra le metió dos balas al guardia de la entrada. Mientras deambulaba buscando SU auto, se cruzó con otros dos funcionarios que descargaban una víctima más de este terrorismo consistorial. No hubo piedad, los acribilló.

De repente algo le llamó la atención. Un precioso Mercedes Benz se interpuso en su camino, como llovido del cielo. Decidió que sería suyo a partir de entonces. Se acomodó en su interior y giró la llave del contacto. Muy lentamente y admirándose de la eficiencia de los empleados que la atendieron, fue saliendo del recinto.

Encendió la radio y Janis Joplin acarició sus oídos*.


FIN


* Oh Lord, won't you buy me a Mercedes-Benz?♬♫♪♩


Relato perteneciente a la serie «Tolerancia cero»

June 11, 2021, 6:50 a.m. 2 Report Embed Follow story
3
The End

Meet the author

Miguel Angel Salinas Una de cada y otra de arena

Comment something

Post!
Luna Martinez Luna Martinez
¡Una crítica sublime a la sociedad actual! ¡Esta muy bueno!
June 27, 2021, 07:31
Manuele Rod Manuele Rod
Me recordó a una de las historias de la magnífica película argentina Relatos Salvajes. Eso de las grúas es todo un negocio, sale carísimo que te lleven el auto.
June 14, 2021, 15:03
~