0
1.5k VIEWS
In progress - New chapter Every 10 days
reading time
AA Share

Antes de todas las noches

En medio de un aislamiento ciudadano obligatorio, me encontré con una foto de luz y sombra que de inmediato me llamó la atención. Naturalmente con un “hola” empezó ese sueño del cual nunca pensé que me iba a involucrar. Con más luz vi unas fotos con un fondo perfecto, una figura delineada, pinceladas de arte, colores con gran impacto. Conecté con una mirada que le gustaba mirar el horizonte, ver límites en lo fundamental y mucha lógica en lo particular. Eso en un principio me pareció normal, más nunca peligroso. Me parecía encantador, soñador, ambicioso y muy capaz.

No recuerdo porque resultó el tema de una ducha. Fueron unas palabras mágicas, y aún recuerdo ese momento como un capricho infantil. Parecía una cascada en medio de la naturaleza, el agua circular por ese cuerpo, como se deslizaba sobre sus circulares ojos, el rostro merecía una fotografía. Una imagen que se quedará por siempre en mi memoria.

Un gusto musical, unos movimientos de bailarín, como bailando bajo la lluvia. Hay tanto para recordar, una mezcla de aromas, emociones y palabras, que hicieron una cita muy particular. Tantas cosas no observé ese día, pues estaba concentrado en ese fabuloso personaje protagonista de esta historia.

No se imaginan el desborde de mi corazón cuando me besó, no tengo palabras para describir ese momento, es un recuerdo que está en mi interior y no sabría cómo describirlo, para que lo vivan como lo hice yo. Aunque les confieso yo iba jugando y como dice el picaflor, “disfrutando de la vida” Ese día terminó con una pregunta < ¿de verdad quieres que lo intente? > Y obtuve la siguiente respuesta < ¡es que esto se seguirá repitiendo! > Y ahí en ese momento empezó esta historia, luego de unos besos, unas caricias y quizás una promesa.

Luego hubo unos detalles, una tarde con un domicilio, una cena con pizza y todos los del apartamento, una salida a tomar el sol y la noche que desgarró la relación fue ese domingo de película. Se desnudó para mí, me mostró los dolores de su corazón, sus heridas frescas y aquellas cicatrices que no quería dejar cerrar.

Me ofreció estar disponible para lo que yo necesitara, luego solo favores importantes, y luego me ofreció distancia. Me debía de ir, al principio lo sentía tan cerca, tan fácil y dócil que nunca me imaginé que distanciarme de manera voluntaria en tiempos de distanciamiento civil obligatorio doliera.

Soy honesto, me sincero y me golpeo para volver a la realidad, ya se ha ido, no sé a qué dirección, sigue allí donde lo conocí, pero el ya no está ahí. Yo también debía partir, empaqué solo los buenos recuerdos. Aquellos sentimientos y los mejores deseos siempre estarán conmigo.

July 1, 2020, 9:52 p.m. 0 Report Embed Follow story
1
Read next chapter Primera noche, sin huellas

Comment something

Post!
No comments yet. Be the first to say something!
~

Are you enjoying the reading?

Hey! There are still 13 chapters left on this story.
To continue reading, please sign up or log in. For free!