s_h_e_e_l_a_g Shee Lag

He aquí la historia del Maestro de las Ilusiones, no las físicas, sino las del alma, que embriagó en romance a La aprendiz, a tal punto que no quiso confesar quien era. Su vecino, ese hombre poca cosa que a diario ignoraba. Lo que nunca supo la aprendiz es que mientras ella se turnó en la cámara con miles para jugar, el Maestro siempre fue solo uno. Y sensible, pero no tonto, finalizó aquel juego con la frase que ella "él" le enseñó: no se espera el mismo juego... Porque no lo era.

#drama # TheMicroStoryller #theauthorscup
  May 23, 2019, 11:20 p.m.
AA Share

Comment something

0 Comments
Post!
No comments yet. Be the first to say something!

More microfictions